Solo griegos y rumanos destinan más sueldo que los españoles a pagar el alquiler en la UE

Alquiler de viviendas en Sevilla.

Grecia, Rumania y España ocupan el pódium de países de la Unión Europea con un mayor número de ciudadanos que se ven obligados a tener que destinar más de la mitad de sus ingresos a pagar el alquiler.

La Ley de Vivienda vista por los expertos: un paso en la buena dirección que se queda corto

La Ley de Vivienda vista por los expertos: un paso en la buena dirección que se queda corto

En el caso español, una de cada cuatro personas dedica más del 50% de su renta disponible a abonar el gasto mensual de su vivienda, el 26,2% Un porcentaje que está relativamente próximo al de Rumanía, que alcanza el 29,4%; y ligeramente por delante de lo que ocurre en Bulgaria, donde se sitúa en el 24,2%.

La medalla de oro en el esfuerzo por pagar a sus caseros se la lleva Grecia, donde más de un 62% de la población destina al alquiler, al menos, la mitad de sus ingresos, según los datos que publica Eurostat correspondientes a 2019, por lo que aún no recogen la evolución durante el año de la pandemia y la crisis económica provocada por esta. 

Esa necesidad de bajar la presión en el esfuerzo por hacer frente a los alquileres está dentro del marco que plantea la nueva Ley de Vivienda que, según los expertos, es un paso en la buena dirección, pero se queda corta.

La aplicación de gran parte de las medidas que contempla el futuro texto, que aún está pendiente de redacción final, dependerá de su aplicación por parte de las Comunidades Autónomas y los Ayuntamientos, que tienen transferidas las competencias. Por ejemplo, en lo relativo al reconocimiento de áreas tensionadas, donde se exigirá una bajada de precios por parte de los grandes propietarios -sociedades que tengan más de 10 viviendas-, medida que depende de las CCAA; o el recargo del IBI en los pisos vacíos, que corresponde a los Ayuntamientos. Y las Administraciones encabezadas por el PP ya han adelantado que no lo aplicarán.



Los datos de Eurostat ponen de relieve que el esfuerzo que hace una gran parte de españoles, respecto a su renta disponible, está lejos de lo que ocurre en otros mercados de nuestro entorno. En Francia, el porcentaje de ciudadanos que destinan más de la mitad de sus ingresos al alquiler es el 8,6%; en Portugal, el 14,5%; y en Italia, el 17,7%, ligeramente por encima de lo que ocurre en el conjunto de la Unión Europea, donde la media se sitúa en el 15,8%.

En el caso español, se percibe una tendencia a la baja en esa exigencia que se inició en 2014. Fue ese año cuando se alcanzó el pico más alto, más del 35%. Entonces también Grecia tocó máximos, ya que suponía 75% de la población.

Esta evolución que constata Eurostat corresponde a los inquilinos que habitan en viviendas a precios de mercado. Además, hay otro porcentaje de la población que tiene que destinar al alquiler más de la mitad de su capacidad económica pero que tienen contratos de alquileres reducidos, sociales o, incluso, a coste cero. En esa situación, según Eurostat, están el 6,3% de los españoles. El dato más alto en este segmento es el de Luxemburgo, donde es un 13,8%.

Las cifras en el segmento del alquiler contrastan con lo que ocurre en el caso de los ciudadanos que tienen una hipoteca. Ahí la presión de tener que destinar más de la mitad de la renta es significativamente menor, porque sólo afecta al 2,3% de la ciudadanía. En Grecia, en cambio, llega al 13,7%. País que, de nuevo, lidera el ranking. 



La última Encuesta Continua de los Hogares constataba que España es un país de propietarios, con catorce millones y medio de hogares con casa en propiedad (pagada, heredada o hipotecada) frente a 3,2 millones que viven de alquiler. Esta encuesta, además, pone de relieve que la Comunidad con más porcentaje de hogares en alquiler, al cierre de 2020, era Baleares, con el 27%. La que menos, Extremadura, con el 10%.

El 41% tiene un alquiler excesivo

Los datos de la agencia de estadística europea no son los únicos que apuntan a esta elevada presión. CCOO señala que tres millones de inquilinos (el 41% del total) dedican más del 30% de sus ingresos al alquiler, según el informe 'La Vivienda de Alquiler en España' publicado en febrero de este año.

Sus datos, que tienen en cuenta la Encuesta de Condiciones de Vida que publica el Instituto Nacional de Estadística, son ligeramente diferentes a los de Eurostat. Señalan que casi un 60% de la población que vive en alquiler destina, como máximo, el 30% de sus ingresos a pagar el alquiler, mientras que el 22% dedica entre el 30% y el 50%; y cerca de un 20%, más del 50%. 

El sindicato apunta que, en cambio, los propietarios que alquilan sus inmuebles tienen ingresos superiores al resto de la población, dado que un 51% de los arrendadores gana más de 40.000 euros al año.

Según este estudio, con datos de 2019, la ​​vulnerabilidad socioeconómica triplica el riesgo de los inquilinos de soportar un alquiler excesivo para sus ingresos. En concreto, 3,2 millones de ellos corresponden a hogares en riesgo de pobreza o exclusión social.

Y, a menor renta, más esfuerzo. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), la misma institución que considera que España está a la cola en oferta de vivienda social, constata que más de un 70% de españoles con ingresos más bajos -aunque no refiere el nivel de renta- tienen que destinar más de 4 de cada 10 euros de sus ingresos a pagar el alquiler de su vivienda.

Etiquetas
Publicado el
9 de octubre de 2021 - 21:06 h

Descubre nuestras apps

stats