La Audiencia Nacional admite a trámite una querella por las ventas de las plantas de Alcoa de A Coruña y Avilés

Protesta de trabajadores de la antigua planta de Alcoa en A Coruña

La jueza de la Audiencia Nacional María Tardón ha admitido trámite una querella contra Alcoa por la venta de sus plantas en A Coruña y Avilés. La denuncia, presentada por el sindicato Confederación de Cuadros Profesionales, acusa a diez personas físicas y nueve entidades jurídicas de estafa agravada, insolvencia punible, apropiación indebida, delito contra la seguridad de los trabajadores y pertenencia a grupo criminal. En el auto de admisión, la magistrada habilita a la UDEF para que realice “una investigación integral”.

Tardón también exige a la unidad policial que la informa de sobre la “titularidad real” de las dos factorías, “sus socios, órganos de administración y representación, capital social, situación financiera y cuantos elementos puedan resultar relevantes para determinar su posible solvencia”.

La querella afirma que Alcoa engañó a los sindicatos durante la negociación del ERE de extinción laboral comenzado el 17 de octubre de 2018 para “eludir de esta forma el abono de sus responsabilidades empresariales con los trabajadores, abocando a la insolvencia de las unidades productivas, para su transmisión lucrativa a terceros”. Según su versión, la propiedad de las dos plantas, que emplean a 688 trabajadores, ha terminado en manos “de empresas fantasma sin capacidad para llevar a cabo el Plan de Negocios ni el pago de los salarios”.

El auto de Tardón recuerda además la reciente sentencia del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia que anuló hace una semana el despido colectivo de 524 trabajadores de Alcoa, en este caso de la planta de San Cibrao (Lugo), porque la empresa “actuó de mala fe en las negociaciones”. Según la magistrada, el proceso fue similar al seguido en A Coruña y Avilés.

Etiquetas
Publicado el
22 de diciembre de 2020 - 19:00 h

Descubre nuestras apps

stats