Page lograría la victoria en Castilla-La Mancha, pero con peligro de perder la mayoría, según una encuesta

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, interviene en el Debate del Estado de la Región en las Cortes regionales

Europa Press

1

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, lograría la victoria en la región en las próximas elecciones autonómicas de mayo de 2023, aunque podría perder la mayoría absoluta, según una encuesta de Sigma Dos para El Mundo.

La encuesta, recogida por Europa Press, refleja que la victoria dependería de un solo diputado, ya que aunque el PSOE ganaría las elecciones con un respaldo del 39,9 por ciento de los votos, obtendría entre 16-17 escaños --frente a los 19 de mayo de 2019-- situándose justo en la horquilla de la mayoría en el parlamento castellanomanchego, que está compuesto por 33 diputados.

Así, si García-Page logra los 17 votos, podría gobernar; pero si se queda en 16 podría perder la Presidencia de la región ante la subida de PP y Vox.

El barómetro autonómico de Sigma Dos indica que la derogación del delito de sedición le haría caer cuatro puntos al PSOE respecto a 2019 y entre dos y tres escaños, mientras que el PP se movería entre los 14 y 15 diputados autonómicos --ahora cuenta con diez--, mientras que Vox --que actualmente no tiene representación-- irrumpiría en la Cámara autonómica con 2 escaños.

Sin embargo, al igual que los socialistas, si el PP se queda en 14, no alcanzaría la mayoría mientras que si logra los 15, y contando con la entrada de Vox en el Parlamento, podría desbancar al PSOE.

El sondeo, basado en 1.100 entrevistas realizadas del 18 al 24 de noviembre, deja un Parlamento regional compuesto por tres formaciones políticas: PSOE, PP y Vox, desapareciendo Ciudadanos, al no alcanzar el 10 por ciento de voto y sin que Podemos entre de nuevo, al no obtener representación.

No obstante, la posición de García-Page rechazando quitar el delito de sedición es respaldado por los castellanomanchegos de forma mayoritaria, ya que un 68 por ciento avala esa decisión. En el caso de los votantes socialistas, un 62,6% está de acuerdo con que el dirigente socialista y presidente autonómico muestre su rechazo a la reforma, mientras que el apoyo crece hasta el 85,8% y el 90,6% entre los votantes del PP y Vox, respectivamente.

Entre los líderes políticos solo aprueba Page

La encuesta también realiza una valoración de los líderes políticos en la Comunidad Autónoma, logrando el socialista Emiliano García-Page un 5,3 sobre diez, seguido de la coordinadora regional de Ciudadanos Carmen Picazo, con una nota de 3,9; el líder del PP regional, Paco Núñez, logra un 4,3; la diputada por Toledo y portavoz adjunta de Vox en el Congreso de los Diputados, Inés Cañizares, un 3,3, y el coordinador regional de Podemos y candidato a la Presidencia de la Junta, José Luis García Gascón, un 2,6 sobre diez.

El vicepresidente regional se muestra seguro de la repetición de mayoría absoluta

El vicepresidente de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro, se ha mostrado seguro este lunes de que el PSOE de la región y el presidente autonómico, Emiliano García-Page, revalidarán su mayoría absoluta en las próximas elecciones de mayo de 2023.

Así de confiado se ha mostrado el número 'dos' del Gobierno castellanomanchego tras ser preguntado por la encuesta. “Esa encuesta da prácticamente un 40% de intención de voto al PSOE. Por lo tanto, con una muestra hecha en un momento de especial dificultad desde el punto de vista político, creo que es un resultado satisfactorio”, ha asegurado.

Un resultado que plantea “la posibilidad de una mayoría absoluta”. “Esta empresa demoscópica ha acertado pocas veces en Castilla-La Mancha”, ha puesto de relieve, “y las estimaciones que siempre han hecho han sido por debajo de lo que luego ha salido de las urnas”, ha matizado Martínez Guijarro.

Por eso, se ha mostrado convencido “de que volverá a fallar”, y seguro “de que el PSOE va a volver a tener una mayoría absoluta, que significa que los ciudadanos de la región van a volver a respaldar de una manera clara a Emiliano García-Page para que siga presidiendo la región”.

A su juicio, esto se debe a que “el grado de conocimiento, aceptación y apoyo que tiene García-Page está muy por encima de lo que dice la encuesta”, pero aun así ha asegurado que se va a trabajar “para que esta mayoría absoluta sea una realidad”.

“Desde el Gobierno regional lo venimos haciendo desde el minuto uno, y lo seguiremos haciendo hasta el final cumpliendo los compromisos que hemos adquirido con los ciudadanos y haciendo un planteamiento de cara a futuro para garantizar la prestación de servicios públicos en la región y generar crecimiento económico y empleo en la autonomía para que se pueda seguir avanzando para que cada vez haya más nivel y calidad de vida”, ha expresado el vicepresidente.

Por último, Martínez Guijarro ha asegurado que “los ciudadanos conocen muy bien la forma de ser, actuar y pensar del presidente de Castilla-La Mancha y que antepone siempre los intereses de la región a cualquier otro, y en los tiempos que corren la apuesta por la estabilidad es también una de las cuestiones que más valoran los ciudadanos”.

PP: “Los datos nos acercan al Gobierno de la región”

El vicesecretario de Comunicación del Partido Popular de Castilla-La Mancha, Santiago Serrano, en cambio ha destacado que, según la encuesta, un 63,2 por ciento de los castellanomanchegos no aprueba la gestión socialista de Emiliano García-Page en la Comunidad Autónoma, datos que a su entender “acercan al Partido Popular de Castilla-La Mancha al Gobierno de la región”.

Serrano, que ha realizado estas manifestaciones tras el Comité de Dirección del Partido Popular de Castilla-La Mancha, ha celebrado que estos datos al igual que los de otra encuesta de GAD-3 para ABC que señala que Alberto Núñez Feijóo sería presidente de España.

Esta última, según ha informado Serrano, otorgaría la victoria al Partido Popular en Castilla-La Mancha en las elecciones generales.

“No es una encuesta especialmente generosa con el PP”, decía, ya que en Andalucía otorgó a Juanma Moreno una horquilla de 46-50 diputados, cuando alcanzó finalmente 58 diputados, y en Madrid otorgó a Isabel Díaz Ayuso 59 escaños, cuando alcanzó los 65. “Por tanto, los datos previsiblemente serán mejores para el PP regional”.

“Estamos viendo, desde hace tiempo, como todos los estudios demoscópicos revelan que Paco Núñez va a ser el próximo presidente de Castilla-La Mancha”, ha incidido, al tiempo que ha destacado que las encuestas son “una radiografía del momento en el que se realizan”.

Unos datos que, según ha dicho Serrano, revelan “semana tras semana que el PSOE de Page lo único que está consiguiendo es intentar salvar los muebles y corroborando una gestión política desastrosa en Castilla-La Mancha, mientras aplaude y es colaborador de todos los desmanes de Pedro Sánchez”.

síguenos en Telegram

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats