eldiario.es

9

GALICIA

El eterno desmantelamiento del tren del norte gallego: 13 cancelaciones en un día

El pasado lunes se suprimieron más de una docena de servicios en la línea que une Ferrol y Ribadeo en FEVE, que ya sufrió más de 900 supresiones en 2017

El tren continúa su decadencia entre averías, retrasos y escasa inversión. La plataforma que defiende su impulso denuncia una "desastrosa gestión premeditada"

Trenes de la línea de Feve Ferrol-Ribadeo

Trenes de la línea de Feve Ferrol-Ribadeo © Eloy Villanueva / Plataforma polo Ferrocarril Ferrol-Ribadeo

Si no es un desmantelamiento, se le parece mucho. Es lo que denuncian desde hace años y constantemente tanto los vecinos como la Plataforma pola Defensa do Ferrocarril Ferrol-Ribadeo, el obsoleto tren FEVE de la costa norte gallega, olvidado, con escasa inversión, averías continuas, retrasos, máquinas paradas y supresión de servicios a diario. El medio de transporte que debería dar servicio y vertebrar las comarcas de Ferrolterra y Ortegal, en A Coruña, y toda A Mariña, en Lugo, continúa su decadencia, explicitada con datos. El pasado lunes 16 se suprimieron 13 servicios. En un solo día. Otro récord en una línea que en 2017 fue a tres cancelaciones por jornada y que incrementará esta vergonzante media en este 2018.

Así lo ha denunciado la plataforma, que informa y certifica cada poco de las "masivas supresiones de servicios" que se dan en la línea, básicamente "por falta de material rodante". Entre la ciudadanía, la presencia de máquinas paradas en la vía para su arreglo, la cancelación de viajes y la recogida en autobús o taxi de los afectados ya no es sorpresa, es costumbre. La deficiencia en el servicio provoca que sean muchas las personas que desisten de desplazarse en el FEVE, un descenso en los usuarios que teman que sirva para acabar definitivamente con el servicio. Si es que hay revisores para dar cuenta de las cifras o picar los billetes. No es raro viajar sin que nadie aparezca.

La del pasado lunes fue una jornada más de las que cada vez se repiten con más frecuencia. Se suprimieron nueve servicios de cercanías, afectando al recorrido Ferrol-Xuvia o los que conectan con Cerdido u Ortigueira, tanto en ida como en vuelta, además de cuatro regionales, trenes que van o vienen desde Asturias. El día anterior, el domingo 15, no circuló servicio alguno de cercanías "por falta de unidades para prestarlo", según denuncia la plataforma. Y el sábado 14, desde las siete de la tarde no había ninguna de las nueve unidades de la base de Ferrol disponible.

La Plataforma pola Defensa deo Ferrocarril Ferrol-Ribadeo cree que la "desastrosa gestión" del parque móvil de Renfe "es premeditada". "Obedece a la intencionalidad de deteriorar hasta el máximo nivel la calidad del transporte, pensando en expulsar de la línea hasta al último usuario", explica un colectivo que cree que la empresa "ya no puede escudarse en la situación que se encontró hace cinco años" porque "no hizo más que empeorar".

Así, en 2016 fueron más de 500 supresiones de servicios, mientras que en 2017 se superaron las 900. El 70% de ellas, según denuncia este colectivo, por deficiencias en las unidades. La falta de inversiones, medidas o incluso ideas para revitalizar el tren no pasan de planes urgentes que fracasan al día siguiente de ponerse en marcha o de cambios en los horarios que dejan fuera A Mariña o proponen frecuencias poco razonables. Cambios que poco mejoran si las averías, las cancelaciones o los retrasos son constantes.

"Resulta hipócrita por parte de Renfe aportar propuestas de mejora de horarios (totalmente necesarios) al tiempo que es totalmente incapaz de prestar los servicios con puntualidad y fiabilidad en cualquier horario; teniendo como muestra estas trece supresiones en un solo día", se queja la plataforma. Respecto de las inversiones, más de lo mismo. La mejora de este obsoleto servicio del norte gallego recibe menos de 2 millones de euros en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2018. Y los alcaldes de las localidades afectadas están hartos de reclamar mejoras y un servicio que deje de ser "pintoresco y turístico" porque no sirve para nada más. 

El plan de mejora presentado por Renfe a los ayuntamientos de las comarcas afectadas en mayo del año pasado incluía la reforma de las unidades diesel. "A día de hoy no está circulando ninguna de esas unidades reformada", denuncia la plataforma, que advierte también de una licitación para la reparación ds ocho unidades más antiguas y que prestan servicio a toda la cornisa cantábrica. "Se retiraron tres de la circulación para arreglarlas, pero no se acabó de reparar ninguna", insisten. En cuanto a las unidades más numerosas y más nuevas, se hah licitado una asistencia técnica para revisar las averías "diarias y endémicas" que padecen. "Entendemos que sólo se hizo para espaciar en el tiempo la urgente necesidad de reforma de esas unidades", asegura el colectivo.

Además, denuncian la "paradoja" de que de las nueve unidades asignadas a la base de Ferrol por Renfe "no se estén superando las tres en servicio en el mejor de los casos". La plataforma va más allá y dice tener "fundadas sospechas" de que alguna de ellas se están reservando para prestar el servicio estival del Tren de los Faros "mientras se suspenden servicios regulares por falta de material".

Todo en una línea que, en su totalidad, une en más de tres horas las localidades de Ferrol y Ribadeo, una distancia que en coche puede recorrerse en la mitad de tiempo. 

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha