eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Narendra Modi, el omnipresente político indio, también en 3D

El favorito para ganar las elecciones en India llegó a dar un mitin simultáneo en 140 escenarios repartidos por toda la India gracias a los hologramas

La prensa local recoge reacciones de espectadores de zonas rurales que miran tras el escenario para ver si Modi está allí de verdad

- PUBLICIDAD -
Comienza en India la jornada electoral con votaciones en el feudo hindú de Modi

Narendra Modi ofrece un discurso en Himachal Pradesh en el norte de la India.

Narendra Modi, favorito para ganar las elecciones generales de la India, obra el milagro de la omnipresencia con su aparición simultánea en 100 mítines, un prodigio que logra gracias a hologramas en tres dimensiones.

El escenario azul está vacío en la sede nacional en Nueva Delhi del Bharatiya Janata Party (BJP), del que es candidato Modi en las elecciones generales, pero como por arte de magia aparecen las flores de loto símbolo de la formación, un podio y una silla.

El político de 63 años aparece tras una cortina, saluda y comienza a atacar al gobernante Partido del Congreso de la dinastía Nehru-Gandhi: a cierta distancia su presencia es casi real, tangible.

Pero él no se encuentra en Nueva Delhi, sino en un estudio en la ciudad de Ahmedabad, en el estado de Gujarat, a casi 1.000 kilómetros por carretera de la capital: lo que ven los espectadores es un Modi virtual, un holograma.

Este mitin, celebrado ayer antes de la antepenúltima jornada de votación de las maratonianas elecciones generales indias que comenzaron el 7 de abril y finalizan el 12 de mayo, se retransmitió por satélite en 90 escenarios repartidos por todo el país.

"La India es un país muy grande, no es posible viajar a todas partes. Los mítines en tres dimensiones nos ayudan a llegar a más gente", dice Harshad Patel, portavoz del BJP.

Las elecciones indias son las mayores en la historia de la humanidad con 814 millones de votantes y una de las más duras en un basto país de más de tres millones de kilómetros cuadrados y 543 distritos electorales.

Los políticos indios recorren el país en aviones y helicópteros para celebrar el mayor número de encuentros posibles con los votantes.

"Impresiona mucho a la gente cuando Modi se presenta ante ellos y tras acabar el discurso se desvanece, desaparece", afirma Patel, que cree que tecnologías como las tres dimensiones ayudarán a ganar las elecciones a Modi.

La prensa local recoge reacciones de espectadores de zonas rurales que miran tras el escenario para ver si Modi está allí de verdad.

Además, la aparición en diferentes lugares tiene connotaciones mitológicas del hinduismo, la religión del 80% de los indios.

"Está escrito que líderes espirituales y semidioses han logrado estar presentes en 53 lugares al mismo tiempo, porque ese el número de cuerpos presentes en toda persona, algo que está demostrado científicamente", dice Arun Kumar Jain, secretario de la oficina nacional del BJP.

"Sin embargo, Modi ha logrado estar presente en 140 lugares al mismo tiempo gracias a la tecnología", añade Jain.

Con los hologramas, Modi se ha "aparecido" en unos 1.000 mítines por todo el país desde el comienzo de la campaña, sin moverse de Ahmedabad, desde donde se retransmiten.

En el mayor encuentro de este tipo, el político que ha gobernado el estado de Gujarat en los últimos 12 años dio un mitin simultáneo en 140 escenarios repartidos por toda la India.

Modi usó esta tecnología de forma discreta en las elecciones estatales de Gujarat el pasado año, pero en estos comicios generales ha apostado por el holograma de forma contundente.

Hijo de un humilde vendedor de té, el político hinduista hace de hecho un uso intensivo de las nuevas tecnologías.

Con casi cuatro millones de seguidores en Twitter, el líder del BJP escribe mensajes a diario en esta red social que comenzó a usar en 2009.

También dispone de cuentas en Facebook, Pinterest, Tumblr, Flickr y Youtube para compartir sus mensajes políticos, y mantiene encuentros a través de Google Plus Hangout.

El escritor Nilanjan Mukhopadhyay afirma en su biografía "Narendra Modi: El hombre. Los tiempos" que fue uno de los primeros políticos indios en abrazar las redes sociales y la comunicación por internet.

De acuerdo con Mukhopadhyay, una de las primeras cosas que hace Modi tras levantarse sobre las 4.30 de la mañana, hacer yoga y desayunar, es revisar las noticias en Google: las dos alertas que tiene activadas en el buscador son "Modi" y "Gujarat".

Tras ello se reúne con su equipo de medios sociales -que está activo 24 horas al día- y diseña su estrategia de comunicación.

La pasión por la tecnología de Modi contrasta con el poco uso de ellas que hace Rahul Gandhi, delfín de la dinastía Nehru-Gandhi que controla el Partido del Congreso.

A sus 43 años y a pesar de presentarse como el candidato de la juventud, Rahul apenas escribe mensajes en su cuenta de Twitter y hace poco uso en general de las redes sociales e internet.

Tras una década en el poder los Nehru-Gandhi llegan a los comicios muy desgastados por los escándalos de corrupción, la ralentización de la economía y la alta inflación.

Modi, favorito a pesar de que se le acusó de una matanza de casi 1.000 musulmanes en Gujarat, presenta una imagen moderna, tecnológica, a la vez que defiende los valores tradicionales hindúes. Jaime León

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha