Sánchez se desmarca de las prácticas de Juan Carlos I: “El jefe del Estado ha marcado claramente las líneas de conducta"

Juan Carlos y Felipe de Borbón

Pedro Sánchez ha vuelto a marcar distancias con el rey emérito Juan Carlos I después de que se conozca que usó el mismo gestor que la trama corrupta Gürtel y que llevó 1,9 millones de euros a Suiza en un maletín cuando era jefe del Estado. "El actual jefe del Estado ha marcado claramente las líneas de conducta, ejemplaridad y transparencia de la Casa Real y me atengo a ese tipo de criterios", ha expresado el presidente del Gobierno en referencia a la decisión de Felipe VI de renunciar a la herencia de su padre y de retirarle la asignación presupuestaria que recibe anualmente.

Juan Carlos I tuvo que cerrar una cuenta en Ginebra siendo jefe del Estado porque Suiza endureció sus leyes

Juan Carlos I tuvo que cerrar una cuenta en Ginebra siendo jefe del Estado porque Suiza endureció sus leyes

El presidente del Gobierno se ha pronunciado así en una rueda de prensa en la que ha anunciado la obligatoriedad del uso de mascarillas en el transporte público así como la prórroga del estado de alarma hasta que acabe la desescalada. Preguntado por la imagen internacional que trasladan los escándalos de Juan Carlos I, Sánchez ha admitido que causa problemas de reputación a la institución tanto fuera como dentro de las fronteras.

"No es solo el impacto internacional, también nacional. Es grande. El Gobierno no es ajeno a ello", ha expresado Sánchez. Anticorrupción ha pedido información a Suiza sobre los 100 millones que Juan Carlos de Borbón recibió presuntamente de Arabia Saudí.

Desde el inicio de su mandato mantiene el apoyo a la monarquía que representa Felipe VI, pero se distancia de las prácticas del exjefe del Estado. "Tenemos una monarquía renovada y ejemplar en la figura de Felipe VI", dijo Sánchez poco después de llegar a Moncloa tras ser preguntado por si mantenía que habría que quitar la inviolabilidad al rey, como defendió antes de liderar el PSOE.

La inviolabilidad del rey en el momento de los hechos dificulta la imputación de Juan Carlos I –ahora aforado ante el Tribunal Supremo– en Suiza y más aún en España, aunque expertos jurídicos ven posibilidades de investigar al rey emérito si el delito fiscal se ha prolongado más allá de su abdicación. Otros indican que la inviolabilidad que protege al monarca por hechos anteriores a 2014 no alcanza a la justicia de Reino Unido o Suiza.

Etiquetas
Publicado el
2 de mayo de 2020 - 16:04 h

Descubre nuestras apps

stats