eldiario.es

Menú

El machismo se multiplica en las fiestas

Los festejos regionales dan rienda suelta al machismo de muchos jóvenes que se escudan en la masificación ante la pasividad de parte la sociedad.

Los medios de comunicación deben denunciar estas situaciones y no usarlas como reclamo.

64 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Captura de imagen del especial San Fermín de TVE en 2010. /Fuente:YouTube

Captura de imagen del especial San Fermín de TVE en 2010. /Fuente:YouTube

Con la llegada del verano llegan también las fiestas de pueblos y ciudades. Son celebraciones patronales, más o menos conocidas, pero que lo que buscan principalmente es el divertimento de vecinos y visitantes. La diversión va irremediablemente unida a la juerga, al abuso de alcohol y actuaciones a menudo incívicas y en muchas ocasiones sexistas. ¿Quién no ha visto estos días las imágenes intolerables de San Fermín en la que arrancan la ropa a chicas que están disfrutando de la fiesta igual que los demás o los vídeos acosando a reporteras que están realizando conexiones en directo? También hemos conocido los graves hechos sucedidos en las fiestas de San Joan de Menorca, donde han detenido a dos jóvenes por acoso aprovechando el tumulto. Son situaciones que nos deberían avergonzar como sociedad y antes las que hay que ser inflexibles. Tolerancia cero.

Estas fotografías y vídeos se han hecho rápidamente virales gracias a la difusión de las redes sociales, pero no resultan del todo novedosas o extrañas. Se repiten cada año, y no tienen por qué salir en televisión, suceder en fiestas tan conocidas como los sanfermines o ser compartidas en las redes para ser preocupantes. Son experiencias que muchas chicas y mujeres viven y que en muchos casos no se les da importancia, al fin y al cabo “son fiestas”. La muletilla que parece que hace una pausa a la educación, el respeto y la legalidad.

Las aglomeraciones y el anonimato que ofrecen las cuadrillas, de mayoría masculina, se convierten en una excusa no solo para que estas situaciones se produzcan, si no para que se toleren. Parece que ‘todo vale’ durante esos días.

Las instituciones comienzan a dar pequeños pasos para alertar sobre estas actitudes y sobre la pasividad de la sociedad. Desde Emakunde, el Servicio Vasco de la Mujer, han puesto en marcha la campaña ‘Ni te pases, ni pases’. “Ni te pases porque hay que respetar a la mujer y ni pases porque es necesaria una actitud proactiva de la sociedad contra las agresiones sexuales”, reconoce Izaskun Landaida, directora de Emakunde, que además advierte que: “En el entorno de las fiestas se pueden dar muchas agresiones de este tipo que queden impunes. Y hay que ponerles freno. Es fundamental trabajar con chicas y chicos en los valores de la educación, es muy importante que perciban en qué consisten las desigualdades para poder actuar. Muchas veces no son conscientes de ellas”.

El papel de los medios de comunicación

Los medios de comunicación hacen un seguimiento de todas las festividades, desde las más conocidas como San Fermín, que ocupan un minutos en las escaletas de informativos y programas a nivel nacional, hasta las más locales que también en época veraniega se convierten en sustento de la programación de radios, televisiones y periódicos. Muchas de las encargadas de retransmitir en directo los pormenores de un día festivo son mujeres, redactoras que intentan hacer su trabajo y que saben que se van a tener que enfrentarse a situaciones a veces incómodas e incluso intolerables.

Lorea Nagore lleva desde 2007 cubriendo los sanfermines para Informativos Telecinco. Ella es pamplonesa y le gusta ser la voz y la cara las fiestas de su ciudad. “Hay que tener mucha paciencia y procurar manejar a los que te rodean”, cuenta  a pocos días de terminar su enésima conexión desde Pamplona. “No he tenido grandes problemas, puedo asumir que te manchen de kalimotxo en el chupinazo, pero no que se pasen de la raya”, recordando un lamentable episodio que vivió hace unos años.

Acto seguido Lorea recibió órdenes expresas de Madrid, “el próximo 'directo' -conexión que se realiza durante el informativo-, lo haces desde una altura”,  recuerda la periodista que quiere dejar claro que nunca le han impuesto una localización que implique ningún riesgo para ella ni para el equipo.

En estas situaciones las redactoras deben mantener el tipo porque están en directo, en un momento en el que solo piensan en acabar la conexión. Los responsables de los medios tienen la responsabilidad de procurar no solo la seguridad, sino también la dignidad de sus trabajadoras que bastante tienen con cubrir estos eventos. Por eso resulta intolerable situaciones como la vivida por una reportera de TVE que cubría San Fermín y que en 2010 tuvo que soportar que un espontáneo le ‘plantara’ un beso en la boca en pleno directo. ¿Cuál fue la reacción de su compañero en plató?: “Maribel, no provoques a ese chico por favor “.

La utilización después de estos vídeos para ilustrar ese tipo de programas de 'zapping', tan propios del verano, merecen mención aparte. Flaco favor hacemos si miramos a otro lado y reímos las gracias a estos energúmenos porque total “estamos de fiesta”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha