eldiario.es

9

Respaldo (casi) total de los consumidores a las energías renovables

Según una encuesta de Toluna, más de un 95% de los consumidores considera que reducen la contaminación ambiental

Siete de cada diez se muestra dispuesto a cambiar su vehículo por otro menos contaminante

La IEA e IRENA aseguran que es imperativo acelerar la transición hacia las renovables

En cuestiones referidas a la vida cotidiana relacionada con el medio ambiente, la contaminación y el cambio climático, hay muestreos sociales para todos los gustos. Es cierto que las consecuencias del calentamiento global del planeta está muy asentadas en la conciencia de los ciudadanos, pero no terminan de traducirse en sus actos y costumbres diarias. Pese a ello, seguimos encontrando encuestas que llaman al optimismo ante el próximo periodo de transición ecológico: es el caso de la elaborada por la empresa de investigación Toluna, que desvela que má de un 95% de la sociedad considera las energías renovables reducen la contaminación ambiental, un problema por el que se muestran preocupados más del 96% de los encuestados.

Esta compañía recuerda que la puesta en marcha de planes para reducir la contaminación ambiental en algunas ciudades como Madrid, donde acaba de entrar en funcionamiento el Área de Prioridad Residencial Madrid Centro, que forma parte del Plan A de Calidad del Aire y Cambio Climático, ha puesto de manifiesto la necesidad de adoptar medidas que permitan reducir el tráfico de paso y las emisiones de NO2 para proteger la salud de los ciudadanos.

Lo curioso (y paradójico) es que con este tipo de medidas se muestra de acuerdo tan solo un 30% de los encuestados, pero al mismo tiempo, están dispuestos a cambiar su vehículo por otro que contamine menos en más de un 73,5% de los casos.

Sobre medidas del Gobierno

Casi un 46% de los encuestados por Toluna asegura adoptar en su día a día medidas dirigidas a colaborar con el medio ambiente y la mayoría considera que estamos suficientemente informados sobre los problemas ambientales, aunque más de un 40% cree que desde el Gobierno no se ponen en marcha medidas suficientes para reducir la contaminación ambiental.

Los resultados no son muy dispares con la encuesta incluida en el II Informe sobre Efectos del Cambio Climático en Castilla-La Mancha. Demuestran que la percepción del cambio climático y sus consecuencias es una batalla que todavía tiene un largo recorrido. Ahí pueden observarse las luces y sombras, y unas cuantas contradicciones, en torno a un problema que aceptamos como tal pero que no termina de importar lo suficiente como para cambiar determinados hábitos de vida. Al menos no de manera urgente.

Las conclusiones del estudio apuntan que los castellano-manchegos creen en el cambio climático y admiten que actualmente está teniendo efectos negativos en el medio ambiente, sobre todo respecto al aumento de la temperatura y la disminución de las precipitaciones. Son conscientes de que puede conllevar graves problemas en la agricultura y la ganadería, además de en la vida humana. Sin embargo, lo perciben “como un problema para las generaciones futuras”, y aunque admiten que ya hoy en día deben de llevarse a cabo acciones para frenarlo, “se contradicen, ya que no realizan las acciones más importantes para disminuir el cambio climático, solo llevando a cabo aquellas que también supongan un ahorro económico”.

cambio climático

Además, dicen estar dispuestos a cambiar los modos de vida, “pero solamente en ciertas acciones que no supongan un gran cambio en su bienestar”. Por ejemplo, el transporte que más usan es el coche, y, a pesar de ser este uno de los mayores problemas en la contaminación actual, muchos de los encuestados no quieren privarse de él.

Por lo tanto, la mayoría son conscientes de las graves consecuencias que pueden conllevar los efectos del cambio climático, pero a pesar de ello, no están totalmente concienciados del peligro.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha