eldiario.es

Menú

Muñoz (ELA) afirma que Confebask "solo es vasca para recibir subvenciones y exigir un trato fiscal privilegiado"

Asegura que la patronal, "favorecida" por la ley, bloquea la negociación colectiva y advierte de que no le darán paz social

- PUBLICIDAD -

El secretario general de ELA, Adolfo Muñoz, ha afirmado que Confebask "solo es vasca para recibir subvenciones" y exigir "un tratamiento fiscal privilegiado" respecto a las empresas españolas.

Muñoz realiza esta reflexión en el análisis de Coyuntura que realizó en el último Consejo Nacional del sindicato celebrado este mes.

En su análisis, al que ha tenido acceso Europa Press, el líder de ELA realiza una reflexión sobre la negociación colectiva y manifiesta que es la patronal, "favorecida por la ley", la que "bloquea" esa negociación.

"¿Por qué va a querer negociar la patronal si lo que quiere se lo da la ley? La patronal nos ha pedido que, resignados, gestionemos con ellos esta situación, que les demos paz social. No lo vamos a hacer", advierte.

Muñoz critica que Confebask plantee "más exigencias" en su documento sobre un nuevo modelo de relaciones laborales" porque "nada debe oponerse a su concepto de competencia". "El trabajo y el salario son factores de permanente ajuste y el sindicalismo debe colaborar con las empresas", apunta.

El dirigente de ELA extrae una serie de conclusiones en torno a Confebask, entre ellas, que, "solo es vasca para recibir subvenciones y exigir un tratamiento fiscal privilegiado respecto a las empresas españolas".

"PATRONAL CÓMODA"

Muñoz cree que tienen derecho a preguntarse a quién representa Confebask y qué representación real tienen las patronales. A su juicio, la patronal vasca está "muy cómoda con la ley española" y "le viene bien para tirar salarios usando los convenios estatales".

Por ello, denuncia que Confebask rechaza el Marco vasco de Relaciones Laborales "si eso supone contenidos distintos a los del Estado". "Cuando hablan del 'nuevo modelo vasco de relaciones laborales', ocultan que ese modelo está definido por la ley española y la negativa de la patronal y del Gobierno vasco a dotarlo de contenidos diferentes", explica.

Por otra parte, el líder de ELA denuncia que la patronal siempre "ha atacado" los instrumentos de defensa colectiva, sobre todo, la huelga, que, en su opinión, es un "síntoma de funcionamiento de la democracia". Por ello, asegura que no van a renunciar a su ejercicio.

"DISTRIBUCIÓN INJUSTA"

Muñoz destaca que todas las medidas adoptadas durante la crisis lo han sido para provocar "una distribución más injusta de la riqueza. En concreto, asegura que el desempleo, "a pesar de la propaganda, no se reduce", y añade que "cae la población activa porque personas que antes demandaban empleo dejan de hacerlo".

Además, según Muñoz, la contratación se está "fragmentando" y "se extienden los contratos a tiempo parcial y temporales". El dirigente de ELA considera que la nueva contratación es "estructuralmente precaria" y que se une otro "dato alarmante" y es que "cada vez menos personas cobran alguna prestación por desempleo".

Muñoz califica de "escándalo" los datos sobre la distribución de la riqueza y resalta que "nunca los salarios han representado menos porcentaje en el reparto de la riqueza y nunca las rentas altas, de capital y empresariales han pagado menos impuestos que en la actualidad".

CAMPAÑA

El dirigente de ELA anuncia que pretenden hacer llegar "hasta el último rincón" su campaña contra la precariedad laboral y denuncia que la caída salarial "arrastra a un mayor empobrecimiento".

Muñoz se refiere a las reacciones a la campaña, que creen que "le dan más valor". "Les molesta que unamos miseria laboral con las caras de los explotadores de mano de obra. El consejero llamó al presidente de Confebask para solidarizarse con él cuando tuvo conocimiento de nuestra denuncia; no llama a ELA para cerciorarse sobre si la denuncia es cierta. Tampoco llama a ELA cuando las empresas coaccionan, amedrentan y crean un miedo insuperable a nuestra gente para que renuncie a ejercer derechos", señala.

"RECORTES"

Por otra parte, asegura que "no es verdad" que los recortes "se decidan en Madrid" porque en "Gasteiz y en Iruña dicen lo mismo en política económica y social". "Cuando la ley española es básica, son obedientes y cuando no lo es, sus políticas son igual de antisociales", lamenta.

Por lo tanto, asegura "con rotundidad", que la política de recortes "la deciden en la CAPV, las diputaciones forales y el Gobierno de Gasteiz, y, en Nafarroa, el Gobierno de Iruña", debido a que "se niegan a abordar una reforma fiscal". A juicio de Muñoz, con una presión fiscal similar a la media de la UE, "los recortes no serían necesarios".

Asimismo, cree que una "concreción de los ajustes" es la "negativa" del PNV, PSE-EE, PP y UPyD a aprobar la ILP presentada por ELA en el Parlamento vasco para "dignificar" las condiciones laborales en las subcontratas del sector público.

"Que proliferen trabajos de 12 horas a 5 euros/hora en adjudicaciones públicas, no es que no sea un problema para ellos, sino que es su alternativa para el empleo. Cumple dos objetivos: el de la miseria laboral que quiere la patronal y el de cumplir los ajustes presupuestarios que aplica la administración vasca", denuncia.

FRUSTRACIÓN

Muñoz indica que existe "una grave frustración" en ELA derivada de que la clase política con responsabilidades institucionales "renuncia a la alternativas en política fiscal" y el cambio social con esta política fiscal es "imposible".

En este sentido, alude al hecho de que en Gipuzkoa el Impuesto sobre las Grandes Fortunas fuera "satanizado" por el "Tea Party de Gipuzkoa (Adegi, la Cámara de Gipuzkoa, Garaile y el PNV) porque no quieren ningún cambio".

A su juicio, "nunca" se ha querido un "debate en serio" sobre fiscalidad y "se hurta" ese debate, "llenándolo de tópicos y falsedades".

"En nuestro país, las rentas altas, empresariales y de capital nunca han pagado menos impuestos que ahora. Las empresas, sobre todo las más grandes, nunca han pagado menos que ahora, favorecidas por subvenciones, bonificaciones y exenciones", indica Muñoz, para añadir que este sistema "injusto" lo decide "con total opacidad una pequeña elite política conectada por la patronal".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha