El rey Felipe VI, Pedro Sánchez y Pere Aragonès cenan juntos en la inauguración del Mobile

Felipe VI, Pedro Sánchez, Ada Colau y Pere Aragonés, durante la cena inaugural del Mobile World Congress en Barcelona.

El rey Felipe VI ha redoblado su agenda en Catalunya en los últimos días, tras una larga ausencia provocada por la pandemia y por las protestas que generaba su presencia en el mundo independentista. Sin embargo hace dos semanas el monarca ya asistió a la reunión del Cercle d'Economia en Barcelona, donde coincidió levemente con el president de la Generalitat, Pere Aragonès. Este domingo el rey vuelve con motivo del Mobile World Congress, en una cena donde compartirá mesa con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con Aragonès, en un gesto inédito para un president en los últimos años, además de con la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.

El Gobierno prometió que los indultos abrirían una etapa de "concordia" y "reencuentro" y la fotografía de esta promesa la ha puesto el congreso de telefonía, que vuelve a Barcelona tras una edición cancelada por la pandemia. En su turno, Pedro Sánchez ha destacado la presencia de los cuatro representantes políticos, que "simboliza una unión por el bien superior de todos" y una normalización institucional que ha descrito como un "camino fértil" para la recuperación económica. La unidad institucional es "clave" en la nueva etapa, ha afirmado Sánchez, aprovechando la imagen inédita.

En una jornada de fuerte carga política, todos los gestos han sido medidos. Aragonès ha evitado acudir al besamanos del rey, en el que sí se ha participado Colau, pero posteriormente se han saludado antes de sentarse en la misma mesa, que han compartido los cuatro mandatarios junto al director general de GSMA, Mats Granryd. Más tarde, en su turno de intervención, el jefe del Govern ha centrado su intervención en la situación económica y en las posibilidades de Catalunya respecto a la digitalización, y ha evitado referirse directamente al monarca a quien ha englobado con la fórmula "autoridades del Estado".

Como ya hizo en su anterior visita a Catalunya, Felipe VI ha evitado lanzar ningún mensaje que pudiera ser interpretado en clave política. Delante de los empresarios de telefonía y exhibidores, el jefe de Estado ha elogiado a España como un buen lugar para el proceso de recuperación económica. "Es el momento de invertir en nuestro futuro digital", ha asegurado el rey, que ha indicado que la digitalización es un de los "pilares centrales" de los fondos europeos Next Generation que engrasarán las empresas tecnológicas españolas.

La agenda del rey en Catalunya no acaba este domingo. El lunes participará de nuevo en la inauguración de la exhibición del congreso y el jueves toda la Familia Real asistirá al acto de la fundación Princesa de Girona, en la que la princesa Leonor entregará los premios de la entidad. En paralelo, el presidente del Gobierno y el de la Generalitat se verán el martes en la Moncloa, en una cita que rubrica la vuelta del diálogo entre ambas instituciones. "Nos vemos el martes", recordó Aragonès a Sánchez en tono distendido.

Etiquetas
Publicado el
27 de junio de 2021 - 20:34 h

Descubre nuestras apps

stats