La portada de mañana
Acceder
La presión de las comunidades aboca a España a un nuevo estado de alarma
Juan Carlos Campo: "Si nos sentamos con voluntad renovaremos el CGPJ"
Opinión - Hay vida detrás del ruido, por Rosa María Artal
Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Ernesto Cardenal entregó su vida a la poesía y a la lucha por la libertad

Mujeres asisten al velorio del escritor y poeta Ernesto Cardenal durante su velorio este lunes en Managua (Nicaragua). Los restos del poeta y sacerdote trapense Ernesto Cardenal, fallecido en la tarde del domingo, serán cremados y descansarán en un archipiélago del Gran Lago de Nicaragua, país que permanecerá tres días en duelo por su fallecimiento.

EFE

Managua —

0

Los nicaragüenses recordaron este lunes al fallecido teólogo y poeta Ernesto Cardenal, que "entregó su vida a la poesía y a la lucha por la libertad y la justicia", como declaró en su despedida la escritora Gioconda Belli.

"Hay una inmortalidad que tienen los poetas y la literatura y el arte, que permanece", y que en el caso de Cardenal, "nos deja una reflexión muy profunda sobre lo que significa ser un ser humano comprometido con su tiempo, con la belleza, con un pensamiento muy desarrollado sobre el cosmos, el universo", dijo a Efe Belli, amiga personal del poeta.

El sacerdote, que a mediados del siglo pasado escribió la "Oración por Marilyn Monroe", no vio contradicciones entre el Creador y la ciencia, de hecho, en su obra afirma que Jesús era Dios "con los cromosomas de Adán".

DEJA HUELLA PROFUNDA EN POESÍA LATINOAMERICANA

Al morir Cardenal (1925-2020) "pierdo a un hermano mayor, amigo entrañable y vecino de muchos años, un guía moral, un modelo literario, y con él se va parte esencial de mi propia historia", escribió por su lado el escritor y exvicepresidente nicaragüense Sergio Ramírez.

Ramírez sostuvo que Cardenal no sólo era su maestro, sino "compañero de luchas en la Nicaragua siempre convulsa, un hermano mayor a quien siempre" tuvo al lado.

"Deja una huella muy profunda en la gran poesía latinoamericana", remarcó.

Algunos de los académicos más respetados de Nicaragua se dieron cita en el velatorio de Cardenal, en Managua, y recordaron que para el poeta el ser humano es polvo de estrella, y que la muerte no es otra cosa que la reintegración con Dios.

UN POETA POLIFACÉTICO

"Ernesto Cardenal, con todo ese bagaje cultural, o es un astronauta, o es un meteorito, o sencillamente es una nueva galaxia", dijo a Efe el miembro de número de la Academia Nicaragüense de la Lengua, Luis Rocha Urtecho.

Para Rocha, Cardenal está en el mismo nivel de poesía que el chileno Pablo Neruda, pero el nicaragüense "es mucho más variado, sin denigrar a nadie, más polifacético", pues exploró temas científicos, históricos, antropológicos y teológicos, entre otros.

De hecho, Cardenal, nominado en al menos dos ocasiones para el Premio Nobel de Literatura, recibió el Premio Pablo Neruda en 2004 y el Premio Reina Sofía de Poesía, entre otros.

"Llevó la ciencia a los poemas y su amor por la naturaleza, él decía que todos somos polvo de estrella, efectivamente, todos los seres humanos somos polvos de estrella y en algún momento vamos a ir también hacia el firmamento", reflexionó, por su lado, el académico Carlos Tünnermann.

GOBIERNO: CARDENAL ES UN ORGULLO NICARAGÜENSE

El Gobierno de Nicaragua, del cual era crítico, decretó tres días de duelo nacional por al autor de "Epigramas", de quien reconoció "su aporte a la lucha del pueblo nicaragüense", igualmente todos sus méritos culturales, artísticos, literarios "y su extraordinaria poesía en la que siempre supo alabar a Dios, en el cielo, en la tierra, y en todo lugar".

El Ejecutivo señaló que el poeta "constituye una gloria y un orgullo nicaragüense, que admiramos profundamente dando gracias a Dios por su vida, sus méritos y su infatigable amor a Nicaragua".

Cardenal pasó de símbolo de la revolución sandinista a ser un "perseguido político", como él mismo se declaró, del Gobierno de Daniel Ortega, con el que se distanció por su forma de dirigir el sandinismo.

Cardenal, que fue ministro de Cultura durante el primer Gobierno sandinista (1979-1990), que también encabezó Ortega, se enfrentó con el mandatario y a la esposa de este, la vicepresidenta Rosario Murillo, en los últimos años de su vida.

El poeta, que participó en la lucha contra la dictadura de la familia Somoza desde muy joven y fue militante hasta 1995 del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), en el poder desde enero de 2007, sostenía que el Gobierno de Ortega "no es de izquierda, ni sandinista, ni revolucionario, sino simplemente es una dictadura familiar", como la que derrocaron.

RESTOS DESCANSARÁN EN ARCHIPIÉLAGO

Los restos del poeta, una de las máximas figuras de la literatura latinoamericana y gran promotor de la Teología de la Liberación, serán incinerados y descansarán en un archipiélago del Gran Lago de Nicaragua.

Cardenal falleció el domingo en un hospital de Managua debido a un ataque cardíaco relacionado con su avanzada edad, dejando un legado literario que le mereció ser candidato al Nobel de Literatura por la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE).

Siendo ministro de Cultura en el Gobierno revolucionario (marzo de 1983), recibió la amonestación pública del papa Juan Pablo II al visitar Nicaragua por considerar que mezcló la religión con la revolución sandinista.

Por su participación en aquel Gobierno, Juan Pablo II lo castigó "A divinis" en 1985, y fue indultado por el papa Francisco en 2019.

Etiquetas
Publicado el
3 de marzo de 2020 - 03:13 h

Descubre nuestras apps

stats