Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

"Cinco horas con Mario": cuatro adaptaciones y cuarenta años de funciones

"Cinco horas con Mario": cuatro adaptaciones y cuarenta años de funciones
Valladolid —

0

Valladolid, 13 oct (EFE).- Ocho novelas y cuatro galardones -entre ellos el Nacional de Literatura- cargaba ya el morral de Miguel Delibes cuando en 1966 dio a la imprenta "Cinco horas con Mario", un caso insólito de longevidad en las tablas con cuatro adaptaciones teatrales, cuarenta años de representaciones y un nombre: Lola Herrera.

Supuso en su momento un giro en la trayectoria del escritor vallisoletano desde el punto de vista narrativo (un monólogo), al introducir una solución más vanguardista a la línea contestataria que, ya desde una perspectiva temática, deslizó años antes en "La hoja roja" (1959) y derramó sin pudor en "Las ratas" (1962).

"Es uno de los libros que más me impresionó en mi juventud y también recuerdo que asistí al estreno en 1979, con Lola Herrera, y entonces me di cuenta de la dificultad de llevarla al teatro", ha explicado a Efe el vicepresidente y portavoz del Gobierno de Castilla y León, Francisco Igea.

Cada uno de los capítulos de este soliloquio lleva al frente una cita bíblica que le facilitó José Jiménez Lozano, escritor y periodista además de compañero de Delibes en el diario "El Norte de Castilla", a quien como señal de gratitud le dedicó esta novela que la actriz Lola Herrera, en diversas etapas entre 1979 y 2020, ha cargado sobre sus hombros, y que dio también lugar a una película ("Función de noche" /1981) y a una ópera firmada por Jorge Grundman.

"Simboliza muy bien la sociedad de provincias y los valores que preponderaban en esa época", ha argumentado Igea, quien de niño conoció a Miguel Delibes cuando el novelista acudía a la consulta de su padre, el estomatólogo Francisco Igea y del que era amigo, como relata el propio escritor en uno de los apuntes de "Un año de mi vida" (1972).

"6 de abril.- Estuve a ver a mi amigo Paco Igea para que me explorara el estómago, pues llevo varios días reventado con dolores y náuseas (...)", escribió Delibes en el único diario de toda su producción donde él fue el protagonista real y directo, por sugerencia de su amigo y editor Josep Vergés.

Pero Francisco Igea, de igual nombre y doctor como su padre, también ha elegido "El hereje" (1998) porque "toca uno de los temas esenciales sobre la importancia de la propia conciencia y de la libertad individual por encima de la sociedad y de las presiones dominantes, cosas con las que me identifico mucho".

No obstante "Cinco horas con Mario" y "El hereje", Igea recurrió a la cita inicial de "El camino" cuando el 9 de julio de 2019, en las Cortes de Castilla y León, participó como portavoz parlamentario del grupo Cs en la sesión de investidura de Alfonso Fernández Mañueco como presidente del gobierno autonómico.

En el hemiciclo de las Cortes no estaba entonces la doctora Verónica Casado, actual consejera de Sanidad, quien preguntada por la Agencia Efe ha elegido "Las ratas" (1962) como su libro de Delibes preferido, "por su crítica social, por la descripción descarnada de la vida en un pueblo de nuestra más profunda Castilla y León".

Las vicisitudes del tío ratero y de su hijo el Nini, una denuncia de la miseria de la Castilla rural y de la hipocresía del régimen de Franco, fue llevada a la gran pantalla en 1997 por Antonio Giménez-Rico, quien también adaptó "Mi idolatrado hijo Sisí" en el filme "Retrato de familia" (1976), con Miguel Bosé en uno de los papeles, y "El disputado voto del señor Cayo" (1986).

Tampoco se encontraba en los escaños el actual consejero de Cultura y Turismo, Javier Ortega, entonces gerente de la Fundación Miguel Delibes antes de aceptar el cargo institucional que actualmente desempeña.

Ortega, responsable de la sistematización y digitalización del archivo personal y literario del novelista, sí ha optado por "El camino" (1950), "la obra con la que el propio Delibes encontró su camino como escritor y en la que están todos los temas de su narrativa posterior: la infancia, la solidaridad humana, la muerte, su pasión por la naturaleza", ha explicado a Efe.

Lo escribió en apenas tres semanas, lo ilustró con dibujos de mano propia, y supuso el hallazgo de la línea narrativa después de un intento fallido (siempre lo dijo Delibes) con "Aún es de día" (1949), acuciado como se veía por el peso del prestigioso galardón que, apenas dos años antes, obtuvo en su bautismo literario.

Etiquetas
Publicado el
13 de octubre de 2020 - 11:51 h

Descubre nuestras apps

stats