eldiario.es

9
Menú

Los trabajadores de Liberbank, pendientes del nuevo ERE y de los vaivenes especulativos

Este martes los sindicatos esperan recibir documentación sobre el proceso anunciado por la entidad

El anuncio del ERE coincide con la bajada del valor de la entidad en Bolsa de hasta un 40% sin razón aparente ante lo que ha Comisión Nacional del Mercado de Valores ha prohibido las ventas especulativas de acciones

El Gobierno de Castilla-La Mancha espera que lo ocurrido en la entidad afecte "lo menos posible" a clientes y accionistas

- PUBLICIDAD -
Oficina de Liberbank

Sindicatos y representantes de Liberbank se reúnen este martes en Madrid para conocer los primeros datos sobre los empleados  que podrían quedar afectados por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) así como por los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE’s) anunciados por la entidad.

Es la primera reunión “oficial”, explica, Rafael García Ledesma, responsable de la sección sindical de CCOO en Liberbank en la que esperan que la entidad facilite toda la documentación sobre estos procesos, tal y como establece el Estatuto de los Trabajadores.

Solo en Castilla-La Mancha, 1.800 empleados procedentes de la extinta CCM esperan noticias sobre el nuevo ajuste laboral que los sindicatos han criticado duramente. Hace ahora un año ya se pactó un acuerdo de bajas voluntarias que afectó a 370 personas en la región. 

CCOO ha advertido de la inexistencia de “razones económicas” para un nuevo ERE cuando la entidad financiera está "dando beneficios" que reparte a los accionistas y "eleva retribuciones a sus directivos". En todo caso, matiza García Ledesma, "si hay que eliminar algún empleo que sea de manera voluntaria".

Liberbank dio el pasado viernes por finalizadas las reuniones previas al inicio de la negociación formal del ERE y de los ERTEs. CCOO ya ha planteado a la empresa que “si quiere lograr un acogimiento significativo a las bajas indemnizadas voluntarias, debe mejorar las condiciones económicas ofertadas para ellas, porque los 30 días de salario por año trabajado con la limitación de 20 mensualidades nos parecen realmente escasos”, señala García Ledesma. “También le dijimos a la representación empresarial que nos gustaría que hicieran una valoración de la propuesta que realizamos en la reunión anterior, para poder continuar avanzando.”

Movimientos “especulativos” en paralelo al ERE

Y mientras la empresa plantea nuevos despidos, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha prohibido la toma de posiciones cortas sobre las acciones de Liberbank durante un mes a partir de hoy para "preservar el buen funcionamiento del mercado". Nada que ver, asegura, con posibles dudas sobre la liquidez de la entidad, a diferencia de lo que ocurrió con el Banco Popular.

La decisión se ha tomado para evitar nuevas pérdidas bursátiles después de que Liberbank se dejara más del 40 % de su valor en bolsa en las últimas tres sesiones, sin que hubiera ningún motivo real y objetivo para ello. “Son movimientos especulativos”, señala el representante de CCOO quien espera que queden clarificados esta misma semana.

Según recoge la agencia EFE, fuentes de la CNMV ha explicado que se trata de “abordar un problema de aparente desconfianza y una situación desordenada, pero no hay ninguna información de falta de liquidez en Liberbank”. Es un movimiento "preventivo", explicaron las fuentes, que añadieron que se ha decidido en un momento en que la toma de posiciones cortas sobre Liberbank no era muy elevada ni estaba consolidada por lo que han creído que era "el momento oportuno".

La Junta espera que no afecte a clientes y accionistas

Por su parte, la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, se ha referido a  la petición de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de no especular a la baja con las acciones Liberbank. Considera que se trata de una decisión “en línea con el movimiento en el banco”, aunque ha dicho no haberlo analizado todavía con detalle y desconocer la afectación que pueda tener en los accionistas y clientes.

Lo que sí ha dejado claro es que siempre que se producen movimientos en la banca, como la reciente compra del Popular por parte del Banco Santander,  siempre “se genera incertidumbre en los clientes, en los accionistas y en todo el que tiene relación con la entidad financiera”. “En este caso, es inevitable que la gente al final esté preocupado o vigilante de qué decisiones se van tomando por parte de la CNMV y del Banco de España, pero es necesario que veamos cómo queda la foto final”.

“Yo espero que afecte lo menos posible tanto a los clientes y consumidores como a los accionistas porque hemos pasado ya por momentos muy traumáticos a nivel de banca nacional e internacional, y no están hechos todavía todos los movimientos para que haya un monopolio en la banca, algo que yo creo que habría que evitar”, ha concluido .

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha