La portada de mañana
Acceder
Encuesta - Ayuso cosecha el doble de apoyo que Casado entre los votantes del PP
El 'vía crucis' de las inmatriculaciones: 24 años y 35.000 bienes
Análisis - Razones y confusiones en los relevos de los Mossos, por Neus Tomàs

Un convocado por Vox en el Parlamento de Cantabria: “La sociedad no hizo nada contra ETA salvo salir en manifestaciones haciendo el payaso”

El compareciente Jesús Laínz y el diputado de Vox Cantabria Armando Blanco.

"La sociedad no hizo absolutamente nada contra el terrorismo salvo pintarse las manos de blanco y salir en manifestaciones haciendo el payaso". Esta es una de las múltiples y llamativas afirmaciones que se han podido escuchar este jueves en el Parlamento de Cantabria, concretamente en una de la comisiones que se están celebrando en las últimas semanas en la Cámara para elaborar una ley de homenaje y reconocimiento a las víctimas del terrorismo promovida por Vox.

La formación de extrema derecha quiere impulsar una ley autonómica para homenajear a las víctimas y, para ello, ha escogido a un compareciente que literalmente se ha mofado de los homenajes que se llevaron a cabo, entre otros momentos, tras el asesinato del concejal Miguel Ángel Blanco. Tan paradójico y con todos los grupos parlamentarios representados en la Cámara autonómica salvo Vox en desacuerdo con unas palabras pronunciadas por el escritor Jesús Laínz Fernández, que ha generado una gran controversia durante su intervención.

Y es que su discurso ha estado plagado de 'perlas', llegando a poner varias veces de manifiesto que la democracia no se ha impuesto frente al terrorismo. "Como ahora las pistolas han callado, nos creemos que hemos vencido, y resulta que hay miles de jóvenes que no saben en qué consistió ETA, y que les votan [a Bildu] porque son feministas y porque son ecologistas y porque están en contra del cambio climático", ha subrayado, haciendo consideraciones como que "el feminismo o el pacifismo son tonterías que sacan ahora como trampantojos para engañar a la juventud".

"La democracia no ha vencido, ha perdido. ETA está en todas las instituciones. ETA tiene 117 alcaldes, tiene miles de concejales", ha afirmado este escritor licenciado en Derecho y columnista en Libertad Digital, invitado por Vox a comparecer para aportar sus reflexiones a la redacción de la norma que quiere aprobar.

"Respecto a la reivindicación alegre y eufórica de que la democracia ha vencido, no soy yo el que dice que no es así", ha señalado, mencionando al exministro del Interior del PP Jaime Mayor Oreja y al escritor "socialista" Fernando Savater. "ETA es socio de legislatura del Gobierno actual. Vaya victoria. Hace 40 años, cuando pegaba tiros, no hubiera podido imaginar que pudiera llegar a ser socio de legislatura de un Gobierno de Madrid", ha dicho. "A mí me sorprende que haya gente que insista en decir que se ha derrotado a ETA. Me parece una ceguera voluntaria provocada por prejuicios ideológicos absolutamente sorprendente", ha insistido.

"La sociedad no hizo nada; de hacer algo fue colaborar con la banda terrorista, informarla u ocultar a los etarras, y cuando no colaboró miro hacia otro lado", ha criticado para sorpresa e indignación de los presentes en la comisión.

Así pues, para argumentar su teoría de que ETA "ha vencido", Laínz ha recalcado que el hecho de que "haya dejado de poner bombas no impide que alcance la victoria precisamente después", como si el objetivo no fuera precisamente ese: acabar con las bombas y el terrorismo, algo que se logró hace más de una década.

"La sociedad española baja la guardia, ya no se ponen bombas y, por lo tanto, ya no hay de qué preocuparse", ha señalado, para proseguir mintiendo abiertamente asegurando que "la situación social en el País Vasco es exactamente la misma que hace 10, 20 o 30 años". "No existe libertad de expresión, no existe juego limpio democrático, no existen las mismas oportunidades para los separatistas que para los que no lo son", ha expresado.

Finalmente, ha concluido señalando que ETA no dejó de matar "por derrota policial ni mucho menos aún de la sociedad, sino porque ya no funcionaba". "Ya desde el 11S quedó claro que el terrorismo había quedado muy desprestigiado en todo el mundo", ha dicho, para terminar ahondando nuevamente en que la democracia no ha vencido: "Denme derrotas, que siempre serán mejores que una victoria en la que finalmente el que vence es el derrotado", ha sentenciado, tras reconocer que su intervención "ha tenido poco que ver con el articulado de la ley". 

Tras sus palabras, todos los grupos salvo Vox (PRC, PP, PSOE y Cs) han manifestado su desacuerdo, condena y rechazo a las afirmaciones vertidas por el compareciente, tachándolas incluso de falta de respeto a las víctimas y a toda la sociedad. Incluso el presidente de la comisión ha cerrado la sesión haciendo alusión a las declaraciones de Laínz, señalando que "la democracia ha permitido precisamente que usted pueda venir aquí a exponer sus ideas con total libertad y que el resto de los grupos pueda hacerlo con la misma libertad". "La democracia en España ha triunfado", ha sentenciado.

El pasado 21 de junio, el pleno del Parlamento autonómico aprobó por unanimidad, y con el parecer favorable del Gobierno regional, la toma en consideración de esta proposición de ley planteada por Vox y desde entonces se están sucediendo una serie de comisiones con intervenciones de víctimas y asociaciones que están generando tensiones, algunos rifirrafes y malestar entre algunos diputados de la Cámara.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats