Sobre este blog

Éste es el boletín que mandamos cada mañana con el estado de la epidemia, las medidas para contener el coronavirus, información práctica y consejos para sobrellevar el aislamiento gracias al trabajo de todo el equipo de eldiario.es. Ten en cuenta que esto se actualiza sólo una vez al día. Consulta la portada de eldiario.es para lo último. Apúntate aquí para recibirlo en tu email.

La pobreza energética se extiende a 6.300 hogares más en Gipuzkoa

Sobre este blog

Éste es el boletín que mandamos cada mañana con el estado de la epidemia, las medidas para contener el coronavirus, información práctica y consejos para sobrellevar el aislamiento gracias al trabajo de todo el equipo de eldiario.es. Ten en cuenta que esto se actualiza sólo una vez al día. Consulta la portada de eldiario.es para lo último. Apúntate aquí para recibirlo en tu email.

La pandemia provocada por la COVID-19 ha tenido una influencia muy significativa en muchas familias guipuzcoanas. De la misma manera que con los alquileres, alimentos u ocio, también existen dificultades para hacer frente a los gastos de gas y luz, especialmente ahora con sus elevados precios. El 15% de los hogares gipuzcoanos tiene dificultades para hacer frente a dichos gastos, encontrándose en una situación de pobreza energética. La Diputación Foral de Gipuzkoa ha presentado este viernes el 'Estudio sobre la Pobreza Energética de Gipuzkoa en 2020', un análisis que muestra los datos e información referentes a los cuatro indicadores ofrecidos por el Observatorio Europeo de Pobreza Energética en relación al territorio durante los años 2018, 2019 y 2020.

Dos de los cuatro indicadores responden a cuestiones objetivas sobre el gasto energético: el gasto excesivo en relación a los ingresos y el consumo energético inusualmente bajo. Los dos restantes, de carácter subjetivo, se basan en las percepciones de los miembros del hogar, que consisten en analizar la capacidad de mantener la vivienda a una temperatura adecuada los meses de invierno y los retrasos en el pago de las facturas de suministros.

Los datos que refleja el estudio muestran que el gasto medio de energía se ha reducido un 4,5% desde el estudio de 2017. Teniendo en cuenta que el número de hogares con un gasto excesivo —consumo superior al doble de la media provincial— ha subido del 12,4% al 15,1% en 2020, este dato significa que “se ha visto, una vez más, el efecto de la pandemia, afectando a las capas sociales más vulnerables”, comentaba José Ignacio Asensio, diputado de Medio Ambiente y Obras Hidraúlicas. Atendiendo a otros datos, el indicador sobre el consumo de energía inusualmente bajo muestra que el 6,2% de los hogares (18.000 domicilios) se vieron afectadas por esta situación, “hogares cuyo gasto absoluto ha sido menor al 50% de la mediana de referencia”, explicaba Mónica Pedreira, directora de Medio Ambiente de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

Descubre nuestras apps