Ciudadanos se abstiene en los presupuestos del Pacto del Botánico: Cantó convence a Puig pero no a Compromís y Unides Podem

Toni Cantó, portavoz de Ciudadanos, junto a la diputada Ruth Merino.

Tras varios meses de negociaciones con los partidos y las conselleries, Ciudadanos comunica su negativa a apoyar los presupuestos de los partidos del Pacto del Botánico y la ley de medidas fiscales que los acompaña. La formación que dirige Toni Cantó se abstendrá en la votación de este miércoles del proyecto de ley de presupuestos y votará en contra de la Ley de Acompañamiento al ser contraria a su ideario fiscal de reducción de impuestos.

El affaire de Ciudadanos con el PSPV comenzó el pasado verano en la comisión de reconstrucción en las Corts Valencianes, cuando el partido apoyó los planes de las formaciones que componen el Botánico. Cantó comenzó a reunirse con el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, para negociar algunas líneas que incluir en los presupuestos, despertando recelos en sus socios de Gobierno, Compromís y Unides Podem. 

Aunque los votos de Ciudadanos no son necesarios para aprobar las cuentas públicas y el modelo fiscal de 2021, la pata socialista del Gobierno autonómico estaba muy interesada en ampliar la base de apoyo a las cuentas de reconstrucción; una fotografía inédita en las Corts Valencianes que habría reforzado la imagen del Gobierno valenciano y especialmente la de su presidente, además de alejar a Cantó de la derecha y la extrema derecha. Con esta posición intermedia que se materializa en la abstención de este miércoles, Ciudadanos se desmarca de la postura de PP y Vox respecto a los presupuestos, donde han conseguido aumentar los fondos para el sector hostelero y de ocio, pactaron un aumento en las plazas para residencias y ventajas para los trabajadores autónomos.

Finalmente, las posiciones irreconciliables en materia fiscal, base que sustenta las cuentas públicas, han determinado la posición del partido. Ciudadanos ha venido defendiendo una bajada de impuestos como línea roja, mientras que las formaciones progresistas planteaban un esfuerzo fiscal a las rentas más altas, como se trasladaba en su propuesta de reforma fiscal. Con apenas dos días de margen, el portavoz presentó una propuesta de rebaja del IRPF a los contribuyentes con rentas inferiores a los 50.000 euros anuales -que dada la progresividad del sistema fiscal termina afectando a todas las rentas porque los tramos se acumulan- que no convenció a Compromís y Unides Podem porque, argumentan, generaba un "agujero" en la recaudación prevista. Así, el síndic de Ciudadanos, Toni Cantó culpaba a Compromis y Unides Podem de no llegar a un acuerdo: "Compromís y Unides Podem lo han boicoteado", aseguraba, mientras expresaba. "Nos hemos esforzado en construir". Según asegura Cantó, las conversaciones con el presidente de la Generalitat duraron hasta minutos antes de cerrarse el voto telemático, por lo que agradece al president y al conseller de Hacienda, Vicent Soler, su predisposición.

Etiquetas
Publicado el
23 de diciembre de 2020 - 12:34 h

Descubre nuestras apps