Asignaciones económicas, cuentas bancarias y financiación: el desencuentro en Adelante Andalucía no solo es político

Teresa Rodríguez y Toni Valero, en una manifestación.

La Mesa del Parlamento andaluz rectificó a última hora del jueves y dejó sin efecto la expulsión de Adelante Andalucía de Teresa Rodríguez y de otros siete de diputados (Anticapitalistas). Ahora es la portavoz de la confluencia, Inmaculada Nieto (IU), la que tiene que “acreditar” que la salida del grupo parlamentario de los anticapitalistas es consecuencia de su baja de Podemos. Mientras se dirime el fallo, hay un escenario que dejaría a estos diputados sin recursos para sus funciones políticas. De confirmarse su expulsión, no solo pasarían a ser considerados diputados no adscritos, sino que perderían las asignaciones económicas establecidas únicamente para los grupos parlamentarios. Más allá de las limitaciones de sus derechos como diputados –solo podrían asistir con voz y voto a las sesiones plenarias y a aquellas comisiones de las que formen parte; pertenecer, al menos, a una comisión; y mantener el tratamiento institucional y protocolario preferente–, no podrían beneficiarse de las subvenciones necesarias para cubrir sus gastos de funcionamiento. Una de las claves es el acuerdo económico.

Teresa Rodríguez celebra su vuelta a Adelante Andalucía tras la "chapuza miserable" de IU: "Las mentiras tienen patas muy cortas"

Teresa Rodríguez celebra su vuelta a Adelante Andalucía tras la "chapuza miserable" de IU: "Las mentiras tienen patas muy cortas"

Porque la disputa ya no solo es política sino también económica, con una serie de acusaciones puramente monetarias en cuanto a transferencias o cuentas bancarias que mantiene en vilo a IU, que asegura no haber percibido la parte que le corresponde pese a que Teresa Rodríguez insiste en haber cumplido el acuerdo económico entre la federación de izquierdas y Podemos. El tema no es baladí y elDiario.es Andalucía ha tenido acceso a diversa documentación que prueba ciertas actuaciones.

Adelante Andalucía cuenta con una asignación de 1.665.933 euros para 2020. El 1 de julio de 2019, y en función del acuerdo alcanzado con anterioridad a las elecciones autonómicas de 2018, las fuerzas de la confluencia con actividad parlamentaria, Podemos e IU, consensuaron que parte de la asignación fija de la anterior legislatura (355.066 euros) se repartiese al 50% entre ambas formaciones. El monto restante (1.310.867 euros) se distribuye en la proporcionalidad de un 65% para Podemos y un 35% para IU. Desde fuentes cercanas a los anticapitalistas resaltan que “nunca” ha habido problemas de coordinación con la tesorería de IU. Pero el problema se inició cuando Rodríguez y sus afines salen de Podemos. Fuentes de la formación morada explican que el acuerdo económico “se respetó” hasta entonces y que desde la llegada de Martina Velarde a la coordinación general de Andalucía “no se destina dinero a Podemos”.

El pacto con Pablo Iglesias al que los anticapitalistas remiten para escudarse de las acusaciones de transfuguismo es el mismo al que se aferran para conservar los 246.808 euros pertenecientes a la asignación de Podemos del cuarto trimestre de este año. Fuentes de Anticapitalistas indican a este diario que el acuerdo “llevaba implícito” las subvenciones correspondientes que “se habían ganado en las elecciones”. Este dinero, explican, sirve para pagar a equipos de trabajo y el personal que sigue vinculado a la formación morada así como las sedes del partido que comparten. Sin embargo, desde Madrid, fuentes de la dirección estatal de Podemos desmienten estos términos: lo pactado es que los anticapitalistas mantengan unas actas de diputado que ganaron concurriendo a las elecciones autonómicas con un partido al que ya no pertenecen.

Desde IU creen que la salida de anticapitalistas de Podemos no debe suponer un detrimento económico para la coalición. Indican que es Rodríguez la que debe plantear una fórmula con su antiguo partido para repartir la asignación del cuatro trimestre. La formación morada va a reclamar ese dinero que ahora disfrutan sus exdiputados porque “Anticapitalistas no está reconocido como parte de la coalición”. Hay que recordar que Teresa Rodríguez, mientras ocupaba la dirección en funciones de Podemos en Andalucía, facilitó la entrada de sus miembros afines, un movimiento que tampoco es validado por IU.

El rastro del dinero

Pese a los intentos, de cara a la galería, de mantener una cordialidad y de apelar al diálogo, los desencuentros entre Anticapitalistas e IU eran constantes. El divorcio estaba anunciado y la propia Rodríguez dio por rotas las negociaciones sobre el futuro de la confluencia con los comunistas en agosto. Por entonces, el debate se centró en el control de las redes sociales y de la antigua cuenta bancaria del grupo parlamentario, cuyo último ingreso, de 17 de julio, fue la asignación económica correspondiente al tercer trimestre (416.483€), constando gastos hasta el pasado 21 de octubre.

IU apunta a que el pasado 10 de agosto los técnicos de Anticapitalistas “robaron las redes sociales” de Adelante Andalucía. Una respuesta, según los afines a Rodríguez, a la retirada “sin consultarlo” por parte de la federación de izquierdas de fondos institucionales para las Diputaciones de Huelva y Málaga. IU asegura que solo cumplía con los acuerdos que tenían firmados con Podemos sobre la financiación de la coalición.

El embrollo continúa. IU denuncia que el 28 de agosto Rodríguez revocó a su administrador económico en la coalición el acceso a la cuenta corriente de Adelante Andalucía. El movimiento es confirmado por la sociedad cooperativa de ahorro y crédito, Caja de Ingenieros, donde se aloja dicha cuenta, que pasa a tener solo dos apoderados de la líder de Anticapitalistas. Anteriormente, en la anterior cuenta del grupo, constan un miembro de IU y otro de la antigua dirección de Podemos, según ha comprobado este medio.

Rodríguez además abrió una nueva cuenta corriente en la que solicita al Parlamento andaluz, según mantienen fuentes de IU, la transferencia de la asignación económica correspondiente al cuarto trimestre: 416.483€. Fuentes de Anticapitalistas aseguran que este cambio “fue respaldado” por la mayoría del grupo parlamentario y se realizó para garantizar que no se produjese la apropiación “indebida” por parte de Podemos de esos recursos económicos.

Penúltimo capítulo: transferencia el viernes

El 23 de octubre, Anticapitalistas realiza una transferencia a IU de 60.000€ de los 169.675€ que le corresponden, según el reparto del cuatro trimestre. IU ha reclamado y sigue reclamando la cantidad restante. Lo habitual, al menos en los trimestres precedentes, era que IU recibiera en el margen de los siguientes cinco días hábiles después de la asignación parlamentaria, como así constaba en el acuerdo económico entre ambas formaciones, un total de tres transferencias por valor de unos 60.000 euros. Según ha comprobado este medio, la única transferencia a IU es la referida de 60.000 euros. El pasado 29 de octubre, tanto Adelante primero como IU después entraron en esta disputa económica desde sus perfiles oficiales de Twitter.

Los afines a Rodríguez, en todo caso, confirman a ese respecto que se efectuaría la transferencia con el resto de la subvención. De hecho, este medio ha comprobado la existencia de un escrito registrado este 6 de noviembre por Teresa Rodríguez como presidenta del grupo parlamentario (apenas unas horas después de la decisión de la Mesa del Parlamento que la hacía de nuevo diputada de pleno derecho) autorizando a la gerente a realizar una transferencia de 60.000 euros “a nombre de IULV-CA” dirigida a un número de cuenta “muy parecido al de IU” pero al que “casualmente” le faltan cuatro números, apuntan fuentes de IU. En Canal Sur, la propia Rodríguez decía el mismo viernes que IU “ha recibido hasta el último euro que tenía que recibir”.

La federación de izquierdas mantiene que no es así, que dicha transferencia “no ha llegado” y que fue el propio banco “el que avisó a IU de esto, que la falta de números es un error y, por tanto, el banco no realizó la transferencia sino que está pendiente de subsanación”. Fuentes cercanas a Rodríguez insisten en que la transferencia está hecha y que, cuando se termine de normalizar todo, se completará la parte que le corresponde (unos 50.000 euros). Por parte de IU se insiste en que “es una jugada en la que se reconoce que tienen fondos que no son suyos” y que “lo más grave es que se han quedado con todo el poder sobre las cuentas al quitarnos de apoderados”. “No es sensato que ellos hagan transferencias a IU a discreción, sino que IU esté con los mismos poderes en la cuenta común y disponga de lo que le corresponde por el acuerdo”, añaden.

Desde que se admitiese a trámite el escrito de Podemos, con el beneplácito de IU, por el que los ocho diputados fueron considerados “tránsfugas”, los reproches entre ambas formaciones sobre las cuestiones económicas de la coalición han sido permanentes. A la espera del fallo definitivo sobre el futuro de los ocho diputados, las subvenciones a Adelante Andalucía están gestionadas por Teresa Rodríguez y sus afines, mayoría en la confluencia. En la futura decisión de los letrados parlamentarios se juegan las habichuelas.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats