eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Críticos de Ciudadanos achacan el freno en su expansión nacional a las imposiciones de la dirección

Creen que el fracaso en las últimas elecciones autonómicas gallegas y vascas se debe a la imposición de candidatos y de programas "desde Madrid" despreciando a la militancia

Denuncian que la dirección nacional lleva tiempo haciendo "purgas" en muchas agrupaciones para controlar la próxima Asamblea General del partido

24 Comentarios

C's plantea suspender viajes y comisiones del Congreso mientras haya bloqueo

Miembros de la dirección del grupo Ciudadanos con Albert Rivera EFE

Los malos resultados cosechados por Ciudadanos en las autonómicas vascas y gallegas, sumado al retroceso en escaños que sufrió en las generales del 26J  y a la cercanía de la IV Asamblea General, han vuelto a remover las aguas internas en el partido que lidera Albert Rivera. 

La dirección nacional se comprometió a analizar las causas de este frenazo en la expansión nacional que pretendía, pero por el momento se ha limitado a achacar esos malos resultados a la llamada del voto útil que ha hecho el PP, a "la injusta ley electoral" o a que Galicia y País Vasco "son territorios complicados" y era la primera vez que se presentaban allí "sin coaliciones y sin suma de marcas".  El colectivo crítico del partido denominado @TraC'sparencia cree que los motivos son más profundos y "graves" por lo que exigen que "se depuren responsabilidades".

A juicio de este colectivo, el fracaso en ambas comunidades se ha debido fundamentalmente a la imposición de candidatos desde la dirección nacional y a la ausencia de programas "creíbles" y específicos para cada región. Especialmente en Galicia, en donde aseguran que no se tomó en cuenta las sugerencias de la militancia, que se siente "desmotivada", y se impuso una serie de "medidas genéricas" desde Madrid.

En Galicia recuerdan los "chapuceros errores" cometidos en la campaña, como poner mal la bandera gallega en el autobús electoral, o el desconocimiento que demostró de la realidad de la región la candidata, la periodista y escritora independiente Cristina Losada, impuesta y "teledirigida" desde Madrid.

Y en el País Vasco, "el discurso poco claro" que desgranó el candidato, Nicolás de Miguel, -entre otras cosas, sobre el Concierto Económico- , o la inclusión en la candidatura de Álava de "una mayoría de no alaveses".

El concejal de Leganés, Carlos Delgado, gran conocedor del partido de Rivera, sobre el que ha escrito un libro, hace un análisis mucho más drástico de la situación y afirma que lo ocurrido en Galicia y el País Vasco "acredita la existencia de una crisis de crecimiento en Ciudadanos que conduce a su próximo camino hacia la absoluta marginalidad política imitando a lo sucedido con UPyD, con quien comparte muchos vicios".

La Ejecutiva destaca el "exito" en año y medio

La opinión de la dirección nacional es bien distinta. La Ejecutiva cree que pese a lo ocurrido en ambas comunidades la implantación nacional del partido seguirá su curso en 2019, cuando se convoquen nuevas elecciones municipales y autonómicas. "Nuestro proyecto es a largo plazo. Esto solo ha sido un revés", opinó Begoña Villacís en una entrevista con eldiario.es.

El propio Albert Rivera ha destacado después de esos dobles comicios el "enorme esfuerzo" que ha hecho el partido en tan solo un año y medio. "Nuestra expansión ha sido muy rápida y muy exitosa", mantiene.

La ascensión de partido realmente ha sido rápida. En las elecciones municipales de mayo de 2015 Ciudadanos pasó de 11 concejales a tener 1.527 en toda España y más de 50 alcaldías con un 6,55% de los votos, lo que le convirtió en la tercera fuerza política. En las autonómicas consiguió presencia en 10 comunidades autónomas a costa de los votos heredados de UPyD y de los desencantados con el PP.

Meses después, en las generales del 20D, entró con fuerza en el Congreso con 40 diputados y cerca del 14% de los votos. Sin embargo, en tan solo seis meses, en las nuevas generales celebradas el 26J, Ciudadanos bajó de esos 40 escaños a 32. Un retroceso que minimizaron alegando que el porcentaje de votos se mantenía casi igual.

Pese a ese optimismo que mantienen "a largo plazo", en el partido no han ocultado estos días su temor a la celebración de una terceras elecciones generales. Solo les ha aliviado comprobar que algunas encuestas publicadas estos días les otorgan una discreta subida en intención de voto que recogerían como resultado de la virulenta crisis vivida en el PSOE.

No obstante, la duda sobre esas inciertas terceras elecciones parece ir disipándose poco a poco a tenor del cambio de actitud que está demostrando Javier Fernández, presidente de la gestora socialista.

Denuncias de "purga" para controlar la IV Asamblea

Por si fuera poco, en el partido han surgido de nuevo voces críticas que insisten en advertir de que la dirección nacional, 'capitaneada' por el secretario de Organización, Fran Hervías, está realizando desde hace tiempo maniobras internas para controlar la próxima Asamblea General, para la que todavía no hay fecha concreta. Para ello, según explica uno de estos críticos a eldiario.es, se está llevando a cabo una "criba" en algunas agrupaciones provinciales y regionales, montando gestoras o colocando a delegados afines a la dirección nacional para asegurarse de esta manera la mayoría en el Consejo General, máximo órgano del partido entre congresos, y también de compromisarios.

"Están purgando a todos aquellos que pueden ser incómodos para sus objetivos. Al que molesta se le expedienta mientras se impone, como se ha visto, a los candidatos que ellos quieren", corrobora un antiguo militante madrileño que fue expulsado del partido. "Ejemplos -añade- hay muchos, como Zaragoza, en donde se creó una gestora; Castellón en donde se cargaron al subdelegado. También ha habido una limpia en Murcia, La Rioja, Castilla y León, Cantabria o Galicia. Allí todos los que se opusieron a la imposición de listas el 26J al final dimitieron".  Este exmilitante, que mantiene un litigio con la dirección, mantiene que se están llegando a abrir expedientes de expulsión "por simples tuits que les molestan".

Delgado abunda en esta línea. "Ciudadanos está cavando su tumba por la cantidad de cadáveres políticos que ha dejado en el camino. En la organización se utiliza la arbitrariedad, la mano de hierro y el pucherazo telemático en las primarias", afirma.  En su opinión, la dirección del partido "ha descuidado por completo a su propia militancia y a las agrupaciones locales" mientras ha fomentado "el hiperliderazgo" de Rivera. "Tenía prisa por ser presidente del Gobierno. Creía que iba a serlo el 20D al estilo de la serie política Borgen", añade el concejal madrileño, que considera que el líder de Ciudadanos ha cometido "muchos errores de fondo y de forma".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha