La portada de mañana
Acceder
La negativa de Madrid a cerrar bloquea el plan de Sanidad para Semana Santa
Villarejo sale de la cárcel con la mitad de sus grabaciones aún encriptadas
Opinión - Hablemos del exdirector del CNI, por Neus Tomàs

Los Mossos detienen al rapero Pablo Hasel para que entre en prisión

Pablo Hasel, detenido por los Mossos

Decenas de agentes de los Mossos d'Esquadra han entrado en la mañana de este martes en el rectorado de la Universidad de Lleida para detener al rapero Pablo Rivadulla, artísticamente conocido como Pablo Hasel. El cantante permanecía encerrado desde este lunes en la Universidad de Lleida para evitar su ingreso en prisión, que finalmente se ha producido pasadas las 9h. La detención y el traslado del cantante desde la Universidad a la cárcel leridana de Ponent se han producido sin incidentes.

El Gobierno eliminará las penas de cárcel en los delitos de expresión

El Gobierno eliminará las penas de cárcel en los delitos de expresión

La policía catalana ha ejecutado así la orden de detención de la Audiencia Nacional para que Hasel cumpla la condena de 9 meses de cárcel que le impuso el Tribunal Supremo por sus tuits críticos con la corona, las fuerzas de seguridad y en los que acusó sin pruebas "al Estado" de "negar la asistencia médica" a una exmilitante del Grapo que murió en la cárcel.

La entrada en prisión de Hasel se produce por orden de la sección 1a de la Audiencia Nacional, que preside la magistrada conservadora Concepción Espejel. Los jueces concluyeron que no había motivos para suspender el ingreso en prisión de Hasel porque, a su juicio, el cantante no ha mostrado "intención de reparar, al menos moralmente, el daño causado, sino que, al contrario, persiste en su actitud antisocial".

Antes de entrar en el vehículo de los Mossos, el rapero se ha dirigido a sus partidarios y a los medios de comunicación que captaban el momento y ha gritado: "Muerte al Estado fascista".

Hasel se encerró este lunes en el edificio del rectorado de la Universidad de Lleida "para ponérselo a la Policía lo más difícil posible" ante su inminente detención y con el objetivo, según declaró a Efe, de visibilizar lo que considera como un "gravísimo ataque" contra las libertades.

La detención se ha producido sobre las 8:30, unas dos horas después del inicio del operativo policial. Los Mossos han arrestado al cantante y lo han trasladado al Centro Penitenciario Ponent, donde ya ha ingresado. Jordi Dalmau, jefe de la policía catalana en Lleida, ha asegurado que el dispositivo ha ido "policialmente bien". "La gente que había dentro no ha presentado resistencia y ha sido una entrada limpia", ha resumido.

La policía, no obstante, ha podido sortear con facilidad las barricadas que habían situado en las entradas del edificio el medio centenar de activistas encerrados junto a Hasel en el rectorado, y que han sido arrinconados por los agentes antes de proceder a la detención del cantante.

Este lunes por la noche, Hasel decía que había "muchas posibilidades" de que le detuviesen durante la madrugada. "Si esto es lo último que escribo antes de ser encarcelado, ya lo he dicho todo durante años. Pero si tengo que decir algo hago una llamada a enfrentarse al miedo y desobedecer ante tantas imposiciones injustas de una tiranía cada vez peor camuflada. O lo hacemos o van a seguir avanzando como lo siguen haciendo sin que se les pare", ha escrito en Twitter.

La condena a Hasel por sus tuits y canciones que según los jueces enaltecían el terrorismo de ETA y los Grapo e injuriaban a la corona y a las fuerzas de seguridad ha vuelto a reabrir el debate sobre la libertad de expresión en España y el excesivo castigo de los denominados delitos de opinión. Entre los tuits por los que Hasel fue condenado, hay opiniones contrarias a la monarquía –"por culpa de Arabia Saudí los niños en Yemen sufren así. Cosas de los amigos demócratas de los mafiosos Borbones"– y también relativos a exmiembros de los Grapo: ""2 años desde que Isabel Aparicio fue exterminada por comunista, negándole el estado la asistencia médica en prisión".

Centenares de cantantes, actores, periodistas e intelectuales han suscrito sendos manifiestos en contra del encarcelamiento del cantante, posición a la que se han sumado organizaciones internacionales de Derechos Humanos como Amnistía Internacional. A raíz de la solidaridad recibida y del encarcelamiento de Hasel el Gobierno ha anunciado una reforma del Código Penal para que los delitos de opinión, como el enaltecimiento del terrorismo, las injurias a la corona y a las fuerzas de seguridad a los que fue condenado Hasel, así como el delito de ultraje a la bandera, no comporten penas de prisión.

Alberto Garzón cree que denota "un síntoma de déficits democráticos graves"

Podemos ha asegurado este martes que "todos aquellos que presumen de" la "plena normalidad democrática y se consideran progresistas deberían sentir vergüenza" con la detención del rapero. "No hay progreso si nos negamos a reconocer los déficits democráticos actuales", han añadido.

En la misma línea se ha posicionado el ministro de Consumo, Alberto Garzón, que ha criticado que la detención denota un "síntoma de déficits democráticos graves". "Y quienes lo niegan hacen flaco favor a lo que sí funciona bien de la democracia española, que es mucho también", ha añadido.

Etiquetas
Publicado el
16 de febrero de 2021 - 07:23 h

Descubre nuestras apps

stats