La Comunidad adapta al árabe los recursos dirigidos a mujeres víctimas de violencia de género

La directora general de Mujer y Diversidad de Género, María José García

La Consejería de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social, a través de la Dirección General de Mujer y Diversidad de Género, ha puesto en marcha un servicio de interpretación de lengua árabe que prestará Cruz Roja Española Región de Murcia.

El objetivo es facilitar el acceso a los servicios de atención a víctimas de violencia de género a las mujeres que tienen como lengua materna el árabe, ya que, según se ha constatado entre los meses de enero a septiembre, más del 80 por ciento de las mujeres extranjeras que no hablaban castellano y que han sido atendidas en la red de recursos de violencia de género existentes en la Comunidad, hablan árabe. Para las autoridades regionales, se trata de un colectivo muy numeroso de potenciales usuarias al que hay que prestar atención.

La directora general de Mujer y Diversidad de Género, María José García, aseguró que “con esta iniciativa tratamos de eliminar barreras, para que todas las mujeres puedan llegar hasta nosotros en igualdad de oportunidades y sean capaces de expresar lo que necesitan tras dar el paso de dirigirse a nuestros recursos para recibir ayuda”.

“Nuestro deber es que ninguna mujer quede fuera del ámbito de la acción regional y que los servicios y la información lleguen al máximo número de mujeres posible”, precisó García.

 El servicio de traducción e interpretación lo prestará una persona profesional, capaz de conjugar los conocimientos de interpretación del idioma con una especial sensibilidad para participar en la atención a mujeres que han sufrido situaciones de violencia.

Esta asistencia estará a disposición de las profesionales de la Red Regional de Recursos de Atención especializada a Víctimas de Violencia de Género de la Comunidad, fundamentalmente en los Centros de Atención especializados Víctimas de Violencia de Género (CAVI) y en los recursos de acogida con el fin de poder ofrecer una asistencia adecuada a las mujeres que acudan a estos servicios.

La interpretación del árabe se realizará telefónicamente con la posibilidad de que en las llamadas interactúen varias personas como son intérprete, profesional de asistencia y usuaria. Además, cuando se disponga de los medios necesarios, se podrá llevar a cabo la atención a través de videollamadas. Asimismo, el servicio de intérprete prestará apoyo en la traducción de documentos.

La persona que realice las tareas de intérprete trabajará, en principio, tres días a la semana, en horario de mañana, aunque, según las necesidades, podría atender en otro horario. Con carácter previo a su incorporación, recibirá formación, por un lado, de los conocimientos técnicos necesarios para prestar el servicio y, por otro, para que conozca la realidad de la violencia que sufren las mujeres y que tome conciencia de cómo se encuentran cuando acuden a los recursos. La finalidad es que su servicio de interpretación permita realizar una correcta atención a las usuarias.

Etiquetas
Publicado el
10 de febrero de 2021 - 16:25 h

Descubre nuestras apps

stats