Sombrilla, nevera y días de cola para estrenar el 'Motomami Tour': “Rosalía es mucha Rosalía”

Cual si estuvieran en la playa, haciendo cola para el concierto de Rosalía

Sombrillas, neveras, sillas plegables, el tupper, ropa fresquita y juegos de cartas. Parece una cita con la playa en medio del deseado verano, pero es la cola para ver a Rosalía en Almería. Para presenciar el Motomami Tour, los primeros del mundo, en la primera fila a ser posible. Porque “merece la pena pasar horas de calor y verla desde más cerca”. Quien lo dice es María del Mar, de Cartagena, abanicándose y sentada en una silla de playa con el altavoz a todo volumen reproduciendo, por supuesto, una ‘playlist’ de Rosalía. “Estoy hecha una ‘Motomami’”.

'Motomami', canción a canción y del baile al llanto

'Motomami', canción a canción y del baile al llanto

María del Mar está cerca de la entrada, pero no ha sido la primera. Un grupo de diez seguidores almerienses absolutamente incondicionales fueron los más rápidos en llegar. Cuentan a elDiario.es Andalucía que se están organizando en turnos por parejas cada cuatro horas. Han pasado dos noches durmiendo en tiendas de campaña. “Esto es como una excursión en la playa, pero aquí”, bromea María, quien acaba de llegar para hacer el relevo.

El segundo grupo llegó pocas horas después. Lo conforman varios jóvenes entre los que se encuentra Pablo, de Granada, que ha venido expresamente al concierto. Todos han hecho una piña y pasan las horas hablando alrededor de una nevera azul de playa llena de refrescos y agua fría para combatir el calor y el tiempo de espera. Entre ellos hay una toledana que estudia en la capital almeriense que no ha dudado en quedarse un poco más “hasta que pasara el día”. El grupo confiesa que para comer se han acercado (alguna vez) “al McDonalds de aquí al lado… Y eso que llevamos también ‘taper’ en la nevera”.

Una gira de 16 países

Todo para ver y escuchar a Rosalía que abre una gira que recorrerá 16 países y que pasará por México, Brasil, Argentina, Chile, Colombia, República Dominicana, Puerto Rico, Canadá, otra quincena de fechas en Estados Unidos y finalmente Portugal, Italia, Alemania, Países Bajos, Bélgica, Inglaterra y Francia. Sin duda, un éxito que hará que todos los ojos se centren en la ciudad andaluza este miércoles para ver qué sorpresas depara la nueva gira de Rosalía. Justo después de Almería, la artista viajará a otras capitales de la Comunidad Autónoma como Sevilla, Granada y Málaga.

Ya desde el pasado lunes comenzaron las colas con la llegada de los primeros fans de la compositora catalana. A pocas horas de que empiece el show, la cola aglutina a más de un centenar de personas dispuestas a soportar 36º a la sombra y entrar en el Recinto de Conciertos del Ferial, dividido en dos sectores. El primero será la pista A, situada en la zona más próxima al escenario donde actuará Rosalía. Las entradas para esta zona ya están agotadas. Detrás se encuentra la pista B, más alejada, más económica y en la que se situarán el grueso de los que acudan al concierto. Las entradas lanzadas son de Pase General y actualmente cuestan 73,50 euros.

El alcalde, Ramón Fernández-Pacheco (PP), explica a elDiario.es Andalucía que “las apuestas ambiciosas en materia de cultura siempre son ganadoras'” y que su intención es “colocar a Almería como un referente cultural entre las ciudades de nuestro entorno”. Asimismo, incide en que “la ciudad de Almería será el foco de atracción mundial con el inicio de una de las giras más esperadas”.

Dan fe de ello Marcos, de Jaén, y Adela, de Córdoba, también bajo sombrillas para protegerse del azote del sol. “Nos ha tocado en este trozo de acera sin árboles, pero qué le vamos a hacer, irnos no nos vamos a ir”, comentan riéndose. Ellos son compañeros de la Universidad de Almería y al ver en La Voz de Almería que ya había cola “no lo dudamos, quisimos venir porque esto se iba a petar”.

El fenómeno Rosalía

El fenómeno Rosalía es tan potente que hasta la capital almeriense se ha desplazado Silvia desde Badajoz. Ella ha planificado sus vacaciones del hospital en el que trabaja para venir con sus amigos a veranear en Vera y coincidir con el concierto de la catalana. Pero al concierto viene sola y está guardando cola y haciendo amistad con el grupo de al lado: “Mis amigos se han quedado en Vera porque no son tan fans de Rosalía, pero yo esto no me lo perdía por nada del mundo”.

