Pedro Sánchez rechaza un debate público con Pablo Iglesias

Pedro Sánchez, en la inauguración del congreso extraordinario del PSOE vasco.

Pedro Sánchez no tiene previsto aceptar el reto de Pablo Iglesias de enfrentarse en un cara a cara televisivo y en Ferraz no quieren ni oír hablar del tema. El secretario general del PSOE tiene otras "prioridades", según fuentes de Ferraz. "Sobre este tema, no hacemos declaraciones", señala una fuente oficial del equipo de prensa de Sánchez.

El PSOE se reafirma en su estrategia de llevar a Sánchez a programas de variedades

El PSOE se reafirma en su estrategia de llevar a Sánchez a programas de variedades

La negativa de Sánchez como respuesta al desafío que este sábado lanzó el líder de Podemos en el programa La Sexta Noche no ha sido la única. El equipo de Sánchez ya ha rechazado, por el momento, propuestas de Salvados (La Sexta) y Carne Cruda (eldiario.es). Iglesias ha aceptado participar en estos dos casos: "Por supuesto. Contad conmigo", ha respondido ante la invitación del programa que comenzará a emitirse el 1 de octubre en eldiario.es.

En una intervención telefónica en La Sexta Noche, el líder de Podemos propuso la celebración de un debate. Según Iglesias, ese cara a cara lo querría ver "mucha gente". Iglesias se anticipó a un posible rechazo por parte de Sánchez y dijo que "cualquiera que tenga algo que ofrecer a la ciudadanía" debería aceptarlo.

Sin embargo, la nueva dirección socialista no está dispuesta a que la agenda política la marque el eurodiputado. "La agenda de Iglesias no es la misma que la del secretario general del PSOE", señalan fuentes de Ferraz, que insisten en que Sánchez está centrado en hacer "oposición ciudadana" al Gobierno del PP.

Además, esas fuentes muestran una cierta sorpresa ante la invitación del líder de Podemos por tratarse de una inusual "oposición a la oposición". Así, insisten en que las "prioridades" del jefe de la oposición son distintas a participar en un debate público en plena crisis territorial y en un momento en que la reforma fiscal del PP "tritura" a los que menos tienen.

Esta negativa de Sánchez a participar en un cara a cara con el líder de Podemos coincide en el tiempo con el comienzo de las críticas del secretario general del PSOE a esa formación acusándola de "populismo" y de ofrecer "soluciones irreales". También se produce en un momento en el que Ferraz ha decidido incrementar las apariciones en televisión de Sánchez, que en una semana ha intervenido en 'Sálvame' para defender su postura sobre el Toro de la Vega, en 'El Hormiguero' (Antena 3) y en 'Viajando con Chester' (Cuatro).

Jordi Évole se sumó a la petición de Iglesias y aseguró a través de Twitter que 'Salvados' propuso en julio un cara a cara entre ambos dirigentes. "De momento tenemos el ok de Pablo Iglesias y un compromiso de Pedro Sánchez -contó el presentador-. Por eso no tiramos la toalla. No tenemos el no de nadie". Évole añadió que si ese debate finalmente no se producía en su programa explicaría "el porqué".

Sánchez e Iglesias mantuvieron un enfrentamiento en 'Las mañanas de Cuatro' antes de que el primero ganara la consulta entre los militantes para suceder a Alfredo Pérez Rubalcaba. "Tú no vas a venir a darnos lecciones de democracia o de humildad", le dijo el socialista al eurodiputado, a quien recriminó que calificara como "casta" a los militantes del PSOE. Desde Bruselas, Iglesias le emplazó a que los diputados socialistas no prestaran sus votos al PP para en el proceso de sucesión en la Corona.

"No podemos hacer otra cosa, tenemos que votar la ley orgánica para que se produzca esa abdicación", expresó Sánchez, que defendió una "reforma de la Constitución" en la que se planteara un nuevo modelo de Estado. "Encantado de discutir un día en plató con calma", se despidió el eurodiputado. El debate, en el que también participó Alberto Garzón (IU), duró nueve minutos.

Etiquetas
Publicado el
22 de septiembre de 2014 - 20:10 h

Descubre nuestras apps

stats