La Málaga de Picasso, el mejor lugar para conocer al genio andaluz

Picasso en la plaza de la Merced.

Picasso no necesita presentación. Revolucionó el panorama artístico del siglo XX de tal manera que no tardó en convertirse en una de las referencias más internacionales de toda España. Para saber más de él no hay mejor plan que viajar a Málaga, su ciudad natal, y seguir los pasos de sus diez primeros años de vida. Además de la casa en la que nació y el Museo Picasso Málaga, hay muchos otros lugares que marcaron su niñez y que nos permiten conocer más de cerca a uno de los creadores del cubismo. 

Pablo Ruiz Picasso nació el 25 de octubre de 1881 en la céntrica plaza de la Merced de Málaga. Allí vivió hasta 1891, cuando se mudó a Coruña, y ese fue solo el comienzo de los numerosos destinos por los que pasaría a lo largo de su vida. Sin embargo, Picasso siempre tuvo un especial cariño por Málaga, la ciudad en la que empezó a dibujar siguiendo los pasos de su padre y el lugar donde siempre quiso que su obra tuviera su propio espacio. Por lo que si vas a Málaga, a lo largo de un agradable paseo por el centro conocerás mucho más de este genio que murió en Francia en 1973 a los 91 años de edad. 

Por las calles de Málaga en busca de Picasso

Vamos a caminar la ciudad de Málaga conectando varios puntos importantes que marcaron la vida de Picasso y dejaremos para el final dos visitas fundamentales: dos museos dedicados íntegramente a él. Podemos comenzar nuestro recorrido en la plaza de toros de La Malagueta, aquí es donde el joven Pablo iba a los toros con su padre y el origen de que la tauromaquia fuera después un tema recurrente en sus obras. Su padre, por cierto, también era pintor y entre otras cosas trabajaba de profesor en la Escuela de Bellas Artes de San Telmo. Ese edificio es hoy el Ateneo de Málaga, ubicado en la plaza de la Constitución. A cinco minutos de allí, en la calle San Agustín, se encuentra el antiguo convento y colegio de San Agustín, que en el siglo XIX acogía el archivo y museo municipales de Málaga. Otro de los empleos del padre de Picasso era llevar la conservación del museo y allí tuvo también su taller de pintura. En él Picasso entró en contacto directo con el mundo del arte. 

A solo dos minutos de allí, en la calle Granada, tenemos la parroquia de Santiago. En este templo fundado por los Reyes Católicos en 1490 es donde fue bautizado tanto Picasso como sus hermanas, y donde se casaron sus padres y sus abuelos paternos. Llegado a este punto resulta curioso recordar que a quien conocemos como Pablo Ruiz Picasso en realidad fue bautizado como Pablo Diego José Francisco de Paula Juan Nepomuceno María de los Remedios y Crispiniano de la Santísima Trinidad.

En el número 20 de la calle Comedias estuvo el colegio de Picasso, el San Rafael, pero ya hace mucho que fue trasladado y el edificio no es visitable. Sí merece la pena sin embargo pasar por la calle Gaona y conocer el Instituto Vicente Espinel, donde en junio de 1891 Picasso se examinó de las pruebas de acceso que le permitieron ingresar en el instituto de A Coruña, donde se mudó la familia en busca de mayor estabilidad económica. 

Las dos visitas imprescindibles: la Casa Natal y el Museo Picasso

Además de recorrer la ciudad que vio nacer a Picasso siguiendo sus pasos y su infancia, hay dos paradas que no podemos pasar por alto de ninguna de las maneras: el Museo Casa Natal de Picasso y el Museo Picasso Málaga.  

  • Museo Casa Natal de Picasso

Si levantas la vista en el número 15 de la Plaza de la Merced de Málaga verás la casa donde nació Pablo Ruiz Picasso. El lugar está declarado Monumento Histórico Artístico de Interés Nacional desde marzo de 1983 y en ella se encuentra la Fundación Picasso Museo Casa Natal, creada por el ayuntamiento de Málaga en 1988. En un comienzo el museo ocupó solo la primera planta, pero terminó extendiéndose para conseguir un mayor espacio de exposición. La propia Fundación Picasso es quien se encarga de su gestión.

Una visita al Museo Casa Natal de Picasso te permitirá conocer obras y objetos del artista y su familia. Verás la fuerte vinculación que tenía el pintor con Málaga, con fotografías y elementos de la vida cotidiana malagueña del siglo XIX, así como la recreación del salón principal de la casa de los Ruiz Picasso. Además, se conserva un cuaderno de dibujos preparatorios para su obra Las señoritas de Avignon. Ya que estás en la Plaza de la Merced pásate por el nº 13, allí el Museo suele hacer exposiciones temporales que siempre pueden ser de interés.

  • El Museo Picasso Málaga

Y llegamos al plato fuerte de esta ruta por la Málaga de Picasso. El pintor siempre quiso que su obra tuviera un espacio en su ciudad natal y ese deseo se hizo realidad en 2003 con la inauguración del Museo Picasso Málaga

Se trata de la pinacoteca con mayor número de visitas de toda Andalucía y se encuentra en el Palacio de Buenavista, un edificio del siglo XVI declarado Monumento Nacional en 1939 y que con anterioridad fue Museo de Bellas Artes de Málaga. El Museo Picasso Málaga es un verdadero motor cultural para la ciudad y puede presumir de exhibir obras de su entorno más íntimo, por lo que abunda la temática relacionada con la familia y los amigos. La colección cuenta con más de 230 piezas donadas por Christine y Bernard Ruiz-Picasso, la nuera y el nieto del artista.

En sus salas se da cuenta de casi ocho décadas de intenso trabajo, por lo que ofrece una buena muestra de las diferentes etapas artísticas por las que pasó el pintor. Además, el Fondo Fotográfico Roberto Otero, periodista, escritor y fotógrafo argentino amigo de Picasso, ofrece una buena selección de fotografías de Pablo durante su momento de mayor madurez.

Etiquetas

Descubre nuestras apps