eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Ripollés pide no tocar la escultura caída por el viento tras "hablar" con ella

- PUBLICIDAD -
Ripollés pide no tocar la escultura caída por el viento tras "hablar" con ella

Ripollés pide no tocar la escultura caída por el viento tras "hablar" con ella

El artista Juan Ripollés, autor de la escultura derribada por el viento el pasado sábado en Castellón, ha pedido hoy, tras "hablar" con ella, que el equipo de gobierno municipal la deje como está.

Así lo ha manifestado el escultor en una rueda de prensa tras reunirse con el equipo de gobierno de Castellón y técnicos municipales para tratar de aclarar el incidente que provocó la caída de la obra, de 38 toneladas de peso y 29 metros de altura, levantada en homenaje a las víctimas del terrorismo en una rotonda de la Ronda Este.

Ripollés ha señalado que la idea se le ocurrió durante un "diálogo" con la obra en plena madrugada: "Hablé con esa nueva realidad y me di cuenta de que con la caída de la escultura había concluido mi obra", ha dicho.

Según el autor, durante ese "encuentro íntimo", la escultura le dijo: "Déjame, no me toques, como un muerto que está enterrado y no quiere que lo remuevan".

El equipo de gobierno municipal ha solicitado tres informes técnicos y ha defendido que la obra "cumplía con los planes de seguridad", según ha explicado el portavoz del ejecutivo local, Miguel Ángel Mulet.

Ripollés ha reclamado que le "permitan sanear la escultura, pero dejándola como está, porque ahora está en plenitud y armonía con su origen".

"La naturaleza me ha ayudado a terminar una escultura que nació para rendir homenaje a las vidas rotas de las víctimas del terrorismo; ahora mi obra es una víctima más, que ha pasado de la vida a la muerte, de mirar hacia el cielo a besar la tierra, y quiero que se quede así", ha reiterado.

Sobre la petición del artista de mantener la escultura como ha quedado, el portavoz del equipo de Gobierno en Castellón ha indicado que es algo que deberá "estudiar".

Ha comentado que respetan su criterio pero que la decisión última la tomará el Ayuntamiento.

Por el momento, el Ejecutivo municipal ha acordado en la reunión de hoy encargar tres informes técnicos para concretar las causas, barajar las posibles soluciones técnicas y estimar el coste de la reparación.

Mulet ha indicado que éste estará "por debajo de lo esperado" porque tanto la base de la escultura como la parte superior no han sufrido daños de importancia, aunque no ha concretado ninguna cantidad.

El portavoz del PP local ha defendido también que la escultura, con un valor para el Consistorio de 180.000 euros, incluidos en el presupuesto de las obras de remodelación de la avenida Valencia, donde debía emplazarse en un principio, "cumplía todos los planes de seguridad".

Además, ha explicado que para incrementar la seguridad se ubicó finalmente en una rotonda, la de la ronda Este, con un mayor diámetro "para que en caso de que ocurriera algo, no invadiera la calzada, algo que por desgracia hemos podido comprobar".

Mulet ha ratificado que el proyecto fue supervisado por los ingenieros y que éste contaba con su visto bueno.

También ha dicho que, a falta de los informes que revelen lo que realmente provocó el derribo de la pieza de acero, el ingeniero responsable de supervisar la escultura ha apuntado a que el problema fue "el punto de unión" entre la base y la paloma de la parte superior, que fue la que cayó.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha