Yolanda Díaz pide a Sánchez que lidere la negociación de la reforma laboral y Moncloa responde que ya lo hace

Yolanda Díaz en los pasillos del Congreso.

El pulso por la reforma laboral se mantiene. Yolanda Díaz ha redoblado el pulso al emplazar a Pedro Sánchez a liderar la negociación ante la exigencia del PSOE de formar parte de la mesa del diálogo social a través de ministerios que están implicados en el nuevo marco normativo que pretende impulsar el Gobierno. "Me gustaría que la derogación de la reforma laboral la presida Pedro Sánchez, creo que ahí transmitiríamos a nuestro país que queremos un nuevo modelo de relaciones laborales", ha apuntado la vicepresidenta segunda en unas declaraciones realizadas en Roma junto al líder del sindicato italiano atacado por neofascistas. "Por supuesto que es un asunto que lidera el presidente del Gobierno", ha respondido la portavoz, Isabel Rodríguez.

Qué está en juego cuando hablamos de la "derogación de la reforma laboral del PP"

Qué está en juego cuando hablamos de la "derogación de la reforma laboral del PP"

La vicepresidenta segunda insiste en que el debate sobre este asunto en el seno del Gobierno no se centran en la metodología, como sostienen los socialistas, sino en el contenido. "Han de decirnos cuál es el problema sobre los trabajos que se vienen desplegando en cuanto al componente que hemos enviado a Europa", ha añadido. Además, ha vuelto a manifestar su "sorpresa" ante la apertura "de nuevo" de este "debate".

Para la vicepresidenta segunda, el borrador que su Ministerio está elaborando permitirá acabar "con la precariedad en España como única forma de vida", una situación a la que se ha visto abocada la sociedad de nuestro país por la normativa aprobada por los populares, según ha sostenido. "Me gustaría que en el seno del Gobierno expliciten lo que piensan sobre la prioridad del convenio de empresa, la vigencia del convenio colectivo — denominada ultraactividad— , la subcontratación, el artículo 42 del Estatuto de los Trabajadores o los mecanismo de flexibilidad interna", ha destacado.

"No comparto las declaraciones en ese aspecto. No se trata de contenido que está escrito", ha asegurado Rodríguez en referencia al acuerdo programático que sellaron en diciembre de 2019 Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. Sin embargo, el ala socialista no revela cuál es su posición actual respecto a algunas cuestiones clave como la prevalencia de los convenios o la ultraactividad. Rodríguez ha insistido en que abordar un nuevo marco de relaciones laborales es un compromiso de investidura de Sánchez.

"El Gobierno tiene la certeza de que quiere hacer esta reforma laboral, queremos mejorar el sistema de relaciones laborales [ha declarado la portavoz]. Estamos dispuestos a hacer una reforma profunda". Rodríguez ha insistido en que los socialistas reclaman una mayor "coordinación dentro del propio Gobierno". "Coordinación para lograr el máximo diálogo posible, un diálogo en el que queremos estar todos, cuando digo todos estamos hablo de sindicatos y empresarios, para que esta reforma que quiere ser estructural se apoye sobre la base de un diálogo conjunto y no solo un diálogo de parte", ha advertido Rodríguez, que ha apostado por "el mejor de los diálogos para el mejor de los acuerdos".

Desde el pasado viernes el Gobierno continúa encallado con la reforma laboral. Este miércoles se ha producido una nueva reunión técnica del diálogo social, a la que han acudido representantes del Ministerio de Trabajo, que llevan cinco meses sentados con sindicatos y patronal negociando el nuevo texto con el que desmontar la normativa aprobada por los populares en 2012.

Desde que estalló la crisis el pasado viernes, debido al intento de los socialistas de pilotar la negociación de esta normativa, los equipos de Díaz y del PSOE conversan día y noche para tratar de llegar a un acuerdo sobre el texto que sustituirá a la reforma laboral aprobada por el Gobierno de Mariano Rajoy, tal y como ha reconocido Díaz. Moncloa, por su parte, dejó claro este martes que será la vicepresidenta segunda la que "lidere" al Gobierno en el diálogo social, aunque reclama presencia de otros ministerios, como Economía, Hacienda o Educación. "No estamos hablando de nada distinto que no se haya practicado ya en el seno del Gobierno", ha defendido Rodríguez, que ha puesto como ejemplo la ley de vivienda o los Presupuestos Generales del Estado en cuya elaboración y negociación con otros grupos participan las dos alas del Gobierno.

"Llevamos desde 2012 intentado derogar la reforma del PP. Esta es mi convicción profunda, este es el compromiso del Gobierno de España. Me gustaría que cumplamos con él", ha expresado Díaz, que se ha reunido este miércoles en Roma con Maurizio Landini, el secretario general de la Confederazione Italiana del Lavoro (CGIL), el sindicato asaltado este mes por neofascistas durante una manifestación contra el pasaporte COVID. La vicepresidenta segunda ha transmitido su "solidaridad" a esta organización y ha defendido que ese asalto "es un ataque a lo que representa el sindicato en el mundo y un ataque a la democracia". En su intervención, Díaz se ha presentado como "hija de un padre que ha trabajado en defensa de  los valores democráticos del mundo del trabajo" y ha asegurado que su progenitor "ha tenido un vínculo con CGIL".

La titular de Trabajo le ha dado las gracias al presidente del Gobierno y ha expresado que siente "esta discusión", pero que también siente "satisfacción": "Nunca olvido que estoy aquí para defender los derechos de la gente", ha asegurado Díaz este miércoles en declaraciones a los medios de comunicación tras su reunión con Landini en Roma.

Etiquetas
Publicado el
27 de octubre de 2021 - 11:14 h

Descubre nuestras apps

stats