La portada de mañana
Acceder
Encuesta - Ayuso cosecha el doble de apoyo que Casado entre los votantes del PP
El 'vía crucis' de las inmatriculaciones: 24 años y 35.000 bienes
Análisis - Razones y confusiones en los relevos de los Mossos, por Neus Tomàs

'Andalucía Vuela' sobre las condiciones laborales de sus agentes digitales: “Llevamos 18 años cobrando lo mismo”

El consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, el pasado miércoles en Pilas (Sevilla) en la inauguracion del Punto Vuela Guadalinfo

Acaba de inaugurarse en Pilas (Sevilla) el primer Punto Vuela Guadalinfo, una acción enmarcada en la estrategia 'Andalucía Vuela', liderada por la Agencia Digital de Andalucía y dotada con 230 millones para impulsar "la transformación digital" en municipios rurales. En ese contexto de "impulso", los trabajadores de los 760 centros Guadalinfo, denominados agentes de innovación local, demandan unas mejores condiciones económicas y laborales. "Se quiere dar un servicio de primera división pero con un personal en regional preferente, con una precariedad tremenda", denuncia Juan Francisco Ruiz, dinamizador en Víznar (Granada) y portavoz de la asociación que defiende los derechos del colectivo (AAILA), nacida el pasado mes de mayo.

"Andalucía está preparada para el salto digital"

"Andalucía está preparada para el salto digital"

Guadalinfo es una red pública de más de 760 centros, especialmente en los pueblos más pequeños, que cuenta con más de 800 trabajadores encargados de capacitar a las personas usando las tecnologías como herramienta para que adquieran destrezas tecnológicas y profesionales, así como impulsar iniciativas colectivas de dinamización social, emprendimiento, digitalización empresarial y administración electrónica, entre otras muchas funciones. El proyecto depende de una subvención anual que es gestionada por los ayuntamientos de cada municipio y por determinadas asociaciones en el caso de los centros de acceso público a Internet -CAPI-. "Si un año no sale, nos vamos todos a la calle", advierte el portavoz.

"Imagina tener un amigo en la Seguridad Social, en el Servicio Público de Empleo Estatal, en Hacienda, en el Catastro y en todas las oficinas de la administración pública. Eso es un agente de innovación local, un vecino más que ayuda al resto de sus vecinos de forma cercana. Como nos conocemos todos, damos un trato muy diferente al usuario que en el resto de oficinas. Por eso acuden a nosotros", explica uno de estos agentes para explicar las funciones que realizan. Además de la administración electrónica ("que ha sido vital durante la pandemia"), "un centro Guadalinfo imparte un sinfín de cursos a sus vecinos, desde cómo usar un certificado digital, hasta formar a los padres en Instagram para que sepan en qué mundo se mueven sus hijos. Tenemos un repositorio de más de 100 cursos diferentes". Asimismo, ofrecen "un servicio de asesoramiento a la ciudadanía, compras seguras por internet, dudas sobre qué móvil o ordenador comprar, con horarios reservados para que los ciudadanos usen los recursos del centro", explica este agente, cada uno de los cuales, además, tiene que realizar un proyecto anual diferente.

Una red cofinanciada

La red está cofinanciada por la Junta y las ocho diputaciones provinciales, y gestionada por el Consorcio Fernando de los Ríos. El primer centro abrió sus puertas el 17 de mayo de 2003 en La Puerta de Segura (Jaén). Desde entonces, "hay muchos compañeros que vienen cobrando lo mismo desde hace 18 años, encadenando contratos temporales, y ahora quieren que sigamos igual que siempre mientras ellos dicen que le van a dar la vuelta al servicio". Las recientes órdenes por las que se convocan las subvenciones orientadas al mantenimiento e impulso de la red de centros, con una cuantía de 11,7 millones, han sido la gota que ha colmado el vaso de su paciencia.

Esa paciencia que ha acabado con su silencio se apoya en datos que vienen arrastrando y que la asociación, con información de más de 400 centros, ha recopilado en un 'informe de realidad' a través del cual pretenden conseguir definitivamente un convenio colectivo que mejore su situación laboral. Así, han contrastado que el 75% de estos agentes considera mala o muy mala su situación laboral; el 63% tiene un contrato por obras y servicios; el 73% de sus salarios dependen de una subvención anual; el 50% lleva más de diez años en el proyecto Guadalinfo; solo el 26,6% cobra trienios y se les reconoce la antigüedad; o solo el 21% están incluidos en las RPT de su respectivo ayuntamiento.

"Desde hace 18 años no hemos tenido ninguna subida salarial ninguno de los 760 centros salvo que el ayuntamiento, por iniciativa propia y fondos propios, haya puesto de su parte", comenta el portavoz, Juan Francisco. Salarios que rozan el mínimo interprofesional, meses sin recibir una nómina, despidos improcedentes con sentencias a favor del empleado por parte del TSJA y salarios congelados año tras año sin subidas del IPC, cobro de trienios, días de asuntos propios o reducción de días por maternidad son algunas otras cuestiones que se han cansado de soportar hasta que han optado por reivindicar mejoras laborales.

Así los ven: "salas de ordenadores sin wifi", "Nokia 3310"

El consejero de Presidencia, Elías Bendodo, durante la inauguración del mencionado primer Punto Vuela, comentó que los centros Guadalinfo iban a pasar de ser "salas de ordenadores sin wifi" a centros tecnológicos de primer nivel, con kits de robótica, impresora 3D, gafas virtuales o un dron. Hace unas semanas, el director gerente de la Agencia Digital Andalucía, Raúl Jiménez, hablaba en Cope Málaga de los centros Guadalinfo como "una buena iniciativa pero de hace 20 años, cuando teníamos el móvil Nokia 3310, que solo llamaba". Para el colectivo de agentes de innovación local, el gerente "puede ser que no haya pisado un centro Guadalinfo desde la época del Nokia 3310". En respuesta a esa comunicación oficial de la Consejería, el portavoz de la asociación informa de que "hay centros que ya disponen de impresora 3D y kit de robotica", asegurando además que "todos los centros tienen wifi, aunque en algunos no va bien, pero en muchos va perfecto porque el ayuntamiento ha aportado con fondos propios una linea de internet adicional. Suele haber dos wifi por si alguno falla", explica.

Otra fuente que trabaja desde hace años en un centro Guadalinfo muestra a este periódico su opinión personal: "Guadalinfo es una cosa que funciona bien y lo van a aprovechar para vender los Puntos Vuela como si fuera algo suyo. Es una apuesta segura para ellos, saben que funcionamos muy bien y que será un proyecto exitoso. Me da un poco igual el nombre, los colores, o nuestras funciones, siempre que esa funciones se vean reflejadas en sueldo, antigüedad y categoría, porque hacemos de todo. Somos veinte oficinas en una: una ventanilla única electrónica para todos los trámites telemático, un cybercafe para que los usuarios usen los recursos, una academia en nuevas tecnologías y, también, expertos en fomentar nuevas tecnologías, robótica, impresión 3d, drones".

Trámites telemáticos

Las fuentes apuntan por ejemplo que, con la Seguridad Social, aparte de obtener muchos de los certificados que ofertan en la sede electrónica, los agentes colaboran en tramitar ayudas como el Ingreso Mínimo Vital o pensiones como la de viudedad u orfandad, dar de alta beneficiarios, a solicitar devoluciones, etc. Con la Agencia Tributaria, aparte de obtener los certificados que ofertan en la sede electrónica, tramitan declaraciones de la Renta, ayudan a la gestión del pago de deudas , aduanas, etc. Con el SEPE, tramitar subsidios por desempleo o prestaciones contributivas, ayudas familiares, búsqueda de empleo en sus portales y también páginas externas, ayuda para los cursos de formación que ofertan, etc.".

"Muchos compañeros hacen aún mas que no se recoge en nuestras funciones, y por el mismo sueldo, como gestionar la biblioteca municipal, community manager de los ayuntamientos, ayudar a actividades culturales, etc. Aparte de no estar reconocidos como servicio esencial, por poco mas que el Salario Mínimo Interprofesional hacemos muchas mas funciones, aprovechándose los ayuntamientos por no tener un buen convenio o marco laboral que nos regule", Además, destacan, "desde las webs de la Seguridad Social y otras administraciones invitan a ir a realizar sus tramites a los centros Guadalinfo, con unas condiciones sin comparación con el personal laboral de estas administraciones. Es decir, salimos buenos, bonitos y muy baratos, pero la inversión de 230 millones debe ir para otro lado".

"Somos un servicio esencial"

La asociación reclama a las administraciones que "valoren de una vez por todas" el trabajo de los agentes y "más ahora cuando durante y tras la pandemia se ha demostrado que somos un servicio esencial, puesto que la administración electrónica ha venido para quedarse y los ciudadanos cada día se apoyan más en nuestro servicio para poder realizar sus gestiones". En este sentido, la asociación ha mantenido varios encuentros con los responsables de la Junta, de las diputaciones y del Consorcio a los que ha trasladado sus quejas y les ha ofrecido una batería de propuestas de mejoras, "que han sido totalmente desatendidas como ha podido comprobarse" tras la publicación de la última orden, antes mencionada, de los centros Guadalinfo para el año 2022, "donde no aparece ni una sola demanda reflejada".

Según denuncia el colectivo de trabajadores de los centros, que depende en su gran mayoría de las entidades locales (a excepción de los centros de acceso público a Internet -CAPI-), las condiciones laborales "son considerablemente mejorables desde todos los puntos de vista". Principalmente, la mayoría de los contratos son temporales de obra y servicio, a jornada completa, siendo la parcialidad una nota característica, denuncian, si bien señalan que no se trata a gran escala del tipo de jornada utilizado. El colectivo destaca que, en un porcentaje muy considerable, este tipo de relaciones laborales terminan por convertirse en "contratación fraudulenta por la extralimitación del elemento temporal del contrato que deviene por ley en la transformación del contrato en indefinido no fijo", es decir, que con la cantidad de contratos que han encadenado deberían ser ya contratados de manera indefinida. "Son muy pocos los trabajadores con contratos celebrados a tiempo indefinido, recurriendo en algunas ocasiones a la figura del funcionario interino cuyo nombramiento no debe prolongarse más de los tres años que se establece por ley.

En cuanto al régimen económico, los salarios están "sometidos en un índice muy alto a la existencia de una línea de subvenciones públicas", por lo que el personal de este servicio tiene "una estructura salarial bastante pobre pues la mayoría del mismo vienen percibiendo una cierta cantidad en concepto de salario base, y en muy pocos casos un complemento de antigüedad, existiendo un agravio comparativo notable en esta materia respecto del resto del personal laboral de la administración empleadora, a lo que hay que añadir que el salario que percibe un dinamizador no se ajusta a los requisitos que establece la Orden de incentivos ni tampoco a las funciones que realiza según la misma".

Lucha contra la despoblación

La asociación, que no descarta movilizaciones si no se atienden sus demandas, critica "la dejadez y el ninguneo" por parte de las administraciones competentes y reivindica la creación de un convenio colectivo del sector que los ampare y unifique sus condiciones laborales, así como la dotación de una mayor partida presupuestaria para gasto de personal que "dignifique" los sueldos de los empleados, ya que la cantidad es siempre la misma y los empleados rozan el Salario Mínimo Interprofesional, además de tener los sueldos congelados y perder poder adquisitivo año tras año. Otra de las demandas es que Guadalinfo deje de estar pendiente de una subvención anual y que "tras 18 años de desarrollo podamos ser ya un proyecto estructural, lo que nos daría estabilidad laboral".

Elegida en 2011 como ejemplo de buenas prácticas en innovación social en Europa, Guadalinfo, según se contempla en su web, se fijó como objetivo el capacitar a las personas, usando las TIC como herramienta, para que sean ellas el motor de transformación de sus comunidades: capacitación adaptada a diferentes edades y perfiles en competencias digitales, competencias de emprendimiento, destrezas tecnológicas y profesionales, y sensibilización y cohesión comunitaria, con especial atención en la prevención de brechas digitales, de género y sociales. Los centros Guadalinfo además asesoran a sus usuarios en sus proyectos e impulsan iniciativas colectivas de dinamización social, sensibilización comunitaria y promoción del entorno. Sus áreas de actuación van desde empleabilidad a alfabetización digital, promoción de la cultura innovadora, participación ciudadana, mejora de la calidad de vida, emprendimiento, digitalización empresarial y administración electrónica.

La Estrategia Guadalinfo 22-25 para la transformación digital de los pueblos andaluces, según se recoge en la web, es una hoja de ruta a cuatro años para universalizar la digitalización de los pueblos como revulsivo ante el reto demográfico y para una transformación que no deje a nadie atrás. El Plan incluye mejoras en la conectividad en los pueblos andaluces, acceso a tecnologías emergentes, aceleración de los servicios digitales (salud, educación o finanzas) y renovación de los centros Guadalinfo para convertirlos en espacios activos de trabajo y aprendizaje digital. Entre los objetivos de esta nueva estrategia figuran "garantizar la inclusión digital de toda la ciudadanía y disminuir la brecha digital de género, convertir los centros Guadalinfo en espacios tecnológicos avanzados que den respuesta a la vida digital de las personas y permita luchar contra la despoblación, garantizar la adquisición de competencias digitales clave para la recuperación (especialmente para la empleabilidad) y favorecer que autónomos y pymes cuenten con las competencias digitales suficientes para afrontar su proceso de transformación digital".

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats