Focos

El Consejo Escolar pone pegas a que se pueda pasar la ESO con menos de un cinco

El máximo órgano representativo de la comunidad educativa debate el martes un informe que cuestiona esta decisión de última hora del Gobierno

El documento pide "reflexionar" sobre la "circunstancia anómala" de graduarse con una nota suspensa que se reflejará una casilla del título

El informe, aún en fase de borrador y sujeto a cambios, se enviará al Ejecutivo pero no tiene carácter vinculante

- PUBLICIDAD -
Alumnos de un instituto en Canarias.

Alumnos y alumnas en una clase de instituto.

El Consejo Escolar del Estado pide al Gobierno "reflexionar" sobre su decisión de permitir a los estudiantes pasar la ESO  con menos de un cinco de nota media antes de aprobar el real decreto que la recoge. El máximo órgano representativo de la comunidad educativa debatirá el próximo martes un informe, a cuyo borrador ha accedido eldiario.es y ha adelantado El País, que incluye esta cuestión.

El documento, aún sujeto a cambios tras la discusión en la Comisión Permanente y sin carácter vinculante para el Ejecutivo, refleja la contradicción de que los alumnos y alumnas salgan con un título en el que quedará plasmada una calificación suspensa. Esta posibilidad estaba contemplada en la LOE, con la diferencia de que con la ley anterior no había una casilla en el título donde incluir la nota media y con la Lomce sí.

Para el Consejo Escolar del Estado, esto provoca una "circunstancia anómala, como es la obtención del título de Graduado en Educación Secundaria Obligatoria por parte de alumnos que obtengan una media de calificación inferior a la considerada como aprobado".

El Ministerio de Educación, de incluir esta decisión de forma definitiva en el real decreto que prevé firmar antes de verano, continúa con el desmontaje por piezas de la Lomce de Wert. La ley permite que los alumnos y alumnas obtengan el título de Secundaria con hasta dos suspensas, siempre que no sean Lengua Castellana y Literatura y Matemáticas, pero incluye la exigencia del cinco,  que ahora quiere relajarse.

La idea inicial de final de etapa que idearon Wert y su equipo queda con esta modificación desintegrada casi en su totalidad: ya no hay que aprobar una reválida para promocionar a Bachillerato u obtener el título de ESO –en su lugar, solo algunos centros harán una prueba muestral sin efectos académicos– y los estudiantes que tengan menos de un cinco de media, siempre que no tengan más de dos suspensas, podrán continuar sus estudios en la etapa postobligatoria.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha