El SES refuerza su plantilla con 536 eventuales, la mayoría enfermeros y auxiliares

Profesionales del Servicio Extremeño de Salud manipulan dosis de la vacuna pediátrica contra la COVID

Extremadura contó con casi 2.000 profesionales sanitarios de refuerzo para hacer frente a los meses más duros de la pandemia y en noviembre solo continuaban 430 personas contratadas. Sin embargo, el consejero de Sanidad, José María Vergeles, ha rechazado este jueves que su departamento haya realizado recortes en el sistema público de salud.

Según ha detallado en el pleno de la Asamblea, el Servicio Extremeño de Salud (SES) se ha reforzado, entre noviembre de 2021 y este mes de enero, con 6.412 contratos y actualmente hay 536 eventuales contratados solo para atender a la pandemia, la mayoría (345) enfermeros y técnicos auxiliares de enfermería. Además, ha recordado que "se está reforzando" todo lo que tiene que ver con la tramitación de las bajas laborales por teléfono o "email".

"Por lo tanto nosotros hemos ido poniendo los medios que entendíamos que teníamos que poner en cada momento y quien entienda que esta ola se podía haber previsto, está fuera de la realidad o es el único del mundo que lo sabe", ha dicho el consejero en respuesta a una oposición en bloque que le ha acusado de improvisación y de no prever el colapso de la atención primaria.

Con respecto a la situación actual de la pandemia en Extremadura, José María Vergeles ha destacado que la incidencia acumulada a los 14 días se está manteniendo en los últimos tres días, "afortunadamente", y la razón de tasa cada vez se aproxima más a 0,50.

También ha detallado que el 99% de las personas que dan positivo en un test son en ese momento asintomáticas, el 94% permanecen asintomáticos o con síntomas leves a los 7 días y el 90% continúa en esta situación a los 14 días. La tasa de pacientes con síntomas es de 350 casos por cada 100.000 habitantes en Extremadura, frente a la tasa de asintomáticos o con síntomas leves, que sube hasta 3.288 por cada 100.000 habitantes.

Vergeles ha precisado que mientras en la tercera ola de la pandemia los casos con síntomas suponían el 60%, en la sexta han bajado al 20,3 %; así como el porcentaje de hospitalización varía entre el 6% y el 0,8%; y el de ingresos en UCI, entre 0,54% y 0,07%. Con respecto a la tasa de letalidad, ha señalado que esta fue el 1,77% en la tercera ola y baja al 0,09% en la sexta ola.

A su juicio, la reducción de la gravedad de los casos tiene más que ver con la vacunación que con el hecho de que se trate de la variante Ómicron, y en este aspecto la región está cumpliendo con los plazos.

Uso de fondos Next Generation

El consejero de Sanidad ha dedicado la última parte de su comparecencia a hablar de futuro del SES con la inversión de 94,5 millones de euros que llegarán de los fondos Next Generation en el periodo 2021-2023, "para reformar nuestro sistema sanitario y hacerlo más resiliente".

Como líneas estratégicas para ello, ha señalado la formación continuada de los profesionales y la lucha contra la obsolescencia tecnológica, de tal forma que se renovarán 22 equipos, más que cuando la comunidad autónoma asumió las competencias en sanidad.

Entre las prioridades del SES se encuentran el diagnóstico precoz en los cánceres de colon y el de cuello uterino, que habrá "una nueva orientación a la vigilancia para la salud", así como avances significativos en digitalización de la sanidad y en una salud mental "basada en los derechos humanos".

Por parte de Unidas por Extremadura, el diputado Joaquín Macías ha considerado "muy grave" la situación actual del SES, "especialmente en Atención Primaria, por el colapso en los centros de salud y en los Puntos de Atención Continuada" (PAC).

José María Casares, de Cs, ha acusado a Vergeles de hacer "oposición a la oposición" y ha dicho que la situación actual es fruto de "la improvisación" con la que la Junta actuó ante las navidades, sin "preparar al sistema" para lo que podía ocurrir con la variante Ómicron.

La diputada del PP Elena Nevado, que en esta ocasión no ha pedido la dimisión de Vergeles y se ha limitado a decir que él "ya es pasado", ha indicado que el SES debería denominarse ahora SOS por la situación de "absoluta desesperanza" en la que se encuentran sus profesionales y sus pacientes, después de que el sistema haya "petado".

Finalmente, la parlamentaria socialista Estrella Gordillo ha puesto de relieve que Extremadura es la comunidad autónoma que más gasta por habitante en políticas sociales y sanitarias y ha recordado que los presupuestos regionales crecen en este área en 584 millones en 2022. 

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats