La portada de mañana
Acceder
Europa pisa el acelerador con las terceras dosis en plena incertidumbre por ómicron
'Streamer', el nuevo trabajador cultural explotado
Opinión - Asqueados de tanta bajeza, por Esther Palomera

Seminci Festival de Cine Internacional de Valladolid

Activista trans, latina, sin papeles y exprostituta: la historia de Bamby Salcedo más allá de su transición

Fotograma del documental 'La Queenciañera'.

Bamby Salcedo está frente a la Casa Blanca, delante de las vallas que rodean la residencia del hombre más poderoso del mundo. Esta activista quiere entrar en uno de los sitios más codiciados de Estados Unidos para reclamar derechos para la comunidad trans. A punto de cumplir 50 años, Bamby Salcedo explica cómo ha sido su vida a través del documental LA Queenciañera: mexicana en Los Ángeles (EEUU) sin papeles; víctima de abusos sexuales; ha tenido problemas con las drogas; ha recurrido a la prostitución como medio de vida y ha estado en prisión, donde la pusieron en módulos para hombres porque 'no separaban a gente como él'', según un agente de prisiones.

Así aparece el colectivo LGTBI en la ficción española: son un 6,2% de los personajes, predominan los hombres gays y solo cuatro son trans

Así aparece el colectivo LGTBI en la ficción española: son un 6,2% de los personajes, predominan los hombres gays y solo cuatro son trans

"Utilizamos el pretexto del cumpleaños para hablar sobre su vida desde un punto de vista más psicológico y personal", explica el director del largometraje, Pedro Peira, poco antes del estreno de LA Queenciañera en la Seminci de Valladolid y su primera exposición pública en Europa. LA Queenciañera está nominada a la Espiga Arco Iris que otorga el festival junto a la Fundación Triángulo. Bamby decide celebrar su 50º cumpleaños al estilo quinceañera para festejar que se cumplen 15 años desde su transición y aceptación. Igual que las mujeres mexicanas celebran con familiares y amigos que las niñas se convierten en adultas, Bamby quiere "volver a empezar el segundo capítulo" de su vida y mezclarlo con la temática indígena.

El director del documental ya ha estrenado la cinta en el Outfest de Los Ángeles, en el Festival de Cine de Puerto Vallarta y también en el Seattle Latino Film Festival, donde ha recibido el premio a Mejor Guion. Peira, que se define como "aliado" del movimiento LGTBQ+, está intentando que LA Queenciañera no se quede solo en festivales LGTB, si no que espera que sea visionado por un público más generalista. "Este tipo de historia tiene que salir del nicho de mercado para que la gente vea que son personas normales", apunta Peira, que remata: "A veces el sector más conservador dice que los trans tienen mucho vicio. Tienen el mismo vicio que los demás".

El documental muestra varias facetas de Bamby Salcedo: su versión más extravagante y animada, pero también su rutina diaria y sus contradicciones, su capacidad organizativa y de gestión y el amor que profesa a toda su familia, a pesar de tanto dolor. Aunque está centrada en su figura, LA Queenciañera también dibuja la historia de personas del entorno de Bamby, su sufrimiento por ser trans y cómo esta circunstancia copa toda la atención de sus futuros empleadores. Participa también Patricia Arquette, que aprovechó que recogía un Emmy por The Act para acordarse de su hermana Alexis, fallecida en 2016, y reclamar el fin de la persecución de las personas trans.

Procedente de una familia pobre, Bamby se enfrentó en México a la violencia que reconoce su madre que ejercí y a abusos sexuales de su padrastro, lo que aumenta su conflictividad y sus problemas con las drogas. Decide emigrar a Estados Unidos con su padre -que había abandonado a su familia años antes-, aunque poco tiempo después abandona el núcleo familiar y se marcha a Los Ángeles, donde empieza a transicionar.

Sin trabajo ni el apoyo familiar, Bamby termina de salirse del sistema: hurtos, drogas y prostitución la llevan a encarcelamientos frecuentes. La prostitución suele ser una salida que muchas mujeres trans cogen para poder ganarse la vida, una tarea mucho más complicada por su identidad de género, pero que se ve incrementada en países como Estados Unidos, donde muchas mujeres carecen de documentación. "Es rizar el rizo: estás sin papeles y eres trans, es un castillo de naipes que se puede caer por tener un golpe en el coche, que conducen sin permiso ni identificación", remata Peira.

En la cárcel Bamby no solo se enfrenta a la privación de libertad; hay que añadir el estigma que supone ser trans en prisiones masculinas, donde también recibe abusos sexuales. Este emotivo documental profundiza en la infancia de Bamby, en la relación que tiene con sus padres y hermanas y cómo consigue superar su adicción. Todo lo que le ha sucedido la empuja a crear la asociación 'Translatin@ Coalition' y 'Angels of Change', una ONG para abordar una grave falta de fondos para los jóvenes trans en los hospitales infantiles.

A través de la 'Translatin@ Coalition', el equipo de Bamby Salcedo trabaja en policy making para ir "arañando". Según explica Peira, cuando les contó que en España la Sanidad pública cubre las cirugías de reasignación de sexo, muchas alucinaron. Eso no aspiran a conseguirlo, pero sí avanzar en leyes de matrimonio y la efectividad de la no discriminación en los alquileres o la contratación. "Su situación se empieza a normalizar y quieren aprovecharlo para legislar a su favor. Creen que esta puede ser su edad dorada para conseguir sus derechos en Estados Unidos", asegura el director de LA Queenciañera.

Etiquetas
Publicado el
29 de octubre de 2021 - 09:04 h

Descubre nuestras apps

stats