La portada de mañana
Acceder
España se asoma al colapso sin que haya llegado aún el impacto de la tercera ola
La extrema derecha violenta, sobre el futuro después de Trump: "Estamos solos"
Opinión - 14F, un 'spin-off' malo de octubre del 2017, por Neus Tomàs

El PSOE quiere que la Comunidad de Madrid elabore su propia ley de Memoria Histórica

El Valle de los Caídos, Madrid.

El PSOE quiere que la Comunidad de Madrid siga el ejemplo de otros territorios y desarrolle, nueve años después de la promulgación de la norma estatal, su propia ley de Memoria Histórica. Para ello van han presentado una Proposición no de Ley en la Asamblea de Madrid, con la que esperan recabar el apoyo del resto de la oposición y forzar al gobierno en minoría de Cristina Cifuentes a elaborar una legislación en esta materia.

Manuela Carmena propone cambiar el nombre del Valle de los Caídos por 'Valle de la Paz'

Manuela Carmena propone cambiar el nombre del Valle de los Caídos por 'Valle de la Paz'

La iniciativa se debatirá el jueves en el pleno de la Asamblea de Madrid. A los socialistas no les será difícil recabar el apoyo de Podemos, partidario de estas actuaciones. Además, la colaboración en el Ayuntamiento entre PSOE y Ahora Madrid está siendo fluida, es especial en los relativo a la aplicación de la Memoria Histórica, tras un encontronazo inicial.

Los 17 diputados de Ciudadanos tendrán en su mano el futuro de la iniciativa. En el Ayuntamiento votaron a favor del cambio de las calles franquistas, aunque en otros territorios se opusieron a iniciativas en este ámbito. Su postura es ambigua. Su programa a nivel nacional apenas hace mención a la Memoria Histórica y Albert Rivera se mostró partidario de no abrir este debate. Sin embargo, en otras intervenciones se comprometió a aumentar los fondos y a facilitar la localización de fosas y la exhumación.

La Proposición no de Ley reclama la elaboración “con la máxima urgencia posible” una norma sobre Memoria Histórica Democrática y de “protección de sus bienes materiales e inmateriales”. El PSOE quiere que la Comunidad de Madrid se homologue con las autonomías que ya disponen de una legislación similar.

El texto insta al gobierno regional a que elabore la norma de la manera más transparente y participativa, sumando la experiencia de las asociaciones y familiares de las víctimas. Estos colectivos se han tenido que enfrentar a la dificultades derivadas de la inexistencia de una regulación sobre las actividades de exhumación y de investigación y localización de las fosas comunes, se lee en la iniciativa.

La propuesta presentada por los socialistas incluye la creación de organismos “con autoridad y personal propio” para desarrollar los dispuesto en la ley. Serán personas de reconocida experiencia en el ámbito de la Memoria Histórica. El texto también reclama fondos para, entre otras cosas, ultimar el mapa de fosas comunes en la Comunidad de Madrid, además de colaborar con las asociaciones para la exhumación.

Este último punto está en consonancia con la propuesta que hizo el secretario general del PSOE meses antes de las elecciones generales. Pedro Sánchez se comprometió a recuperar los fondos para la exhumaciones y dar un nuevo impulso a la Memoria Histórica, paralizada durante los años de gobierno del PP.

Un retraso de nueve años

Los socialistas recuerdan que la norma estatal se promulgó en 2007, y que dejaba en manos de las administraciones autonómicas y locales el desarrollo de algunos de sus preceptos. Desde entonces, algunas comunidades autónomas están desarrollando sus propias leyes en esta materia, y la ley ha tenido un espaldarazo con los cambios de gobierno en muchas regiones tras las elecciones autonómicas y locales de 2015.

En la Comunidad de Madrid no es la primera vez que se reclama la aplicación de la Memoria Histórica. En 2013 la mayoría absoluta del PP ya rechazó una iniciativa similar presentada por Izquierda Unida, y defendida por Mauricio Valiente, ahora primer teniente de alcalde de la capital con Ahora Madrid.

El PSOE argumenta en esta iniciativa que es imprescindible recordar a quienes se esforzaron por conseguir un régimen democrático en Madrid, honrarles a ellos y a quienes sufrieron las consecuencias de la Guerra Civil. Además, pide que se reconozca el trabajo de las asociaciones, que han sido las principales encargadas de impulsar la aplicación de la ley.

Tras los pasos del Ayuntamiento de Madrid

La iniciativa presentada por el PSOE en la Asamblea de Madrid sigue los pasos del Ayuntamiento, que desde la llegada de la nueva corporación municipal ha impulsado el desarrollo de la Memoria Histórica, aunque con ciertas dificultades. El pleno aprobó el cambio de nombre de las calles y la retirada de los monumentos franquistas, pero algunos errores y vacíos legales les han llevado a echar el freno y dar unos pasos previos.

Entre esos pasos previos se encuentra el Plan Integral de Memoria Histórica de Madrid, que pretende dar el desarrollo normativo necesario a la ley estatal de 2007. Su elaboración también ha estado rodeada de polémica, con la renuncia de la Cátedra de Memoria Histórica a asesorar en el proyecto después de algunas discrepancias con el Ayuntamiento.

Los errores en la retirada de vestigios franquistas -que provocaron también un enfrentamiento con la Comunidad de Madrid- pusieron a la delegada de Cultura, Celia Mayer, al borde de la reprobación. Manuela Carmena cerró la crisis quitando a su concejal esas competencias, que ahora ostenta el coordinador general de la Alcaldía, Luis Cueto.

La reprobación de la concejal se evitó gracias al apoyo de los socialistas, en principio inclinados a permitir que el pleno se manifestase contra sus actuaciones. Sin embargo, en los días previos a la votación, Ahora Madrid aceptó la propuesta del PSOE de que la socialista Paca Sauquillo presidiera la Comisión que se encargará de aplicar la ley de Memoria Histórica.

Etiquetas
Publicado el
5 de abril de 2016 - 18:37 h

Descubre nuestras apps

stats