Pero este fenómeno también se nota en las cifras económicas. Según los datos ofrecidos por varias cadenas hoteleras almerienses, en los hoteles se está registrando un aumento de las reservas de un 25% de media con motivo del concierto inaugural del tour. Antonio Aguilar, director del Hotel Avenida de Almería, explica a este medio que “apenas se anunció que actuaría aquí, las reservas fueron viniendo solas”. Él admite que su hotel está ya “prácticamente lleno” para esta semana, y que la afluencia ha aumentado hasta un 25% con motivo del concierto de Rosalía. En otros hoteles céntricos, la previsión se ha disparado un 15% más para las noches del martes y el miércoles. Es el caso también del Hotel Torreluz, ubicado en pleno centro histórico de la ciudad, donde, según su director, José Requena, están a la espera de que las reservas de última hora puedan aumentar más aún con aquellos “que han decidido apurar la compra de sus entradas”.

Fuentes de la Asociación de Hosteleros de Almería confiesan que la llegada de Rosalía “se va a notar” en el sector y que “la asistencia al evento repercutirá en una mayor afluencia a bares y restaurantes antes y después del concierto”.

“Mi prima compró dos entradas porque es una fan loca de Rosalía con la esperanza de que alguien la acompañaría y me ofrecí porque la Rosalía es mucha Rosalía y va a ser la leche de concierto”, confiesa Gloria, que ha hecho un viaje de ida y vuelta desde Caravaca de la Cruz (Murcia). “No hemos cogido hotel para esta noche porque mañana trabajo a las 9 de la mañana en Murcia capital y no sé si sobreviviré, pero aunque sé que son muchos kilómetros, merecerá la pena el gran espectáculo con el que inicia su gira mundial”, reflexiona.

Más atrás en la cola están Adriana, de Córdoba, y Salvador, de Cádiz, con una camiseta de la cantante. Ambos vienen de Granada porque estudian allí. “No hay miedo al calor, ni a nada que se le parezca. Creemos que la espera va a merecer la pena y al ver que ya había gente haciendo cola, ni lo dudamos. Así que ni tan ”malamente“”, confiesan haciendo guiños a uno de los hits que puede que escuchen esta noche. También vienen de fuera Inés y Elena, que son de Murcia; junto a ellas, Víctor, de Barcelona. Se conocieron de Erasmus y el mismo gusto musical les ha hecho planificar las vacaciones en Almería, haciéndolas coincidir con el concierto apertura de Rosalía. Ellos están haciendo cola con una mesa, jugando al Uno y tomando un refrigerio: “Básicamente, hemos cogido las cosas de la playa del coche y nos la hemos traído aquí”.

 En lo que tienen razón todos es en las expectativas que está generando el concierto porque seguro que Rosalía dará espectáculo. Al menos, a juzgar por lo que está moviendo con ella: un centenar de personas del equipo técnico, diez músicos y bailarines, ocho camiones de materiales para montar un impresionante escenario con un despliegue audiovisual “único” que está siendo instalado desde el pasado 27 de junio, tres camiones ‘sleepers’ para el personal de gira, más de 150 personas de personal local involucrado, desde cargadores y conductores, pasando por cocineros, servicio de hostelería para el concierto, seguridad, sanitarios… Y una velada que ya roza el cartel de “entradas agotadas” para un aforo de 12.000 personas, según han señalado fuentes del Ayuntamiento.

“A la aventura”

No faltan padres y madres como Rosa, madre de dos adolescentes que está como todos los demás jóvenes guardando cola bajo la sombrilla de playa: “Por los hijos se hace cualquier cosa, incluso pasar horas de calor esperando en la puerta”. Otra madre que acompaña a su hija adolescente y que viene de Cartagena dice que “tampoco es que suponga un gran esfuerzo porque a mí también me encanta Rosalía, así que a la aventura”.

Una aventura que no ha estado exenta de críticas. “Después de que se conocieran las colas recibimos comentarios negativos diciendo que ojalá pusiéramos empeño en buscar un trabajo o en estudiar” - explica María, del primer grupo que no quiere dejar pasar la oportunidad de responder y decir que “precisamente como estudiamos y trabajamos nos hemos coordinado para hacer los turnos y guardar el sitio de la cola”. Su organización y su paciencia tendrán premio esta noche. Ver a Rosalía de cerca, estrenar el Motomami Tour, ser los primeros, y en la primera fila (a ser posible).  

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats