Detienen a 12 polizones que trataban de viajar desde Bilbao al puerto de Glasgow, Escocia, en un buque gasero

Un agente del GAR de la Guardia Civil, controlando el embarque del ferri en el Puerto de Bilbao para que no accedan polizones

La Policía Nacional ha detenido a 12 personas de nacionalidad albanesa que viajaban como polizones en un buque gasero que partió la tarde del pasado lunes del puerto Bilbao con parada en Ferrol y destino final el puerto de Glasgow, en Escocia. Los polizones se colaron en el recinto portuario dentro de un camión que transportaba tubos de soporte de molinos eólicos, según ha informado la Delegación del Gobierno en el País Vasco y recoge Europa Press.

Santurtzi, otro “muro de la vergüenza” en Europa

Santurtzi, otro “muro de la vergüenza” en Europa

Dos de los polizones fueron descubiertos en alta mar, cuando el buque gasero que había salido de Bilbao se hallaba a medio camino de Ferrol. El barco dio media vuelta y regresó al Puerto de Bilbao. En una revisión más en profundidad ya en Bilbao, la Policía Nacional descubrió a otros diez polizones ocultos. El mercante pudo reanudar la marcha hacia Ferrol hacia las cuatro y media de la madrugada del martes. Su destino final es el puerto de Glasgow, en Escocia.

Los 12 polizones fueron conducidos a las dependencias de la Policía Nacional en el puerto de Bilbao. A dos de ellos se les ha abierto un expediente de expulsión ya que tenían una orden de salida obligatoria. Los otros diez se encuentran en periodo de estancia legal por lo que no se les ha abierto ningún expediente.

El pasado 15 de septiembre el Grupo de Fronteras Marítimas de la Policía Nacional, en Bilbao, desarrolló una operación contra los asentamientos clandestinos de migrantes que pretenden llegar ilegalmente, como polizones, al Reino Unido.

Los agentes descubrieron un campamento compuesto por varias tiendas de campaña ubicabas bajo uno de los puentes de acceso al puerto de Bilbao en las que se cobijaban siete ciudadanos de nacionalidad albanesa. Dos de ellos fueron detenidos al hallarse en situación irregular.

Fue en el verano de 2017 cuando medios de comunicación británicos consideraron que el Puerto de Bilbao se había convertido un punto crítico en el tránsito de migrantes en Europa, debido a los intentos de jóvenes albaneses por acceder al Reino Unido colándose como polizones en el ferri que une la capital vizcaína con Porstmouth, además de otras embarcaciones que viajan desde Euskadi hasta el territorio británico. Y es que, a pesar de que los ciudadanos de Albania tienen un acuerdo para circular libremente por la Unión Europea, no tienen permitido el libre acceso a Reino Unido. Por ello, no es de extrañar encontrar polizones escondidos en contenedores de mercancías o dentro de los vehículos que viajan en la bodega del ferri.

Etiquetas
Publicado el
5 de octubre de 2021 - 21:39 h

Descubre nuestras apps

stats