Nueve bodegas sin Denominación de Origen que hacen vinos excelsos a un precio imbatible

Foto: Pixabay

Normalmente hablamos de Denominaciones de Origen y de vinos que la lucen en su etiqueta. Pero en este artículo hemos optado por recomendar esos nueve vinazos que se salen fuera de las DO de su territorio natural por voluntad de sus enólogos y bodegueros. Porque prefieren quedar libres de exigencias y de criterios de los consejos reguladores y porque, definitivamente, no lo necesitan ni para vender ni para estar en todos los bares y restaurantes que apuesten por salirse de lo convencional. 

Las 9 'wild and free' del panorama vitivinícola español

1. Vino del Desierto

Vino del DesiertoEs el proyecto que empezó Fernando Mir hace ya ocho años en pleno desierto de Los Monegros, un terruño de la provincia de Huesca caracterizado por sierras, barrancos, montes negros, dunas, estepas y sed de la tierra. Al abrigo de la Sierra de Lanaja, sus cepas nacen entre tierras de cascajo, expuestas a las malas pasadas de las inclemencias meteorológicas.

Quizá precisamente gracias ellas, surge con más potencia ese tinto llamado "Sed" de sus superañadas de 2017 y 2018, a base de garnacha (65%), mazuela (30%) y syrah (5%); y ese blanco bautizado como "Duna", con garnacha blanca (75%), alcañón (20%) y macabeo. Ambos tienen ediciones limitadas y están, sencillamente, fantásticos, perfectos para tapear, de los mejores vinos de Aragón sin DO, por unos 15 euros.

2. Dehesa de Luna Finca Reserva de Biodiversidad

Dehesa de Luna Finca Reserva de BiodiversidadTiene como vino estandarte de la bodega el tinto Dehesa de Luna Orígenes 2017, donde homenajea a esa perdiz roja en la etiqueta porque es una de las aves más apreciadas que habitan en ese apabullante entorno natural de Albacete.

Se elabora con tempranillo, cabernet sauvignon y syrah y pasa seis meses en barrica que le confieren ese sabor a caramelo sin ser dulce, se te redondea en el paladar y te pide para comer, exactamente, caza, esas aves que representan cada uno de los riquísimos vinos de esta bodega alternativa. Vale 8,50 euros.

3. Bodegas Mauro

Bodegas MauroSituada en Tudela del Duero, en la provincia de Valladolid, lleva triunfando con Mauro, el vino independiente por excelencia, desde que, en los 80, pasó de figurar dentro de la DO Ribera del Duero. Para qué, si se bate con los grandes sin competencia, conservando la esencia del terruño pero dándole su propia impronta enológica. Garantiza una estupenda capacidad de guarda dada su crianza durante 16 meses en barrica, que hacen del 85% tempranillo con un 15% de syrahpura fruta roja aterciopelada y balsámica. Un cochinillo debajo, claro. Está en los 29,66 euros.

4. La bodega Valquejigoso

La bodega ValquejigosoElabora unos vinos extraordinarios en Madrid y su productor confiesa: "en principio tuvimos intención de entrar en la DO Madrid, pero nos puso una serie de limitaciones que no nos interesa acatar. De las nueve variedades de uva tinta que tenemos, cuatro no estaban aceptadas, ni los tiempos de crianza que metemos nosotros". Por ejemplo, su tinto Dehesa Valquejigoso se elabora con un coupage de cabernet sauvignon, tempranillo, negral, petit verdot, syrah y merlot; y pasa 28 meses de barrica roble francés, puro equilibrio entre frescura y carnosidad por una media de 29 euros.

5. El Regajal

El RegajalTambién es una bodega familiar madrileña, de Aranjuez, que optó por ir por su cuenta y ha sacado tres vinos con especial atención al terruño y la biodiversidad: Las Retamas, el más asequible (7,60 euros), es un tinto envejecido 14 meses en barrica de roble francés a partir de tempranillo, cabernet sauvignon, syrah, petit verdot y merlot.

El Regajal Selección Especial 2018, que ha obtenido numerosos premios por solo 13 euros. Por su parte, el prestigioso Galia Villages 2016 es un tinto gastronómico envejecido durante 21 meses en barricas con 87% de tinto fino, 9% garnacha y 4% albillo, por 161,16 euros.

6. Puraviña

PuraviñaEn esta bodega murciana están haciendo una monastrell alternativa a la típica jumillense, mucho más fresca, de color muy ligerito, en sus tres etiquetas de tintos: Ensayo es una composición de la viña más vieja y la viña más joven y ensamblado en una barrica. Vale 9,37 euros, así como Tío Santiago, que es una selección de una viña vieja, de 55 años, elaborada con un porcentaje alto de raspón, lo que le da mucha más estructura en la boca y un poquito más de frescor.

Y para el Primera Vendimia hacen una superselección de las uvas perfectas y luego lo pasan por barrica usada de 4 años, durante 6 u 8 meses, solamente por buscar la microoxigenación, no la crianza. Cuesta 12,52 euros. Los tres de lo más agradable y fácil de beber incluso sin comer.

7. Bodega Tinedo

Bodega TinedoLa última generación de esta bodega de Ciudad Real la componen Manuel, Esperanza y Amparo Álvarez-Arenas, que han rescatado la bodega fundada por su bisabuela en 1742 en su finca del siglo XIX. Han renovado los viñedos y sus conceptos haciendo vinos ecológicos con la intención de denotar al máximo el terroir. Así se trasluce en su tinto Cala N° 2. 

Explica Manuel: "este coupage de tempranillo y syrah tiene un poquito de moscatel y, en esta añada, un poquito de cabernet". Una de las razones por las que se salieron de la DO La Mancha es que decían que a este vino hay que ponerle la etiqueta de crianza, pero no es así, porque no está en barrica de madera, sino en hormigón. Y tampoco puede etiquetarse como un vino joven, ya que es 2016. Eso arroja un vino más fresco, muy frutal y bien estructurado. ¡Y está en su punto idóneo de consumo! Sale a 10,50 euros.

8. Dehesa del Carrizal

Dehesa del CarrizalEsta bodega ganó el premio Alimentos de España 2014 por su Finca del Carrizal, un tinto de petit verdot de Montes de Toledo (IGP Vino de la Tierra de Castilla), cuyo clima extremo le confiere un perfil aromático divertido y resulta balsámico y fresco, con toques a regaliz y eucalipto, a pesar de tener de 12 a 15 meses en barrica. Y lo están haciendo tan bien que no queda nada sobremadurado, ni cansa incluso con su 14,5% en volumen, que podrían acompasar perfectamente a un buen guiso de rabo de toro o unas lentejas con morcilla. Lo tenemos por 19 euros.

9. Bodegas Clunia

Bodegas CluniaEsta bodega ha limitado de 70 a 20 hectáreas de viñedos en altura, en el extremo norte de Castilla y León, su producción de tempranillo, syrah, albillo y malbec para dedicarles más tiempo y mimo a sus tres vinos. Y Clunia Malbec 2016 es el fruto más preciado, su joya mundial, el único vino español premiado con Medalla de Oro en el concurso The Global Malbec Masters, es decir, que se puede echar a competir con todos los malbec argentinos.

Es pura jugosidad en boca, meloso, contundente, bien asentado. Corre a conseguirte un buen ojo de bife o un solomillo de ternera y goza de una de las uvas más sabrosas del planeta. Por unos módicos, dada su calidad, 26 euros.

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

suscríbete a nuestros boletines

Etiquetas
Publicado el
27 de febrero de 2020 - 21:11 h

Descubre nuestras apps

stats