Antidisturbios para (casi) todos en Santiago

Antidisturbios detienen a uno de los manifestantes ante el Parlamento gallego

La de este martes era una jornada de protestas en Santiago de Compostela. Durante la mañana se preveía la presencia ante el Parlamento gallego de alcaldes, ediles y múltiples representantes de los grupos políticos diferentes del PP para protestar por la suba del canon de basuras de la Xunta y, a su lado, de miembros de las plataformas de personas estafadas por las participaciones preferentes. En el otro extremo de la capital gallega, ante la sede central de la Xunta, en torno a un millar de marineros de la flota del cerco y parte de sus familias protestaban por el nuevo reparto de cuotas pesqueras de la UE que, dicen, los condena al "hambre". Todos ellos acabaron enfrentados a los antidisturbios de la Policía Nacional, ya fuese en forma de leves empujones, en el caso de los cargos públicos, hasta una verdadera batalla campal, en el caso de los marineros.

Hacia el mediodía la protesta de los trabajadores del mar, que durante su recorrido por la ciudad había transcurrido con normalidad excepto escasísimos incidentes como el volcado puntual de contenedores, llegó donde no se preveía que llegaría: el Parlamento. En ese momento las dotaciones policiales se multiplicaron y los ánimos comenzaron a caldearse mientras los agentes retenían la protesta a una notable distancia del edificio oficial. Primero se lanzaron consignas y miradas y así continuaron hasta minutos antes de las cuatro de la tarde, cuando la quema de dos contenedores y el lanzamiento de botellas por parte de un reducido grupo de manifestantes -muchos de los demás reclamaban calma- derivó en una dura y violenta carga policial.

En este punto comenzaron las carreras, el lanzamiento de pelotas de goma y las detenciones de, al menos, cuatro de los marineros. A pie de calle dos diputados del BNG, Francisco Jorquera y Montse Prado, les exigían calma a los agentes. Prado, que también es miembro de la dirección del Bloque, terminó recibiendo varios porrazos y en Urgencias, donde fue para ser examinada y solicitar un parte de lesiones como paso previo la una denuncia, segundo confirman fuentes de los nacionalistas.

Mientras, en el interior del Parlamento una delegación de los marineros iniciaba un encierro y exigía ser recibida por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo. Sus familias van a "pasar hambre" si no se modifica el reparto pesquero, explicaban, antes de reclamar su propia detención al conocer las cargas policiales del exterior.

La oposición fuerza la suspensión del pleno parlamentario

La calle era una batalla campal, todo lo contrario que el hemiciclo del Parlamento. De allí ya se habían marchado AGE y BNG tras solicitar, infructuosamente, que el pleno fuera suspendido y se reuniera de inmediato la Xunta de Portavoces para analizar lo que estaba sucediendo fuera. Acto seguido, el portavoz del PSdeG, José Luis Méndez Romeu, realizaba la misma reclamación y, ante la negativa del PP, no decidió ausentarse pero sí anunciaba que ninguno de sus diputados iba a intervenir en lo que restaba de sesión.

En este contexto, primero Miguel Santalices como presidente accidental y después la propia presidenta, Pilar Rojo, mantuvieron la sesión hasta que terminó el punto que estaba en marcha, la comparecencia de la conselleira de Trabajo en la que Beatriz Mato abordaba, precisamente, un plan de empleo. Aun hubo tiempo para que el diputado del PP Miguel Tellado rememorase a Zapatero, a la Junta de Andalucía o al omnipresente bipartito antes de que, dado que todas las iniciativas previstas para la tarde eran de la oposición, Rojo se viese forzada a acceder por la vía de los hechos a las peticiones de PSdeG, AGE y BNG.

Varios manifestantes muestran pelotas de goma disparadas por la policía

En este contexto se desarrolló la tarde hasta que, pasadas las ocho y media, los cuatro marineros detenidos eran puestos en libertad. Mientras, los encerrados en el Parlamento accedían a abandonar la protesta pero solo hasta la mañana del miércoles, cuando regresarán a la Cámara coincidiendo con la sesión de control.

La Policía zarandea e increpa a los diputados Montse Prado y Francisco Jorquera (Imágenes de Irmandade TV)

Etiquetas
Publicado el
11 de marzo de 2014 - 17:53 h

Descubre nuestras apps

stats