eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El PP recupera el 'España se rompe' como arma contra el Gobierno de Sánchez

La primera iniciativa parlamentaria de los populares tras la llegada del nuevo Ejecutivo busca que el PSOE se comprometa con "la unidad de España" y la Constitución tras acusarle de "satisfacer los deseos" de los independentistas

El PP considera que las declaraciones de Batet pidiendo reformar la Constitución "violentan" los acuerdos con los socialistas en materia territorial

43 Comentarios

- PUBLICIDAD -
El portavoz del Partido Popular, Rafael Hernando, defiende la gestión de Mariano Rajoy en el segundo debate de la moción de censura del PSOE.

El portavoz del Partido Popular, Rafael Hernando. MARTA JARA

En su estrategia de oposición, el PP está decidido a sembrar dudas sobre el patriotismo del PSOE como ya hizo en la primera legislatura del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, cuando se aprobó el Estatut catalán. Ese 'España se rompe' que acuñaron los dirigentes populares hace ahora más de una década resurge ahora por la llegada de Pedro Sánchez al Gobierno gracias a los votos de las fuerzas independentistas. Porque los populares creen que ese respaldo traerá contrapartidas para los secesionistas y porque consideran que declaraciones como las de la ministra Meritxell Batet pidiendo una reforma de la Constitución pretenden "dar satisfacción" a los nacionalistas. 

La primera iniciativa que ha impulsado el Grupo Popular tras la llegada del PSOE a la Moncloa forma parte de esa estrategia. Oficialmente, su Proposición No de Ley (ver PDF), registrada este martes, busca reafirmar la "unidad de España" y el compromiso de los diputados con la Constitución. Pero también es un dardo contra los socialistas.

El texto pide al Congreso que se comprometa a "defender la unidad de España como Nación de ciudadanos libres e iguales", a "defender la soberanía nacional y respetar su integridad frente a cualquier intento de referéndum de secesión de una parte del territorio nacional" y a que los grupos del Congreso "alcancen un pacto por la unidad de España y la defensa de la Constitución". Es, por tanto, una proposición que se centra en algunos de los aspectos más delicados del ideario del PSOE y los que generan más discusión interna.

Los acuerdos con el PSOE, en peligro

Habla de la unidad de la nación española cuando la dirección de los socialistas ha reconocido que pueden existir otros sentimientos nacionales y cuando hay miembros del PSC que defienden la existencia de la nación catalana. Y menciona la integridad de la Constitución cuando los socialistas defienden su modificación. Un más que probable 'no' del partido de Sánchez -o de parte del Grupo Socialista- a la moción de los populares servirá de argumento al PP para volver a cargar contra el Ejecutivo y acusarle, una vez más, de antipatriota, de romper España, como en 2006. 

Este martes, el portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ya apuntaba maneras sobre cuál será la respuesta de su partido a los gestos que está realizando el nuevo Ejecutivo para mejorar la relación con las instituciones catalanas o para desbloquear la crisis que se prolonga ya desde hace más de seis años. El dirigente popular cargaba especialmente contra Batet, por considerar urgente y viable la reforma de la Constitución. Esas declaraciones "violentan", a juicio de Hernando los "acuerdos que hasta ahora se mantenían vigentes entre el PSOE y el PP, que venían expresados a través de actos parlamentarios como el de la creación de una comisión para analizar el modelo territorial".

"Las declaraciones de la ministra de Administraciones Territoriales apelando a la necesidad urgente de modificar la Constitución como algo urgente, viable y deseable nos han parecido de una enorme gravedad", señalaba. Porque, “no parece que en ningún caso la modificación de nuestra Constitución sea algo urgente, creo que no es viable y tampoco deseable, sobre todos si se plantea con el objeto de dar satisfacción a los deseos de las fuerzas independentistas".

"Concesiones" a Bildu

El PP quiere que el propio Sánchez diga si defiende la unidad de España "para que no pague de tapadillo" el "precio" de los votos de la moción de censura. "Lo que no vamos a aceptar es que Sánchez pretenda hacer estas cosas de tapadillo, lo vamos a denunciar y le vamos a obligar a que explique cuál es la política del PSOE en estas materias y cuáles son las concesiones que ha hecho Sánchez para ser presidente del Gobierno, que ya vemos que se hacen a los independentistas y que vemos que se hacen también a Bildu", decía Hernando este martes. 

Para exigir esas explicaciones los populares utilizarán la sesión de control al Ejecutivo. Y empezarán a aplicar esa oposición dura el próximo miércoles, en el primer control al que se someterá el equipo de Sánchez tras su llegada a la Moncloa. "Queremos saber si el PSOE va a estar en estos momento más dirigidos por los compromisos del señor Sánchez hacia los independentistas para agradecer sus votos que hacia los que hemos mantenido la unidad constitucional", insistía Hernando. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha