eldiario.es

Menú

Decathlon: próxima batalla, 15 de agosto

Los sindicatos mantendrán las movilizaciones para evitar que la multinacional de productos deportivos abra al público en domingos y festivos.

Solicitarán una reunión con los responsables de Decathlon para tratar de convencerles de la necesidad de respetar el derecho al descanso y a la conciliación.

- PUBLICIDAD -
La tienda de Decathlon en el centro de Bilbao, con las persianas echadas.

La tienda de Decathlon en el centro de Bilbao, con las persianas echadas, el pasado 25 de julio.

La batalla contra la apertura de los comercios en domingos y festivos no ha finalizado. De hecho, los cuatro sindicatos que mantienen una unidad de acción con esta reivindicación -ELA, LAB, CC OO y UGT- han valorado de manera muy positiva que el pasado 25 de julio la firma de productos deportivos Decathlon desistiera de subir las persianas de su tienda en Bilbao tras la presión de unas 200 personas que se concentraron frente al local. La multinacional de productos deportivos, por contra, sí abrió las otras tres tiendas que pretendía abrir al público en festivo en Euskadi (las situadas en Irún, San Sebastián y Vitoria)

"Después de lo ocurrido en Bilbao, vamos a seguir movilizándonos porque esta empresa ha comunicado su intención de abrir el próximo 15 de agosto estos cuatro locales", ha señalado la responsable de CC OO del sector del comercio en Bizkaia. Esta central considera que es "muy importante" mantener la unidad de acción lograda por los cuatro sindicatos en torno a la reivindicación de no trabajar los domingos o festivos.

En los próximos días, y pese a que las fechas veraniegas dificultan el trabajo de acción sindical, las centrales tienen previsto mantener una reunión para diseñar las próximas movilizaciones. Además, tienen intención de reunirse con las asociaciones de comerciantes, que en todo momento han mostrado su apoyo a la reivindicación sindical. En el caso de Euskadi, también las dos asociaciones de consumidores (EKA y EKE) han rechazado la liberalización de horarios comerciales. Han defendido que el consumidor ya tiene un horario suficientemente amplio sin necesidad de abrir también los festivos.

Los cuatro sindicatos creen además que esa liberalización "no favorece al consumidor. Por un lado, reduce la variedad de producto a elegir, porque cerraría mucho pequeño comercio y las grandes superficies tienden a ofrecer lo mismo. Y por otro, la desertización de las áreas urbanas de los pueblos obligaría al uso de medios de transporte y alejería al comercio del consumidor", añaden las centrales.

Sector feminizado

Los sindicatos han denunciado la apertura de los comercios los domingos y festivos porque no aumenta el consumo, no crea empleo y, además, no es una exigencia de los consumidores. Y quieren explicar sus razones y argumentos a los directores de las tiendas de Decathlon o a sus responsables regionales. La portavoz de este sector en CC OO Bizkaia ha confirmado que "por el momento no nos ha recibido, pero queremos mantener una reunión con ellos para explicarles la necesidad de respetar el derecho al descanso y a la conciliación".

El otro argumento es el de la precarización del empleo. Los sindicatos vienen denunciando que en "el comercio de toda la vida se aplican convenios provinciales, las empleadas de las grandes superficies están regidas por los convenios estatales de grande almacenes, con condiciones mucho peores. Y en un sector feminizado como este, abriendo los domingos y festivo sería casi imposible conciliar al vida laboral con la familia o disfrutar el ocio".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha