Santander aprueba destinar un millón de euros a bonos de alimentos y gastos del hogar para colectivos vulnerables por la COVID

Plaza del Ayuntamiento, en el centro de Santander.

Santander va a disponer de un millón de euros para que los vecinos especialmente afectados por la pandemia de la COVID-19 puedan disponer de recursos para la compra de alimentos y el mantenimiento de sus hogares. Esta es una de las medidas, introducida en la negociación política por el Partido Socialista, del II Plan de Choque que se ha aprobado este jueves en la capital cántabra.

Y es que el Pleno del Ayuntamiento de Santander ha dado el visto bueno a la segunda edición del Plan de Choque para combatir los efectos sociales y económicos de la pandemia por coronavirus. El Plan es una versión reducida del borrador inicial. Si en este estaban previstas 138 medidas por 59 millones de euros, lo aprobado este jueves se ciñe a las medidas más urgentes y directamente relacionadas con la pandemia, todo ello valorado en 21 millones de euros. El destino de los 39 millones restantes se negociarán a partir de ahora.

Salvo Vox y Unidas por Santander (UxS), precisamente las dos formaciones vetadas por Ciudadanos en sus contactos negociadores para los gastos concernientes a sus concejalías, el II Plan ha sido aprobado con los 25 votos a favor del resto de los grupos. La formación de extrema derecha y UxS se han abstenido.

En total, son 33 las medidas que se han aprobado y que afectarán a la población vulnerable, a las empresas y a la movilidad y el espacio público. Al primer bloque se destinan 4,5 millones de euros, 13 millones a la reactivación económica y 3,6 millones a la adaptación del espacio urbano.

De los 4,5 millones de euros para personas en situación de vulnerabilidad, se dedicará un millón de euros a bonos de alimentos y al mantenimiento de los hogares para la compra en comercios de Santander; así como otro millón de euros para incrementar el Fondo de Emergencia Social; 750.000 euros para la adquisición y rehabilitación de inmuebles que se incorporen al parque de vivienda de alquiler social, y 300.000 euros para ayudas a la conciliación y apoyo al cumplimiento de las cuarentenas, entre otras medidas.

De las ayudas a empresas, 6,5 millones son de tipo directo y financiarán el lanzamiento de nuevos proyectos empresariales, el respaldo a la industria creativa y cultural de la ciudad, la transformación e innovación digital, y los bonos 'Santander emerge' y 'Santander emerge 10+'.

Además, se subvencionará con otro millón de euros a las empresas turísticas y de hostelería, se pondrá en marcha la campaña de promoción 'Santander te espera' con un millón de euros más y se dedicarán 1,5 millones de euros a las segundas ediciones de 'Santander vale + Comercio' y 'Santander vale + Hostelería', tras el "éxito" de estas iniciativas para dinamizar la ciudad.

En urbanismo y movilidad se comprarán seis autobuses híbridos para la renovación de la flota del TUS, por un importe de 1,98 millones de euros. También se financiará el refuerzo de las líneas de autobús con medio millón de euros; el impulso de la movilidad sostenible con 300.000 euros; y las medidas de prevención COVID en las playas con 250.000 euros.

Debate

Los dos principales partidos de la oposición, PSOE y PRC, han conseguido introducir iniciativas propias en el Plan final. Como inicio, lo han reducido a lo estrictamente urgente, dejándose para una segunda fase todo lo concerniente a asfaltados y otros gastos más propios de un presupuesto ordinario.

Además, se ha mantenido el crédito bancario con que se ha de financiar la inversión municipal este año, según lo que se aprobó en el presupuesto ordinario, por lo que ya no se pagarán obras con los remanentes del Plan de Choque. Por lo demás, PP y Cs apenas han puesto inconvenientes a estos partidos para modificar partidas (suplementando básicamente lo concerniente a gasto social) con tal de conseguir su voto afirmativo, como así ha sido.

Aunque coincidentes en su abstención, UxS y Vox lo han hecho por motivos diferentes. La formación de Santiago Abascal ha decidido no apoyar el Plan por cuestiones ideológicas -con referencias expresas a los socialistas- y porque los vecinos no quieren más molestias, en referencia a las propuestas sobre movilidad y urbanismo pactadas con el PSOE, según ha dicho el edil Guillermo Pérez-Cosío; mientras que UxS, compartiendo la idoneidad de algunas de las 33 medidas aprobadas, es escéptica sobre el grado de cumplimiento del Plan vista la trayectoria de efectividad en el gasto del Ayuntamiento de Santander.

"Algunas de las propuestas las valoramos positivamente, pero que se encuentren en un papel no garantizan la ejecución de las mismas. Hagamos propuestas que seamos capaces de cumplir. El problema es que no se cumple. Los vecinos de Santander no necesitamos promesas si luego no se cumplen", ha dicho el concejal de UxS, Miguel Saro.

José María Fuentes-Pila, portavoz del PRC, se ha felicitado a la hora de conseguir sacar de la negociación los 16 millones con que se iban a financiar obras presupuestarias por lo que ese montante irá para este plan antiCOVID, al tiempo que ha defendido una intervención municipal, realmente urgente y basada en ayudas directas, focalizada en los sectores más vulnerables.

El regionalista se ha preguntado cuándo empezará a negociarse el destino de los 39 millones que falta por reasignar y ha sido crítico con el portavoz de Ciudadanos, Javier Ceruti, a quien ha sugerido que debe "quitarse el traje de concejal para ver la realidad. Sigue en un mundo feliz de concursos de ideas y planes directores".

Para el portavoz socialista, Daniel Fernández, el II Plan de Choque llega tarde pero ha sacado pecho de la intervención de su partido en la negociación, que ha conseguido que las ayudas de emergencia social alcancen los dos millones de euros, sin contar con el millón con que se financiará el bono de alimentación. En total, la 'mano' del PSOE se ha visto en seis millones de los 21 de que consta el Plan, según ha dicho su portavoz, quien ha criticado al PP por su afán de reducir la deuda bancaria en tiempos de crisis.

"De esta crisis no se sale con más deuda, sino reduciendo la presión fiscal a los que peor lo pasan y destinando las ayudas a quienes más lo necesitan y a quienes pueden crear oportunidades de futuro", ha dicho el portavoz socialista.

PP y Cs

La alcaldesa, Gema Igual (PP), ha lanzado un mensaje de "tranquilidad" a los santanderinos, que "tienen que estar ilusionados con el futuro de esta ciudad y con esta Corporación, porque vamos a cuidarles y a mejorar la calidad de vida porque tenemos solvencia para hacerlo", ha asegurado durante el pleno. Además, ha pedido a los grupos "altura de miras" para seguir negociando las inversiones de Santander, porque "si hay ilusión y proyecto, se recuperará la economía y se mirará al futuro con ilusión".

Su concejal de Economía, Victoriano Huergo, ha dicho que las ayudas se necesitan aprobar "lo antes posible" para atender las necesidades "más prioritarias e inmediatas", como por ejemplo, dar solvencia económica a las empresas, por lo que ha agradecido la "total disposición" de la oposición a sacar adelante el plan con urgencia.

"25 de los 27 concejales de Santander han votado a favor del II Plan de Choque para ayudar a los santanderinos a afrontar los efectos adversos del COVID-19. Todos a favor menos los extremos, lo cual avala la estrategia de Ciudadanos de buscar el acuerdo con aquellas formaciones que están en la centralidad", ha valorado el portavoz de Ciudadanos, Javier Ceruti. 

 "Nuestras propuestas para apoyar a la Cultura, el Deporte y la Innovación, así como un Urbanismo que mejore la calidad de vida de los ciudadanos han contado con el apoyo mayoritario de la Corporación, lo que agradecemos a PSOE y PRC como partidos en la oposición", ha agradecido.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats