Feragua se muestra "preocupada" por "la falta de agua" y dice que la cuenca del Guadalquivir acabará en "emergencia"

Archivo - Embalse del Giribaile en una imagen de archivo.

EP

0

La Asociación de Comunidades de Regantes de Andalucía (Feragua) ha tachado de "muy preocupante" la situación "que se avecina por la falta de agua" y ha apuntado que la cuenca del Guadalquivir "va a acabar en situación de emergencia", por lo que han pedido a la administración "que active los mecanismos que hacen posible la declaración de los decretos de emergencias por sequía".

Así lo ha indicado en una entrevista a Canal Sur Televisión, su secretario general, Pedro Parias, quien ha apuntado que ya la semana pasada "se entró en situación de emergencia según el plan de sequía de la cuenca del Guadalquivir", al tiempo que ha destacado esta campaña ya han sufrido restricciones.

En este sentido, ha explicado que el sector arrocero "solo ha sembrado el 50 por ciento de su superficie" y "con carácter general las concesiones tenían unas restricciones del entorno de entre el 30 y el 50 por ciento". Esto, ha subrayado, "significa un gran esfuerzo por parte de los agricultores para hacer el mejor uso con el agua disponible y tratar de salvar la situación".

Igualmente, Parias ha vaticinado que este año va a ser "muy difícil" para los agricultores "poder generar riqueza y pagar las deudas que tienen en cuanto al sistema de modernización y a las inversiones que hacen las propias explotaciones".

"Ya la presidencia de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) anunció en junio que trataría de aprobar el decreto de sequía en septiembre u octubre", ha indicado, toda vez que ha añadido que esto se tiene que hacer "a través de la Junta de Gobierno de la CHG y posteriormente elevarlo al Gobierno central que, a su vez, aparte de declarar la sequía puede aprobar un Decreto-Ley donde se aprueban medidas fiscales de acompañamiento y para paliar la gravísima situación de los regantes en esta campaña con los recursos disponibles".

Con respecto a la imagen sobre el sector por el uso del agua, Parias ha señalado que cree que hay una "mala información" porque "quizás no somos capaces de transmitir el papel que juega la agricultura de regadíos en la sociedad, generando alimentos para la población".

En este punto, considera que "se ha dado cumplida cuenta en el periodo de pandemia de cómo la alimentación no ha faltado en toda Europa gracias también al régimen de ayudas que tenemos y al sistema que hay", pero que eso no ha sucedido "en otras partes del mundo" donde "la alimentación ha fallado".

Por ello, cree que dar solución a los problemas del sector es una cuestión "estratégica" ya que "para alimentar a la población mundial, que es creciente, ya que se habla de que en el 2050 estaremos en tono a 10 millones de habitantes, hace falta incrementar la alimentación en un 60 por ciento sobre el sistema actual", algo que, a su juicio "no se puede hacer de otra manera que con regadío y con tecnología e incrementando la eficiencia en el uso del riego y el uso más eficiente del agua".

"Pero para dar cuenta al reto alimentario y al reto demográfico, que supone mantener a la población en el ámbito rural es necesario apostar claramente por el regadío y eso significa garantizar de alguna manera en mayor medida las fuentes de recursos con todas las medidas posibles, desde los incrementos de regulación con presas, con balsas de riego y con la mejora de regadíos que se está produciendo".

Asimismo, Parias ha aseverado que Andalucía es la región española "con un mayor nivel de riego modernizado", ya que "el 80 por ciento del sistema de la región se hace por riego localizado de alta eficiencia, el llamado riego por goteo".

"Es verdad que somos los mayores consumidores, pero también es verdad que los embalses se hicieron principalmente con fines de regadío y sin embargo hoy están garantizando que pueblos y ciudades de Andalucía tengan tres años de abastecimiento asegurados, en la mayor parte de ellos gracias a esos embalses", ha agregado.

Eficiencia y ayudas

Por otra parte, ha señalado que la eficiencia del regadío en Andalucía está "al nivel de Israel" que "es probablemente el país más puntero del mundo" y que es "muy parecido a la región vecina murciana". Así, ha especificado que se está invirtiendo "enormemente" en mejoras "desde la aprobación del Plan Hidrológico Nacional y el Plan Nacional de Regadíos".

En este punto, ha informado de que este mismo miércoles la Junta de Andalucía publicó resoluciones para otorgar 33 millones de euros en mejoras de regadíos, en una convocatoria que se abrió en 2020, "y en la que todas las provincias de Andalucía tienen proyectos de mejora, aunque algunos proyectos se han quedado atrás por falta de disponibilidad presupuestaria".

Por eso, ha solicitado a la Junta y al Estado que "apuesten" por la mejora de los regadíos con las ayudas de los fondos Next Generation, ya que "encaja perfectamente en todos los criterios que marcan desde Europa" de "mitigación del cambio climático, de descarbonización y de digitalización", porque la mejora del regadío "es hacer un mejor uso del agua y ahorrarla para el conjunto de la sociedad, no solamente para mejorar la garantía del riego, sino también para dar cobertura a otros usos".

Etiquetas
Publicado el
12 de agosto de 2021 - 13:38 h

Descubre nuestras apps

stats