El comité de empresa de SEG Automotive lamenta que el Gobierno de Cantabria apoye a una empresa que planea despedir a un tercio de la plantilla

Planta de SEG Automotive de Treto. | SEG AUTOMOTIVE

El Comité de Empresa de SEG Automotive ha lamentado el apoyo público del Gobierno de Cantabria a la dirección de esta empresa, "que pretende despedir a un tercio de su plantilla actual y que no respeta los acuerdos firmados", como así le trasladó en enero el órgano de representación sindical a la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Ana Belén Álvarez.

El comité de empresa se refiere de este modo a la reunión mantenida el lunes entre la dirección de SEG y el consejero de Industria, Javier López Marcano, y la consejera de Empleo, Ana Belén Álvarez, para que el Gobierno de Cantabria apoye el plan de instalación en la Comunidad de un "centro para la electrónica de futuro". Ante este encuentro, el comité de empresa ha dado a conocer que el plan de futuro de SEG Automotive implica el despido de 275 trabajadores de la fábrica de Treto. "En ninguna de las reuniones mantenidas hasta la fecha se ha hablado de un proyecto de un centro para la electrónica del futuro ni de ningún otro proyecto que dé viabilidad a la factoría", ha indicado el comité.

"El comité de empresa no está de acuerdo en que sobren 275 trabajadores -añade-. Creemos que se necesita más personal para trabajar como así lo demuestran los datos de los últimos cinco años, con una producción media anual de 3,5 millones de alternadores, una media de contratación de 885 personas y 5.356 horas extraordinarias (sin contar las horas de alargamiento de la jornada laboral ordinaria de las que nunca nos quieren proporcionar los datos). Todos estos años, con beneficios económicos anuales".

El dinero público de todos los cántabros en apoyo a esta empresa solo va a servir para subvencionar los despidos de Treto y financiar a la fábrica de Miskcolc-Hungría

La dirección de SEG Automotive quiere negociar un Plan de Futuro a dos años vista en el que sólo contemplan despidos sin aportar un plan industrial para la planta, un plan industrial que garantice inversiones, productos y plantilla, informa el comité de empresa.

La dirección de SEG Automotive ha implantado la figura de TreMí (una fábrica con dos localizaciones, Treto y Miskolc-Hungría) y está apostando por Hungría como planta de producción en Europa, contemplando "deslocalizar la producción de Treto a Miskolc a su antojo, sin querer dar viabilidad a la fábrica de Treto", añade.

"Mientras tanto, la dirección de SEG Automotive está recibiendo el apoyo público y las subvenciones del Gobierno de Cantabria, y lo que estamos viendo desde el comité de empresa es que el dinero público de todos los cántabros en apoyo a esta empresa solo va a servir para subvencionar los despidos de Treto y financiar a la fábrica de Miskcolc-Hungría", concluye el comité de empresa.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats