El PP se contradice en la tercera ola: pide un único plan mientras sus comunidades exigen medidas distintas y no apoya modificar la alarma

El presidente del PP, Pablo Casado, durante una reunión del Comité de Dirección del PP.

La dirección del Partido Popular ha dejado en evidencia este martes las contradicciones con las que afronta la tercera ola de la pandemia. En rueda de prensa, el secretario general del partido, Teodoro García Egea, ha criticado que haya "17 formas distintas" de hacer frente a la emergencia sanitaria y ha reclamado "una estrategia nacional" única mientras, al mismo tiempo, las comunidades autónomas gobernadas por el PP proponen medidas contradictorias entre sí.

Castilla y León ha adelantado el toque de queda a las 20.00 horas, endureciendo las medidas consensuadas por el Gobierno y las comunidades en octubre, lo que ha motivado un recurso del Ejecutivo. La Comunidad de Madrid, en cambio, siempre se ha manifestado en contra de endurecer las restricciones y no contempla adelantar ese toque de queda ni mucho menos volver al confinamiento total de la población. "Para arruinar aún más a la hostelería en España, conmigo que no cuenten", ha asegurado hoy mismo la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso. Aunque se le ha preguntado insistentemente durante la rueda de prensa, García Egea no ha sido capaz de aclarar cuál de las dos estrategias es la que prefiere la dirección del PP.

Asimismo, mientras las comunidades autónomas gobernadas por el PP, así como otras gestionadas por el PSOE, han solicitado al Gobierno modificar el estado de alarma para poder adoptar más restricciones –el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, llegó a enviar este lunes una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, solicitándole expresamente esa modificación, igual que la Junta de Andalucía, que pidió por escrito el viernes al Ejecutivo adelantar el toque de queda a las 20.00 horas–, la dirección de Pablo Casado se niega a comprometerse a apoyar esa reforma, que debería ser refrendada en el Congreso de los Diputados. Preguntado hasta en cuatro ocasiones, García Egea ha evitado aclarar si apoyaría ese nuevo decreto. "Me gusta saber lo que se apoya y lo que no se apoya", ha acabado diciendo el secretario general de los populares, que se ha limitado a señalar que lo que respalda el PP es "apoyar vidas". "Si hoy ese decreto no vale es que Sánchez no ha hecho su trabajo", ha concluido.

El 'número dos' del PP ha asegurado además que solicitará la comparecencia de Pedro Sánchez en el Congreso "ante los preocupantes datos de contagios y fallecidos". "Ante el record de contagios y el número de fallecidos, ¿dónde está el presidente del Gobierno? ¿No decía que era una guerra contra el virus? ¿Dónde está el general escondido en el búnker, mientras otros son los que dan la cara y se juegan la vida? Que salga el comandante del búnker y explique por qué está dejando abandonados a los presidentes autonómicos, del PP y del PSOE", ha añadido.

"El único responsable es Sánchez"

Aunque el reiterado "plan B jurídico" que solicitó insistentemente Casado como alternativa al estado de alarma fracasó cuando se votó en el Congreso, con duras palabras contra el PP tanto de Ciudadanos como de Vox, sus socios autonómicos, García Egea ha vuelto a pedir "nuevos instrumentos jurídicos alternativos al estado de alarma" para frenar el "caos" de la tercera ola. A su juicio, "la culpa no la tienen las comunidades autónomas" porque "el único responsable es el señor Sánchez, que delegó las competencias en los presidentes autonómicos y decidió esconderse en un búnker".

Finalmente, García Egea ha insistido en pedir la dimisión del ministro de Sanidad, Salvador Illa, y ha querido ir un paso más allá: "Pedimos a Sánchez que cese de forma inmediata al señor Illa. Necesitamos un ministro de Sanidad al 100%", ha zanjado.

Etiquetas
Publicado el
19 de enero de 2021 - 14:01 h

Descubre nuestras apps

stats