Sanidad advierte a Catalunya de un riesgo de rebrotes en sus residencias de mayores

Un voluntario de la ONG Proactiva Open Arms realiza un test rápido de Covid-19 extrayendo sangre a un trabajador sanitario de la Residencia Geriátrica Redós de Sant Pere de Ribes.

Hay "riesgo de rebrotes" en las residencias de mayores en Catalunya. Así lo recoge el Ministerio de Sanidad en su último informe, fechado a 5 de junio, para evaluar las propuestas de cambio de fase en esta comunidad autónoma. Una de sus recomendaciones es "mantener la precaución" en estos centros puesto que se en un número considerable de ellos todavía hoy se siguen registrando positivos.

En la región sanitaria de Barcelona, que incluye ahora su área metropolitana, 110 de 678 geriátricos (el 16%) han continuado reportando casos de COVID-19. En Lleida, el otro territorio en fase 2, han sido 10 de 73 (el 13%), aunque el propio informe reconoce que en este caso se puede deber a un cribado reciente. Desde el inicio de la epidemia, han fallecido en residencias un total de 4.061 personas con confirmación o sospecha de COVID-19, el 32% del total de muertes en la comunidad.

El informe, firmado la directora general de Salud Pública, Calidad e Innovación del ministerio, Pilar Aparicio, es en su conjunto favorable a la evolución de la epidemia en Catalunya, pero a la vez incorpora muchas más recomendaciones que para el caso de Comunidad de Madrid o Castilla y León, que se encuentran en su mismo punto de la desescalada. Entre otras cuestiones, pide a la Generalitat "profundizar" en las medidas de prevención en ciudades turísticas como Barcelona y aumentar la capacidad de los laboratorios para hacer pruebas PCR, ya que en algunos casos, recoge el documento, funcionan un 100% o más de su capacidad.

Pero hay otras dos alertas que emite el ministerio más allá de las residencias y que tienen que ver con el riesgo de rebrotes. Una de ellas tiene que ver con los positivos detectados en la región sanitaria de Barcelona. Sanidad constata que la mayoría de ellos son casos que no tienen un contacto conocido. En los últimos siete días, el porcentaje de positivos que no formaban parte de ninguna cadena conocida eran el 60% en el la zona Metropolitan Sur, el 69% en Barcelona ciudad y la práctica totalidad, el 98%, en la región Metropolitana Norte.

Si bien es cierto que en esta última región el número de casos reportados es menor, Sanidad advierte: "Es notable el alto porcentaje de casos no asociados a otros casos conocidos, por lo que podría existir también un riesgo de rebrote si no se emplean a fondo las capacidades de diagnóstico precoz de casos y control de contactos".

El informe también pide "extremar la prudencia" en Lleida, una región que ya retrasó su progreso en la desescalada debido a varios brotes, entre ellos el de una fiesta de cumpleaños. En esta provincia también habría una "considerable transmisión" del virus más allá de estos brotes, recoge Sanidad. Aun así, sus indicadores demuestran una buena efectividad en el rastreo.

Sobre esto último, Sanidad reconoce a la Generalitat haber aumentado la capacidad de hacer pruebas PCR a los casos sospechosos, una de las flaquezas del sistema catalán según el informe anterior, pero le pide seguir incrementándolo. En el momento de enviar el informe, en la región sanitaria de Barcelona se realizaba tests al 56% de los sospechosos, un porcentaje lejos de la mayoría de autonomías.

Etiquetas
Publicado el
9 de junio de 2020 - 10:56 h

Descubre nuestras apps

stats