La ciudadanía puede votar para poner nombre a tres cachorras de lince nacidas en Ciudad Real

Cachorros de lince en Ciudad Real

Racha, Roja, Rosmarinus, Ría, Rimaya y Reserva son los nombres propuestos por WWF para ‘bautizar’ a los tres cachorros de la lince Odrina nacidos esta temporada. Todos son hembras, algo que permite aumentar la capacidad de reproducción para una especie que se aleja tímidamente de la extinción, recuerdan desde la organización. A través de una votación online, los ciudadanos tienen la posibilidad de participar en el bautizo de los cachorros.

Montes de Toledo, el lugar donde la cría de linces ha superado todas las expectativas

Montes de Toledo, el lugar donde la cría de linces ha superado todas las expectativas

Esta acción tiene lugar cuando se acaba de publicar el último censo de lince ibérico en la Península, que señala como un éxito de conservación la cifra de 855 ejemplares en 2019. WWF España y WWF Portugal lanzan hoy de forma conjunta una votación online para elegir, hasta el próximo 22 de noviembre,  los nombres de los tres cachorros de la lince Odrina nacidos en marzo en pleno Territorio Lince. Un proyecto de seguimiento de fauna de WWF abierto al público para que todo el mundo pueda ver a los animales en su hábitat natural.

La organización recuerda que cada año los nombres de los linces empiezan con una letra consecutiva del abecedario, y este 2020 toca nombrar a los cachorros con la R: Racha, Roja, Rosmarinus, Ría, Rimaya y Reserva, nombres que aluden a algún elemento de la naturaleza, son las opciones propuestas para estas tres crías de Odrina nacidas en el mismo pajar de Ciudad Real donde la lince tuvo a sus hijos Queen y Quijote el año pasado y donde incluso nació ella misma. 

Esta acción simbólica de WWF pretende llamar la atención sobre la importancia de conservar al felino "más amenazado del planeta". Gracias a los trabajos en defensa de la especie, el último censo habla de 855 ejemplares de lince en la península ibérica. Un auténtico éxito de conservación que podría motivar, si se mantienen los esfuerzos y los resultados, que el lince pasara a ser catalogado por la UICN como “Vulnerable”. Sin embargo, no será previsiblemente hasta 2040 cuando se podría decir que el lince ibérico está fuera de todo peligro, siempre y cuando la evolución siga siendo tan favorable como hasta ahora.  

Según Ramón Pérez de Ayala, experto en lince en WWF España: ‘En WWF llevamos 20 años trabajando por la recuperación del lince y, si bien vamos por el buen camino con una especie que se aleja de la extinción y que ya cuenta con prácticamente 900 ejemplares, aún queda mucho trabajo por hacer, como reverdecer las infraestructuras viarias para acabar con los atropellos o luchar contra el furtivismo, temas que afectan a toda la fauna española’. Y concluye: ‘Los datos esperanzadores del último censo nos motivan para seguir luchando contra estas amenazas que aún acechan a la joya de nuestra naturaleza’.

Etiquetas
Publicado el
21 de octubre de 2020 - 11:13 h

Descubre nuestras apps

stats