eldiario.es

Menú

Ecologistas en Acción creará una plataforma en Cuenca contra las macrogranjas porcinas

El primer paso para su puesta en marcha es una reunión esta misma semana a la que han sido convocados los movimientos sociales contrarios a estas instalaciones

Este mismo lunes, el Diario Oficial da luz verde a una nueva granja entre Villanueva de la Jara y Pozorrubielos de la Mancha con 7.200 cerdos

Incarlopsa será el destino de muchos de estos animales. La empresa taranconera acaba de ampliar su matadero industrial en el que espera llegar a los 11.000 sacrificios diarios

- PUBLICIDAD -
Granjas de cerdos

Europa Press

Ecologistas en Acción en Cuenca quiere crear una plataforma ciudadana de ámbito provincial para oponerse a la proliferación de macrogranjas porcinas en esta provincia. El último proyecto que aspira a ponerse en marcha se publicaba este mismo lunes en el  Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM). Una  Resolución de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural otorga autorización ambiental integrada para la explotación de ganado porcino ubicada en los términos municipales de Villanueva de la Jara y Pozorrubielos de la Mancha (Cuenca), cuyo titular es don Miguel Onate López.

Se trata de una granja que podrá albergar hasta 7.200 de cerdos de cebo en tres naves cebadero. El proyecto ya tenía la DIA (declaración de impacto ambiental) desde el año 2011. Es la que necesitan todos aquellos proyectos agropecuarios con más de 2.000 cabezas de ganado aunque es ahora cuando se da el paso para ponerla en marcha, tras pedir una prórroga de tres años para mantener vigente la preceptiva declaración ambiental positiva. “La han mantenido en stand by y han aprovechado ahora que hay una suculenta subvención para retomar el proyecto”, asegura Carlos Villeta, portavoz de Ecologistas en Acción en Cuenca.

Este miércoles la organización ecologista mantendrá una reunión con los movimientos  sociales de estos municipios para estudiar la creación de una Plataforma provincial contra la instalación de estas macrogranjas y se prevén movilizaciones para después del verano. “Estamos presentado sistemáticamente alegaciones a todos los proyectos”, asegura.

Proliferan los movimientos sociales contra este tipo de instalaciones tanto de granjas de cebo como de cría de lechones. En la provincia de Cuenca se instalarán en Fuentes, Almendros, Torrejoncillo del Rey, Priego y Cañete. En este último caso, Ecologistas en Acción se ha dirigido al Ayuntamiento para pedir información adicional. “Hemos visto cosas que no nos convencen. Ya tienen la declaración de impacto ambiental, están en obras pero aún no cuentan con licencia de actividad. No tienen el agua concedida, ni está claro quién va a gestionar los purines y se va a instalar un generador de gasoil que produce emisiones sin que esté claro que tenga autorización”.

Un negocio que, en Cuenca, gira en torno a Incarlopsa

Villeta resalta que este tipo de instalaciones cuentan con el apoyo del Gobierno regional. La mayoría están vinculadas a la empresa Incarlopsa, con sede en Tarancón que la pasada semana inauguraba una ampliación de sus instalaciones, en concreto contará con un nuevo matadero industrial, y su presidente,  Emilio Lorente, comentaba al hilo del evento que "se desarrollará un tejido ganadero a cien kilómetros a la redonda del matadero que servirá de suministro para los próximos años". Anunciaba también  la construcción de un nuevo secadero en el polígono industrial Senda de los Pastores de Tarancón, con una inversión inicial de 23 millones de euros y capacidad para 560.000 piezas.

El nuevo matadero servirá para realizar entre 10.500 y 11.000 sacrificios al día. Cuenta con una inversión de 40 millones de euros, 16.520 metros cuadrados de superficie y ha supuesto la creación de más de 50 nuevos puestos de trabajo, que se elevarán hasta una cifra de entre 400 y 500 cuando funcione a pleno rendimiento dentro de cinco años, según previsiones realizadas por la empresa.

Para que el nuevo matadero funcione al 100% necesitará contar con la materia prima: los cerdos procedentes de granjas repartidas por toda la provincia. Carlos Villeta recuerda que la Junta de Castilla-La Mancha subvenciona con 100.000 euros cada puesto de trabajo generado en este sector. “En general este tipo de actividad destruye empleo, sobre todo en las zonas turísticas”.

La provincia de Cuenca no es la única en la que proliferan este tipo de granjas, muy criticadas por vecinos y organizaciones ecologistas por los olores y por sus efectos “contaminantes”, especialmente en Guadalajara donde también hay un movimiento vecinal en contra. Este lunes el Diario Oficial de Castilla-La Mancha también da luz verde a la declaración favorable de impacto ambiental, introduciendo algunas medidas correctoras, para la ampliación de una granja de ganado porcino de cebo que pasará de 3.950 a 4.400 plazas en la localidad de Gerindote (Toledo) y cuyo promotor es Granja El Albero, SL.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha