eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

Educación pone fin a las esperanzas de los monitores escolares y culpa a los sindicatos

"No nos han dejado otra opción", argumentan desde la Junta, que hará cumplir finalmente a través de una oferta pública los requisitos de titulación que, para la categoría de monitor escolar, recoge el VI Convenio Colectivo del Personal Laboral de la Junta de 2005.

La casi totalidad de los monitores cuyos contratos se extinguieron en noviembre quedan excluidos y continúan lamentando que la Administración no tenga en cuenta su experiencia durante los últimos años en los colegios.

- PUBLICIDAD -

Ni "encaje legal" ni solución satisfactoria para las partes. Las plazas de monitores administrativos serán cubiertas por personal seleccionado mediante oferta pública del Servicio Andaluz de Empleo (SAE). En la mañana del lunes, el consejero de Educación anunciaba el envío inminente de dicha oferta, que deja fuera de poder acceder a ella a la mayoría de las personas que venían desarrollando esa labor en los colegios de Infantil y Primaria. Por la tarde llegaba el jarro de agua fría para el casi millar de exmonitores que, por un cambio en el sistema de contratación, finalmente no tendrán opción de ser 'recontratados': la Junta ponía en marcha el procedimiento para dotar de personal de apoyo administrativo a los centros.

Según fuentes de la Administración andaluza consultadas por eldiario.es/andalucia, los sindicatos presentes en la negociación "no nos han dejado otra opción". En el propio comunicado oficial se alude por parte de la Junta a la "falta de unanimidad" sindical para justificar la imposibilidad de modificar el acuerdo de los monitores. En concreto, el plan de choque que cubrirá el servicio recoge que se le exigirá al personal los requisitos de titulación que, para la categoría de monitor escolar, recoge el VI Convenio Colectivo del Personal Laboral de la Junta de Andalucía y el Acuerdo de Titulaciones de 2005.

"Hasta el último momento" la Consejería ha tratado de modificar el contenido del citado acuerdo para ampliar los requisitos de titulación específica (Técnico Superior de Administración y Finanzas y de Animación Sociocultural) y posibilitar que pudiesen participar en esta oferta los profesionales que hasta ahora prestaban el servicio, según reza la nota dirigida a la prensa. El objetivo de Educación es cubrir las plazas de monitores administrativos antes de que comiencen los trámites de escolarización y reducir así las cargas burocráticas de los equipos directivos de los centros.

"Tenemos que garantizar el servicio", insisten por su parte las fuentes, que vuelven a aludir a la mala ejecución de las empresas subcontratadas, "que tenían que haber exigido en su momento" las mismas condiciones, tal y como decía el consejero a finales de noviembre. Según el departamento que dirige Luciano Alonso, el plan de choque tendrá una duración de un año hasta que se creen las plazas en la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) y se puedan cubrir con personal propio de la Junta de Andalucía.

Desde el colectivo de monitores, que parece seguirá adelante con su calendario de movilizaciones previsto, entienden que "desde todos los sindicatos con los que los monitores administrativos nos hemos venido reuniendo, siempre nos han dicho que si la Junta quiere lo hace sin consenso, que desde que externalizaron los servicios estaban denunciados y que les dio igual, que tienen multitud de sentencias que la Junta no acata".

"¿Que las comunidades educativas al completo, los delegados de educación, la dirección de recursos humanos, todos están de acuerdo en que lo logico, lo util, lo barato, es contar con nuestra experiencia pero nadie puede hacer nada? Lástima tener un sistema tan malo que no permite aplicar el sentido común", concluye una portavoz del colectivo consultada por eldiario.es/andalucia.

"Parece que les da igual la experiencia que tengamos a la hora de realizar este trabajo y lo único que quieren es que haya alguien en los colegios en marzo", señala otra afectada. La publicación del plan de choque en las condiciones que sale supone que se excluye a casi a la totalidad de los que ha trabajado en los colegios, "despreciando la experiencia de ocho años, el éxito en el trabajo, el buen hacer y la dedicación, en pro de una titulación que son dos cursos de FP o un curso de formación", concluyen.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha