El acusado en el primer juicio por los disturbios tras la sentencia del procés: "Soy de origen extranjero, el blanco perfecto cuando la policía está enfadada"

El juicio a los dos jóvenes se alargará hasta este miércoles

Primer juicio por los disturbios que sucedieron a la sentencia del procés. Dos jóvenes se enfrentan a severas peticiones de prisión por parte de la Fiscalía y de la Generalitat así como a su expulsión de España por haber roto supuestamente de una pedrada el cristal del conductor de una furgoneta de antidisturbios de los Mossos d'Esquadra la madrugada del 17 de octubre. Ambos han negado los hechos y uno de ellos ha deslizado además una acusación de racismo hacia la policía autonómica: "Soy de origen extranjero, el blanco perfecto cuando la policía está enfadada".

Ante la sección 4a de la Audiencia de Girona ha empezado este martes el juicio contra dos jóvenes, nacidos en Marruecos, a los que la Fiscalía y la Generalitat piden nueve y tres años y medio de cárcel respectivamente por el supuesto lanzamiento de una piedra a la furgoneta policial, que acabó con dos mossos heridos leves. El Ministerio Público pide además la expulsión de ambos acusados de España durante ocho años. Los dos jóvenes permanecen en prisión provisional desde que fueron detenidos en octubre.

En su declaración ante el tribunal, los acusados no solo han negado que lanzaran piedra alguna al furgón de los Mossos, sino que también han asegurado que ni siquiera asistieron a la marcha durante la que se produjeron los disturbios. "No tengo nada que ver con estas manifestaciones", ha afirmado el otro encausado.

A preguntas de su defensa, que ejerce el penalista Benet Salellas, los acusados también han sembrado dudas sobre la investigación realizada por los Mossos d'Esquadra. No en vano, el relato policial de los hechos es la principal prueba de cargo de Fiscalía y Generalitat.

Según sostienen ambas acusaciones en base a los informes policiales, agentes de paisano de los Mossos d'Esquadra observaron a los dos jóvenes huir tras lanzar las piedras. Ambos supuestamente llevaban la cara tapada con una capucha. Los agentes comunicaron la descripción física y vestimenta de los dos acusados, lo que posibilitó que pasadas unas horas dos agentes les reconocieran y los detuvieran. Es decir, fueron identificados por su ropa.

Sin embargo, los jóvenes han explicado que tras detenerles los Mossos no se quedaron con su ropa ni la presentaron como prueba de cargo durante la investigación. "La ropa la tenemos en prisión", ha concretado un acusado. La supuesta piedra tampoco consta físicamente como prueba en el juicio.

Tres de los mossos que vieron el lanzamiento de piedras han comparecido este martes como testigos. Solo uno de ellos ha dicho que vio la cara a los agresores y ha reconocido a los dos acusados como los autores del lanzamiento. Los otros dos sin embargo han dicho recordar solo la ropa de los autores de la pedrada, sin precisar si eran los acusados. Uno de los agentes que identificó posteriormente a los jóvenes ha dicho que la descripción facilitada por emisora era "mínima", y que había muchos manifestantes con indumentaria similar a la de los acusados, pero que los agentes de paisano les reconocieron "sin ninguna duda".

Ambos jóvenes también han mostrado su intención se seguir estudiando y viviendo en España: "He sufrido mucho para llegar a este país y tengo gente que me apoya, no quiero volver a Marruecos".

ANC y Òmnium apoyan a los acusados

Un centenar de personas se han concentrado ante el Palacio de Justicia de Girona para apoyar a los dos jóvenes, entre ellos los líderes de la ANC y Òmnium Cultural, Elisenda Paluzie y Marcel Mauri, que han exigido a la Generalitat retirar su acusación. "Afrontan un juicio por su nacionalidad y su situación administrativa", ha criticado Paluzie. "Sufren la represión de los presos y represaliados por el 1-O, y también la del racismo institucional, por ser inmigrantes y catalanes llegados de Marruecos", ha denunciado Mauri.

Etiquetas
Publicado el
30 de junio de 2020 - 14:57 h

Descubre nuestras apps

stats