eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La oposición en bloque muestra su preocupación por el cambio en el tribunal que juzga la caja B del PP

La portavoz socialista Margarita Robles ve "preocupante" y "sorprendente" la decisión y desde Ciudadanos esperan que se juzgue "con independencia"

Unidos Podemos acusa al PP de gobernar España "como si fuera su cortijo" y de facilitar que enjuicien el caso magistrados próximos a este partido

Los cambios en la composición del tribunal dejan fuera a los magistrados que propiciaron la declaración de Rajoy como testigo

78 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Robles niega que el PSOE cuestione el cupo y haya una rebelión de los barones

Margarita Robles en una imagen de archivo EFE

Los principales partidos de la oposición, PSOE, Podemos y Ciudadanos, han coincidido este miércoles en mostrar su preocupación por la decisión de la Audiencia Nacional  de modificar a última hora la composición del tribunal que tenía previsto juzgar la caja B del PP. El cambio supone dejar fuera al magistrado que forzó que Mariano Rajoy compareciese como testigo en el primer juicio de Gürtel.

La portavoz socialista Margarita Robles ha calificado de "preocupante" y "sorprendente" la decisión de la Audiencia Nacional de modificar la composición el tribunal, de forma que deja fuera a dos de los magistrados que juzgaron la primera etapa del caso Gürtel. En declaraciones a los periodistas, Robles ha señalado que estos hechos "no ayudan" a dar "credibilidad" a la Administración de Justicia y ha considerado que esta modificación del tribunal es una "mala noticia" para la justicia y para los ciudadanos que "merecen" poder confiar en una justicia "imparcial".

Desde Unidos Podemos, su portavoz en el Congreso, Irene Montero, ha acusado al PP de gobernar España como si fuera "su cortijo" y "su sede de Génova 13": "Vemos movimientos de jueces que tradicionalmente han estado vinculados al PP a posiciones relevantes en la toma de decisiones, en muchos casos para juzgar casos de corrupción del propio PP. Vemos injerencias en el sistema judicial", ha asegurado en declaraciones a los medios en el Congreso.

Montero ha insistido en que este último movimiento demuestra, a su juicio, que "el PP con todo el descaro del mundo quiere dirigir este Estado como si fuese Génova 13". "España no es su cortijo privado sino de los españoles", ha avisado. "Ha hecho algunos movimientos que han facilitado que quien está ahora mismo al frente del juicio Gürtel pueda ser gente más próxima al PP de lo que lo eran antes", ha enfatizado la portavoz parlamentaria de Podemos.

Rivera: "Esperemos que juzguen con independencia"

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha dicho este miércoles que confía en que los magistrados de la Audiencia Nacional encargados de juzgar las próximas piezas del caso Gürtel, y en concreto la presunta 'caja B' del Partido Popular, hagan su trabajo sin presiones políticas. "Esperemos que quien juzgue esos asuntos lo haga con independencia, sin presiones políticas y sin injerencias", ha declarado en rueda de prensa en el Congreso cuando le han preguntado por los cambios en la composición del tribunal.

Rivera, que confía en que cualquier persona que se encargue de juzgar los hechos haga cumplir la ley y "no se deba en ningún caso a un partido político", ha asegurado que si Ciudadanos estimase que no es así, lo denunciaría. "Espero que no estemos hablando de un nuevo caso de politización", ha manifestado, defendiendo que cuando los jueces y fiscales en España trabajan libremente, la Justicia funciona.

Los cinco magistrados que forman parte de la Sala de Gobierno de la Audiencia Nacional aprobaron el pasado 20 de noviembre por unanimidad las nuevas normas de reparto presentadas por la nueva presidenta de la Sección segunda de la Sala de lo Penal, María José Rodríguez Duplá.

Esto conlleva que los magistrados Ángel Hurtado y Julio de Diego queden fuera del tribunal. De Diego fue el juez que, tras oponerse en varias ocasiones a que Rajoy testificase en el juicio, cambio su voto para obligarle a que lo hiciera. Además, apoyó que el presidente del Gobierno acudiese en persona a la sede de la Audiencia Nacional y no declarase desde su despacho, como había pedido.

El magistrado José Ricardo de Prada, progresista, va a seguir formando parte del mismo junto a los conservadores Juan Pablo González y Duplá. De Prada ha mostrado su disconformidad con el cambio de tribunal, argumentando que debían ser los tres jueces de Gürtel los que se encargasen de las causas que se derivan de este caso, máxima cuando estas son de "especial sensibilidad", en referencia al proceso por la caja B del PP.

Carlos Lesmes: "No hay nada fuera de lo normal"

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, ha afirmado que la decisión de cambiar el tribunal se ha adoptado "por unanimidad" y por eso le da la "impresión" de que "no hay nada que esté fuera de lo normal".

"Lo que yo sé es que esta decisión la ha tomado la Sala de Gobierno por unanimidad de todos sus componentes. A mí el hecho de que haya unanimidad me da la impresión de que no hay nada que esté fuera de lo absolutamente normal", ha manifestado. El presidente del órgano de gobierno de los jueces ha explicado que "las normas de reparto y de composición de secciones" corresponden por ley a las salas de gobierno de los tribunales, que "están integrados por sus presidentes y por un conjunto de magistrados elegidos por sus compañeros".

Ha remarcado que todas estas decisiones se pueden recurrir ante el CGPJ. "Por tanto, si alguien se considera perjudicado, lo puede recurrir", ha zanjado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha