Susana Díaz y García-Page defienden juntos la solidaridad entre autonomías

Emiliano García-Page y Susana Díaz en Azuqueca de Henares / JCCM

eldiarioclm.es / Agencias

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, y el de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, han acudido juntos a un acto de inauguración en Azuqueca de Henares (Guadalajara) en plena precampaña para el proceso de primarias del partido. Díaz, que todavía no ha confirmado si se presentará a la Secretaría General, ha señalado que en el país hace falta “el esfuerzo colectivo” de todos los ciudadanos y territorios, y de todos los gobiernos.

A mismo tiempo, se ha mostrado convencida de que tanto desde Andalucía como desde Castilla-La Mancha se va a trabajar para que “el futuro sea mejor, tanto el de nuestros hijos y padres como el de los ciudadanos”. Y en esta misma línea se ha pronunciado también García-Page, apelando a la solidaridad entre autonomías.

Tras inaugurar la nueva sede de la Casa de Andalucía en la localidad, la presidenta andaluza ha recordado que el 28 de febrero, Día de esta comunidad autónoma, los andaluces “salieron pidiendo libertad, igualdad y dignidad”. “Desde el esfuerzo, la colaboración y la solidaridad, el futuro va a ser mejor y se van a recuperar derechos”. En su opinión, ser andaluz “es una filosofía pero también ”es cultura del esfuerzo“. ”Somos un pueblo libre y solidario que se integra y que trabaja en su tierra pero también donde tenga que ir, donde haga falta levantar territorio“, ha sostenido.

“Somos solidarios, gente comprometida y en un momento como el que está viviendo nuestro país, de mucha incertidumbre, hace falta ese compromiso, esa colaboración y esa solidaridad”, ha apuntado Susana Díaz. “Hoy tenemos que poner en valor que mantienen vivas las raíces de Andalucía fuera de nuestra tierra”, ha señalado la presidenta de la Junta, que ha agradecido a la Casa de Andalucía y al presidente del Gobierno castellano-manchego “por la acogida y estar celebrando aquí un día que fue importante para los andaluces y también para todos los españoles”.

Por su parte, García-Page ha recordado los avances alcanzados desde la aprobación de las autonomías y ha razonado que “ni Castilla-La Mancha ni Andalucía nos hemos constituido en contra de otros, solo lo hemos hecho para evitar envidias” y, con ello, “lograr así un país donde todos los ciudadanos tienen iguales posibilidades, servicios y derechos”.

Page: “No vale apoltronarse en las sillas”

También ha afirmado que si Susana Díaz da el paso para liderar el PSOE “no vale apoltronarse en las sillas del partido ni de las instituciones” si no se consiguen los resultados para los que se es elegido. Ha reiterado que la condición de quien sea secretario general del PSOE a partir del próximo Congreso tiene que ser la de llevar al partido a recuperar la confianza mayoritaria de los españoles. “No conseguirlo, significa que tienen que entrar otros”, ha precisado.

Sobre si apoya a Susana Díaz, Page ha reconocido que prefiere mantener una posición “absolutamente respetuosa” con todos los candidatos que se quieran presentar, y hablar de proyectos a hacerlo en el momento que se apruebe formalmente. Aunque no tiene nada en contra de quienes ya se han declarado en público como posibles candidatos, el presidente de Castilla-La Mancha y líder regional del PSOE considera mejor esperar a que se abra el proceso y “escuchar a todo el mundo.

Preguntado sobre si cree que Pedro Sánchez está intentando monopolizar la bandera de la izquierda ha dicho que “cada uno tiene que utilizar el argumento que le parezca bien” pero piensa que los militantes del PSOE son, en su mayor parte, “veteranos que saben lo que son y no están neurotizados”. Finalmente ha asegurado que aunque respeta todas las ideas, ha recordado cómo hace dos años el PSOE firmó por unanimidad su código ideológico, y ha dicho que esa convención política tuvo, entre otros, como coordinador a Pedro Sánchez.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats