Mucho ha cambiado desde que en 2010 entraron los primeros 60 alumnos a las puertas de la entonces Facultad de Periodismo. La apuesta, explica su primer decano, Antonio Laguna, vino directamente del actual rector de la Universidad de Castilla-La Mancha, Miguel Ángel Collado. Ahora, la Facultad es de Comuicación, al haber integrado también el grado de Comunicación Audiovisual y también el doble, que combina ambas carreras, y en el curso 2020-2021 acogerá a 465 estudiantes, con más de 30 profesores, a diferencia del primer curso en el que sólo se contaba con cinco.

Ángel Luis López, actual decano, explica que los estudiantes vienen ya de todas las comunidades autónomas. De hecho, en el grado de Periodismo, uno de cada tres estudiantes proceden ya de fuera de Castilla-La Mancha, mientras que en el caso de Comunicación Audiovisual, la tasa es dos de cada diez. "Creo que nuestros alumnos y alumnas aprecian la cercanía con el profesorado y los recursos que ofrecemos como centro universitario, encuentran todo tipo de acentos en las aulas y disponen de unos medios técnicos, estudio de radio y televisión y talleres que valoran", explica.

Como primer decano, Antonio Laguna, recuerda el "reto" que fue implantar una nueva facultad en la región, por una parte por tener que hacerlo con las normas del tan criticado Plan Bolonia y por el otro, por hacerlo en la ciudad de Cuenca. "Me pareció muy atractivo y se puso prácticamente todo el equipo rectoral a diseñar el proyecto para que no faltara nada", recuerda. Además, señala que fue un año de preparación "muy apasionante". "Los informes nos advertían de que Cuenca era una población pequeña, con recursos limitados. Fue el único problema que se puso sobre el tapete, pero yo plantée que podía ser una enorme ventaja, porque la facultad podía funcionar como un impulsor de la transición al mundo digital, y como un observatorio de qué pasa cuando desaparece la prensa en papel y se buscan alternativas en la red. Pero fue todo muy estimulante", asegura.

Los primeros alumnos que llegaron, rememora, fueron "muy especiales", porque fueron la prueba de que el proyecto salía bien. "La hora de la verdad era saber si había alumnos que se matriculasen o no. Fue todo un éxito, porque no sólo se apuntaron, sino que hubo que cortar la lista porque había entre 150 y 160 alumnos en la lista. Todos estos factores se unieron para hacernos protagonistas de la inauguración de ese curso", señala.

"No dejaré de recomendar Cuenca para estudiar"

Esmeralda Díaz es una exalumna de la Facultad cuando todavía era sólo de Periodismo y es también la primera becaria que ha colaborado con elDiarioclm.es. "A día de hoy se me haría muy difícil concebir Cuenca sin la Facultad de Periodismo. Me encantó haber podido estudira ahí, porque al haber sido una ciudad pequeña, estoy segura de que me ha dado oportunidades que si hubiera estudiado, por ejemplo en Madrid, no hubiera tenido", recalca. El papel del periodismo local, señala, ha sido fundamental. "Se nos ha formado para que podamos aportar dinamismo y espiritu joven a las redacciones o departamentos de comunicación que ante quizás no había", explica.

Y es que para ella, el aprendizaje en empresas más pequeñas es "más personalizado y, en definitiva, mejor". "Muchos me han preguntado por la Facultad y siempre los he animado y lo seguiré haciendo. Mucha gente cree que es mejor irse a Madrid por ser la capital, pero creo que estudiar en la Facultad de Comunicación de cuenca me ha dado grandes experiencias. Aprendes que el periodismo local es muy importante y no hay que dejarlo de lado", concluye.

Un foro de reflexión para futuros periodistas

David Sánchez es también un exalumno, con el que hemos tenido la suerte de contar en diversas colaboraciones en elDiarioclm.es. Resume su experiencia en la Facultad de Periodismo como "maravillosa". En Cuenca, recuerda, "coseché amor y amistad, y por supuesto poder disfrutar de mi vocación que es el periodismo". Sus mejores recuerdos vienen de cómo la Facultad entera se volcaba en celebrar el Día de la Radio en una programación en directo, "algo que se ha mantenido a pesar de la pandemia". A esto, añade, la Facultad ofrece una oportunidad al periodismo en general en la región. "Aglutina de alguna manera la oportunidad de que la gente pueda formarse en Periodismo y Comunicación, de poder disfrutar de Cuenca, pero también para poder analizar cómo es la comunicación en Castilla-La Mancha", señala.

Y es que no existen otros espacios similares a este centro educativo en el que se pueda analizar la estructura de los medios de comunicación, si existe o no libertad entre los periodistas que ejercen en la comunidad autónoma, o cómo les afecta la precariedad tan propia del sector, así como las relaciones que hay entre el poder y las empresas periodísticas. "La Facultad de Periodismo al menos es un espacio en el que podríamos reflexionar sobre esta realidad que hay en Castilla-La Mancha. Si no hay iun espacio para pensar en cómo hacer periodismo, pues funcionará por inercia. La Facultad cumple este papel de foro de reflexión para mejorar la comunicación y el periodismo", concluye.

Etiquetas
Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats