La portada de mañana
Acceder
Los bares, en el punto de mira de Sanidad para frenar la tercera ola
Patrimonio paga el mantenimiento de tres piscinas de la Casa Real
Opinión – Cifuentes siempre mintió así, por Ignacio Escolar
Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Italia tardó cinco horas en socorrer un naufragio en el que murieron 268 personas en 2013

Imagen de Archivo. Efectivos de rescate recuperan los cuerpos sin vida en Lampedussa (Italia) tras el naufragio de una embarcación en la que viajaban 480 inmigrantes y en el que tras naufragar murieron ahogadas 268 personas, entre ellas 60 niños.

EFE/Desalambre

Roma —

11 de octubre de 2013. Una semana después del naufragio de Lampedusa, en el que 368 migrantes murieron ahogados a los pies de Europa, unas 480 personas, casi todos sirios, vuelven a lanzarse al Mediterráneo. Tras sufrir un ataque, su barco comienza a hundirse y llaman para pedir auxilio, pero la descoordinación entre las autoridades italianas y maltesas los deja a la deriva alrededor de cinco horas. Finalmente, el barco vuelca. En el naufragio murieron ahogadas 268 personas, entre ellas unos 60 niños.

La acusación de un fiscal italiano contra las ONG de rescate de refugiados da alas a los xenófobos

La acusación de un fiscal italiano contra las ONG de rescate de refugiados da alas a los xenófobos

Así se desprende de las conversaciones telefónicas entre la barcaza y la central operativa de la Guardia Costera italiana en Roma, que han sido difundidas este lunes por el semanario italiano L'Espresso.

La embarcación había partido de Libia el 11 de octubre de 2013 y comenzó a naufragar después de que un grupo de milicianos dispararan a la nave al partir porque, al parecer, pretendían robar y secuestrar a los pasajeros, según explica L'Espresso.

En las conversaciones, un hombre que se encontraba a bordo en la nave, identificado como Mohanad Jammo, médico de profesión, se pone en contacto con la Guardia Costera para pedir auxilio porque, asegura, la embarcación sufría "una auténtica emergencia".

"Por favor, dense prisa, el agua está entrando. Nos mueven las olas, se lo juro, el agua está entrando, estamos en una auténtica emergencia. El barco se está hundiendo", explicaba Jammo a su interlocutora en Roma, que le preguntaba por su situación. Esta, desde la central operativa de los guardacostas italianos, pidió a Jammo que se pusiera en contacto con las autoridades de Malta para que acudieran a su rescate.

Todo a pesar de que el patrullero Libra, de la Marina Militar italiana, se encuentra entre las 19 y las 10 millas de la barcaza, a una hora y media de navegación, mientras que Malta se encuentra mucho más lejos, a 118 millas, según el medio italiano.

Finalmente la barcaza vuelca y con ella las 480 personas que se encontraban a bordo, en su mayoría sirios. En unas imágenes reales tomadas desde un helicóptero se les puede ver ya en el agua con chalecos salvavidas pidiendo socorro.

Desde la primera llamada de auxilio, al mediodía, hasta que las autoridades italianas acuden a su rescate, han pasado cinco horas durante las cuales, según se aprecia en el vídeo, incluso las autoridades maltesas pidieron a las italianas que prestaran auxilio.

En este naufragio se estima que murieron 268 inmigrantes, entre ellos 60 niños, y se produjo poco después del de Lampedusa del 3 de octubre de 2013, en el que murieron alrededor de 360 personas, lo que supuso un punto de inflexión en la gestión de la emergencia migratoria.

L'Espresso ha recogido el suceso en un vídeo con llamadas telefónicas e imágenes reales titulado "El naufragio de los niños" y en él denuncia además que, cuatro años después, ninguna Fiscalía italiana ha concluido una investigación sobre lo ocurrido.

Etiquetas
Publicado el
9 de mayo de 2017 - 11:36 h

Descubre nuestras apps

stats