eldiario.es

9

Femen recurre la multa por irrumpir en un acto falangista en 2018: "Las agredidas fuimos nosotras"

La Policía denunció a dos de las activistas y la Delegación del Gobierno en la Comunidad de Madrid les impuso una multa de 600 euros en base a la Ley Mordaza

Piden el archivo porque un juzgado mantiene unas diligencias abiertas contra ellas tras una querella de Falange y, según la ley, no se podrá continuar con el procedimiento sancionador en casos de posibles delitos

"Fue una protesta pacífica y simbólica. La multa es incomprensible", lamentan fuentes del colectivo feminista

Activistas de Femen en el acto de Falange

Activistas de Femen en el acto de Falange. EFE

Femen ha recurrido la multa de 600 euros a dos de las activistas que protestaron en un acto organizado por Falange en 2018 para exaltar la figura de Franco. La Policía les denunció y la Delegación del Gobierno de la Comunidad de Madrid inició el procedimiento sancionador en base a la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de protección de la seguridad ciudadana, conocida como Ley Mordaza. Las activistas fueron insultadas y pateadas por miembros de la concentración falangista, celebrada anualmente con motivo de la muerte del dictador el 20N. Este año, Femen también protestó en el acto del pasado domingo bajo el lema "Al fascismo, ni honor ni gloria".

La notificación recibida por las dos activistas relata que el día 18 de noviembre de 2018, día en el que "la organización política Falange había convocado un acto autorizado por la Delegación del Gobierno", los agentes policiales "se encontraron a tres personas" que posteriormente "irrumpen de forma sorpresiva en dicho acto autorizado, realizando proclamas y consignas contrarias al acto convocado". "Todo ello –prosigue el escrito– con el torso totalmente descubierto perturbando la seguridad del mismo".

Las activistas podían presentar alegaciones en los 15 días siguientes a la recepción de la sanción, algo que las dos ya han hecho –la última esta misma mañana–. Piden el archivo del expediente administrativo en base a la propia Ley Mordaza, que señala que "en las conductas que pudieran ser constitutivas de delito, el órgano administrativo pasará el tanto de culpa a la autoridad judicial o al Ministerio Fiscal y se abstendrá de seguir el procedimiento". Y es que Falange Española presentó una querella contra las Femen acusándolas de haber cometido un delito de desórdenes públicos, entre otros; un procedimiento que sigue abierto. "No podemos ser 'castigadas' dos veces por la misma conducta", dicen fuentes del colectivo.

Según la multa recurrida, los hechos podrían ser constitutivos de una infracción grave, señala el escrito. En concreto, por "perturbación de la seguridad ciudadana en actos públicos, espectáculos deportivos o culturales, solemnidades y oficios religiosos u otras reuniones a las que asistan numerosas personas, cuando no sean constitutivas de infracción penal", tal y como establece el artículo 36.1 de la norma. Por ello les impusieron una sanción de 601 euros, que si pagaban durante los siguientes 15 días se reducían a la mitad.

Femen se muestra "en desacuerdo" con la sanción porque "fue una protesta, como todas las que realizamos, pacífica y simbólica", defienden fuentes de la organización. "El objetivo era abrir el debate sobre por qué en España se siguen permitiendo los homenajes de enaltecimiento del fascismo y de la dictadura. La multa es incomprensible porque las imágenes fueron muy claras: fuimos las Femen las que fuimos agredidas. No entendemos como nosotras, que fuimos las que actuamos de forma pacífica, somos las que estamos siendo multadas", señalan.

Aquel día, Falange Española había convocado un acto en la madrileña Plaza de Oriente con motivo del aniversario de la muerte de Franco y el objetivo de pedir la derogación de la Ley de Memoria Histórica. Pocos minutos antes de que empezara, las tres 'Femen' comenzaron a protestar y a lanzar varios lemas contrarios al franquismo. En sus torsos se podía leer "fascismo legal, vergüenza nacional" y en la espalda mostraban el escudo preconstitucional tachado con una cruz roja y la frase "Stop 20N".

Las activistas fueron increpadas por los manifestantes, que portaban banderas de Falange con consignas como "Viva la unidad de España" o "Sánchez desokupa y deja a Franco en paz". Las integrantes del colectivo feminista fueron placadas y pateadas, escupidas e insultadas por varios asistentes a la concentración y las imágenes tuvieron repercusión incluso a nivel internacional. De hecho, fue la Policía la que acabó interviniendo para sacar a las activistas del lugar entre empujones de los manifestantes, según se pudo ver en las imágenes.

Falange Española ha vuelto este año a celebrar un acto de la misma naturaleza, también en la Plaza de Oriente el pasado día 24. Y en esta ocasión las Femen han vuelto a repetir la protesta. Esta vez, seis activistas irrumpieron en la concentración al grito de "Al fascismo, ni honor ni gloria", una frase que llevaban pintada en la parte delantera del torso. En la espalda se podía leer 'Stop 20N', en referencia a los actos de celebración del aniversario de la muerte de Franco, informa Europa Press.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha