eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Aragón y Aquitania, cómplices para cumplir el empeño de reabrir el Canfranc

- PUBLICIDAD -
Aragón y Aquitania, cómplices para cumplir el empeño de reabrir el Canfranc

Aragón y Aquitania, cómplices para cumplir el empeño de reabrir el Canfranc

Los presidentes de Aragón y de la región francesa de Aquitania, Javier Lambán y Alain Rousset, han firmado hoy una declaración conjunta que les hace cómplices en el empeño y el deseo de la reapertura completa de la línea ferroviaria Zaragoza-Canfranc-Oloron-Pau en el horizonte de 2020.

La firma ha tenido lugar en el vestíbulo de la estación internacional de Canfranc, momentos después de que ambos dirigentes colocaran dos travesías del tramo francés Oloron-Bedous, cerrado desde 1980 pero que ahora está en obras con la previsión de abrirlo al tráfico el próximo verano.

En la declaración, ambas regiones recuerdan que la constitución del grupo de trabajo cuatripartito entre los gobiernos de España, Francia, Aragón y Aquitania en 2008 dio lugar a la hoja de ruta 2012-2020 para la reapertura, con un avance importante para la reanudación de la circulación en este itinerario, que desde 2013 forma parte de la Red Global de la Red Transeuropea de Transportes.

Pero ahora estiman que es necesario activar un foro de trabajo permanente que permita coordinar y reforzar las acciones en los niveles estatales y europeo.

Las próximas acciones para lograr la reapertura del tráfico internacional en la línea, interrumpido en 1970 por el desplome de un puente cerca de Bedous, se centran, en Francia, en la realización del tramo Bedous-Canfranc, de 33 kilómetros de longitud y en donde se sitúan las mayores rampas, con pendientes máximas del 43 por ciento.

Rousset ha reconocido que este segundo tramo será "más difícil" que el que se abrirá en verano, y para ello "se necesitarán más recursos", que pueden venir del ámbito privado porque "lo importante es lograr el éxito del proyecto".

En la parte española los esfuerzos se centran en la seguridad y modernización de la línea que se encuentra en servicio, mientras que ambas partes deberán colaborar para efectuar las mejoras necesarias en el túnel ferroviario de Somport, pero también en el carretero, que utiliza el primero como alternativa de evacuación en caso de emergencia.

Por este motivo, solicitan una nueva reunión del grupo cuatripartito en 2016 para seguir avanzando en el proyecto de manera conjunta en ambos estados y han acordado asimismo continuar recabando el máximo de apoyo posible a favor de la reapertura e iniciar una ronda de contactos con todas las partes concernidas o interesadas por el proyecto.

Tras la firma de la declaración, Lambán ha recordado que para Aragón el proyecto del Canfranc está revestido de una "importancia y prioridad políticas" como "seguramente" no ha tenido en las últimas décadas.

El ferrocarril del Canfranc, ha añadido, es el "elemento fundamental" para reforzar a la comunidad como plaza logística, y aunque Aragón "no renuncia" a una nueva conexión ferroviaria por el Pirineo central, ha estimado que debe de "centrar sus esfuerzos" en la línea de Canfranc, porque es la línea que "satisface plenamente" las necesidades de exportación a través del tren que tiene la economía aragonesa.

Rousset ha agradecido a Lambán este "gesto político" de apostar por el Canfranc y posponer la travesía por el Pirineo central, que supone "dar la cara" por la línea internacional ante los gobiernos nacionales y europeo.

Lambán, quien ha agradecido el empeño personal de Rousset por este proyecto y el de su socio de gobierno, Chunta Aragonesista, personalizado en su consejero de Vertebración Territorial, Jose Luis Soro, ha enfatizado que el futuro de España es "impensable" sin Francia y sin Europa, y para ello debe considerarse al Pirineo como una "columna vertebral" y no como una "barrera".

Para su homólogo francés, el proyecto de la reapertura ha de verse con una perspectiva global de desarrollo de los valles que une, tanto en su vertiente social y económica como turística, porque acarreará empleos.

Por eso, más allá que preguntarse "cuánto cuesta", hay que ver su rentabilidad social, puesto que es una apuesta "de futuro" que será rentable "en un siglo".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha